Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
98 CIENCIAyFUTURO MIÉRCOLES 14 s 5 s 2008 ABC McCain rompe con el presidente Bush en materia de cambio climático El candidato republicano apoya una mayor utilización de la energía nuclear PEDRO RODRÍGUEZ. CORRESPONSAL WASHINGTON. En una significativa ruptura con la pasiva política ambiental de la Administración Bush, John McCain- -candidato in pectore del Partido Republicano para las presidenciales de noviembre- -se ha declarado esta semana partidario de introducir límites obligatorios sobre las emisiones contaminantes de Estados Unidos. Dispuesto a no dejarse arrinconar en el frente del cambio climático por el Partido Demócrata, el senador ha insistido en que estamos advertidos por científicos serios y creíbles de todo el mundo que el tiempo es corto y los peligros son grandes El plan avanzado por John McCain, junto a diversos actos electorales en la mucho más ecologista costa oeste de Estados Unidos, insiste tanto en la adopción de limites obligatorios como en ofrecer créditos de contaminación intercambiables para estimular la innovación tecnológica. Con el objetivo de volver a los niveles de contaminación de 2005 para el año 2012, y a los del 1990 en el año 2020. Para de esta forma alcanzar a mediados de siglo una reducción del 60 por ciento con respecto a los niveles de 1990. Porcentaje no tan estricto como el objetivo de un 80 por ciento compartido por Barack Obama y Hillary Clinton. No obstante, las posiciones de McCain suponen casi un giro copernicano con las políticas mantenidas hasta la fecha por la Casa Blanca. En una clara alusión crítica al presidente Bush, el candidato republicano ha indicado que de ser elegido en noviembre no eludirá lo que a su juicio es la obligación de Estados Unidos para ayudar a forjar un nuevo pacto internacional sobre cambio climático. Según el senador de Arizona, no voy a permitir que pasen ocho años largos sin una acción seria ante estos graves retos El tráfico rodado es uno de los principales emisores de dióxido de carbono AFP La concentración de CO 2 en la atmósfera es la más alta de los últimos 650.000 años Mediciones en Hawai muestran que crece a un ritmo muy superior al previsto A. A. L. MADRID. La concentración de dióxido de carbono en la atmósfera ha alcanzado el nivel más alto en 650.000 años, lo que viene a apoyar las teorías de que el cambio climático está fuera de control. Los científicos del observatorio de Mauna Loa en Hawai aseguran que los niveles de CO 2 en la Tierra alcanzaron en 2007 las 387 partes por millón (ppm) un 40 más que en la revolución industrial. Los datos, publicados en la página web de la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica de los Estados Unidos (NOAA) confirman además que este gas se está acumulando en la atmósfera mucho más rápido de lo esperado. Así, la tasa de crecimiento anual en 2007 fue de 2,14 partes por millón, el cuarto año de los últimos seis en el que el crecimiento anual sobrepasó las 2 partes por millón. Desde 1970 hasta el año 2000 la concentración aumentó 1,5 ppm por año, pero desde 2000 la cifra ha aumentado a un promedio de 2,1 ppm, si bien el incremento anual para el año 2006 fue de 1,76 partes por millon. El año en que el incremento fue mayor fue 1998, que coincide con el más caluroso de la historia. Los investigadores consideran que este cambio podría indicar que la Tierra está perdiendo su capacidad natural para absorber millones de toneladas de dióxido de carbono al año. En este sentido, advierten de que si una mayor cantidad de CO 2 permanece en la atmósfera, las emisiones tendrán que recortarse más de lo previsto para evitar niveles peligrosos del calentamiento global. El co- director del grupo sobre impactos del Panel Intergubernamental de Cambio Climático (IPPC) Martin Parry, aseguró a The Guardian que a pesar de todo lo que se ha hablado sobre este problema, la situación va a peor. Los niveles de gases de efecto invernadero continúan aumentando en la atmósfera y la media de ese crecimiento se está acelerando. Ya vemos los impactos del cambio climático y su escala puede acelerarse advirtió. Los datos del observatorio de Mauna Loa, que mide los niveles de este gas desde 1958, se obtienen a 3.400 metros de altitud y, por tanto, no son los mismos que la media global de concentración de CO 2 en la superficie marina. Ahí, el crecimiento anual de la concentración de CO 2 en la atmósfera ha sido mayor, de 2,23 partes por millón. Mientras parece que merma la capacidad terrestre de secuestrar el dióxido de carbono, el programa de Naciones Unidas para el Medio Ambiente anunció ayer en un comunicado que ha decidido plantar un árbol por cada tres habitantes del planeta para combatir el cambio climático y la pérdida de biodiversidad hasta la próxima convención climática de 2009 en Copenhague. Más allá de esa fecha, el objetivo de Naciones Unidas es que sean en total 7.000 millones de nuevos ejemplares de árboles los que cubran las tierras emergidas. Compensar por las emisiones La iniciativa de McCain insiste en utilizar las mismas fuerzas de la economía de mercado que a través de la industrialización han creado el actual problema, obligando a que las empresas que producen más contaminación tengan que compensar por sus emisiones comprando créditos a las compañías menos contaminantes. Como alternativa a los combustibles fósiles, la campaña de McCain también apuesta por un mayor uso de la energía nuclear, poniendo como ejemplo la situación de Francia, que satisface de esa manera la mitad de su consumo eléctrico. Según el senador, las centrales nucleares deben ser consideradas como un poderoso aliado para solucionar el problema del calentamiento global. Capacidad para absorber Más información sobre el nivel de CO 2: http: www. esrl. noaa. gov gmd ccg g trends John McCain, preparándose para una intervención en TV AP