Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
22 ESPAÑA Ante el XVI congreso del PP s Los populares vascos MIÉRCOLES 14 s 5 s 2008 ABC OTRAS REACCIONES Leopoldo Barreda Portavoz del PP vasco Antonio Basagoiti Pte. del PP de Vizcaya Francisco Granados Cons. de Presidencia de Madrid Rita Barberá Alcaldesa de Valencia Manuel Pizarro Diputado del Grupo Popular La ponencia política redactada es impecable y no hay duda de que Mariano Rajoy es su adalid No se puede utilizar la decisión de San Gil para golpear a Rajoy y discutir su liderazgo en el partido San Gil es un referente del partido y se retiró de la ponencia para ser fiel a los principios del PP La ponencia va en el camino de todos los planteamientos que el PP ha defendido, y que ha defendido María Lo que hace falta es que los que están a cargo del PP acierten qué es lo que queremos todos San Gil se toma tres días para reflexionar y anula un acto con Rajoy en Vitoria El portavoz del PP vasco considera zanjada la crisis con la asunción de los postulados de San Gil en la ponencia M. LUISA G. FRANCO BILBAO. María San Gil ha anulado todos sus compromisos políticos durante tres días para dedicarse a reflexionar sobre la crisis abierta en torno al contenido de la ponencia política que debatirá el PP en su congreso. El mismo día en el que se daba a conocer el contenido final de la ponencia, que refleja los planteamientos de la presidenta del PP vasco, San Gil iniciaba ese periodo de reflexión, por el que se ha anulado el acto previsto para el jueves en Vitoria, en el que iba a intervenir junto con Mariano Rajoy. No hubo ayer reuniones en el seno del PP vasco para analizar lo ocurrido e incluso algunos de sus dirigentes, como el portavoz del partido, Leopoldo Barreda, daban por zanjada la crisis una vez que la ponencia política del partido había recogido los planteamientos de San Gil, que eran respaldados por Mariano Rajoy. Después de la crítica pública que expresara contra San Gil el lunes el presidente del PP alavés, Iñaki Oyarzabal, ayer las aguas estaban más calmadas en el PP vasco, a pesar de que San Gil no les había ofrecido una explicación de lo ocurrido a todos ellos. El presidente del PP de Vizcaya, Antonio Basagoiti, quien realizó por primera vez en público la reflexión de que el PP vasco podía intentar crecer a costa del nacionalismo moderado, ha hablado estos días con María San Gil y la ha apoyado en todo momento, lo mismo que a Mariano Rajoy. Basagoiti explicó a ABC que él había planteado que el partido estuviera más enraizado en el País Vasco, lo cual no supone ninguna dejación de los principios del partido. Además, está satisfecho por el contenido de la ponencia política, que era el que proponía San Gil, porque eso supone que el PP vasco tiene más peso en los órganos de decisión del PP Basagoiti no se une a quienes critican a la dirigente vasca por no dar explicaciones públicas de forma inmediata, después de que Mariano Rajoy y los otros dos redactores de la ponencia política aceptaran sus planteamientos. También el portavoz del PP vasco, Leopoldo Barreda, mostró a ABC su satisfacción por el contenido de la ponencia y añadió que no existen dudas políticas sobre Mariano Rajoy, que es su adalid Nos sentimos identificados con esa ponencia, que dice lo que todos los militantes y los diez millones de electores del PP creen y, por tanto, si alguien ha pretendido en algún momento que la ponencia fuera otra cosa, evidentemente, ha fracasado señaló. A pesar de su victoria moral, María San Gil no ha querido escenificar la unidad después de la tormenta en el acto que iba a celebrarse el próximo jueves en Vitoria y que formaba parte del calendario fijado por Mariano Rajoy para contactar con las distintas organizaciones regionales del partido de cara al congreso nacional que el PP celebrará el próximo mes de junio en Valencia. La presidenta del PP vasco tampoco quiso ir ayer a Madrid para reunirse con Mariano Rajoy y zanjar públicamente la crisis. Aunque no ha asistido a reuniones, María San Gil sí ha hablado por teléfono con varios de los dirigentes de su partido a lo largo de estos días, según confirmaron varios de ellos a ABC. Con San Gil y con Rajoy ABC. es Vídeos con declaraciones de los dirigentes del PP en abc. es María San Gil, en una imagen de archivo IGNACIO GIL César Alonso de los Ríos POR QUÉ RAJOY TENTÓ A MARÍA ulio Caro Baroja hizo la crítica de la creencia en los caracteres nacionales que algunos como Rajoy siguen empeñados en mantener. Éste juega al galleguismo mítico para justificar su descreimiento. Un relativismo con sorna que con Ma- J ría San Gil le ha salido mal. Yo me pregunto hasta qué punto gentes como Rajoy son capaces de pensar que puede traicionar sus convicciones una persona que, como María San Gil, no ha dado ocasión alguna para ello. Ha visto morir por sus ideas a muchos compañeros (a veces a un metro de distancia, como en el caso de Ordóñez) y ha visto cómo otros traicionaban sus creencias fomentando de ese modo el separatismo que pretendían detener al ceder. Juanramonianana, María es suave por fuera y acero por dentro, como viene demostrando a lo largo de su vida. ¿Por qué, entonces, Rajoy se ha empeñado, una vez más, en probar su entereza moral? Y digo una vez más porque tan sólo hace unos meses se negó a aceptar el segundo puesto en la lista electoral de Madrid. Dijo que no porque no se fiaba de Rajoy y de la política de la dirección del PP en relación con la cuestión nacional. Fue a ella, en efecto, y no a Pizarro a quien se le ofreció ese puesto por vez primera. Y ella dijo que no. Primero a Acebes y, al día siguiente, al propio Rajoy, en San Sebastián. ¿Por qué, entonces, esa insistencia del presidente? O dicho de otro modo, ¿por qué confiaba Rajoy en que María cedería en los principios sobre los que iba a asentarse la ponencia política del Congreso? Sin duda pensó que la diri- gente del PP vasco terminaría por tener los comportamientos ambiguos que él mismo ha mantenido durante cuatro años en sus relaciones con Zapatero. Es decir, haciéndose el engañado para seguir jugando, haciéndose el tonto, el gallego ¿Por qué Rajoy ha querido probar a María San Gil y, de este modo, ha cometido un error tan grave que ha partido al PP en dos? Quizá porque pensaba que la inmensa mayoría de los dirigentes populares están convencidos de que hay que pactar con los nacionalistas. Todos excepto Jaime Mayor y Alejo Vidal- Quadras. Y los millones de personas que salieron con la bandera nacional a la calle.