Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MIÉRCOLES 14- -5- -2008 De la Vega no logra en Níger la condena explícita de la ablación y la poligamia 15 EL TRASFONDO DE LA PONENCIA Rajoy, sobre la espantada de María San Gil, ha pedido silencio a los miembros de su partido que le han pedido consejo sobre qué postura tomar Sánchez Camacho y Soria confirman que la ponencia política que se debatirá en el congreso del PP se ha consensuado por los tres ponentes y recoge íntegramente todas las propuestas de María San Gil Soria, sobre la ponencia: No me consta que haya el más mínimo alejamiento a los principios o a la idea de España del PP Sólo en dos reuniones estuvieron presentes San Gil, Sánchez Camacho y Soria, y Lasalle realizó labores de coordinación PNV: La ponencia parece de puño y letra de San Gil Los nacionalistas vascos y catalanes coinciden en que no ven indicios de cambios de posición en el PP B. TORQUEMADA MADRID. Los que no ven asomo del pretendido cambio de posición del Partido Popular en relación con los nacionalistas vascos son los propios interesados, según han manifestado diversas voces del PNV una vez que han tenido ocasión de leer la ponencia que ha desatado una convulsión sin precedentes en la calle Génova. De puño y letra de María San Gil le ha parecido al portavoz del PNV en el Congreso, Josu Erkoreka, el texto que (ya sea por su redacción final o por el modo en que se ha gestado) ha motivado el tumultuoso desmarque de la presidenta del Partido Popular del País Vasco. Añadió Erkoreka que en caso de que la espantada se haya debido a lo recogido en el documento, casi da miedo pensar hasta dónde estaba dispuesta a llegar ella o qué calificativos o epítetos quería incorporar Así, se declaró sorprendido por la reacción de San Gil después de ver las dos alusiones al PNV que se hacen en la ponencia, en los puntos 83 y 84: la primera se refiere a que los nacionalistas condenan el terrorismo y al mismo tiempo desmienten sus palabras y en la segunda se les acusa de ser obstruccionistas en la lucha contra ETA y de no colaborar en su derrota. Aseveraciones que el PNV ve incompatibles con cualquier eventual giro del PP para caer bien en sus filas y que demuestran, según el portavoz peneuvista, Deia se insista en presionar para que lo ocurrido con San Gil sea interpretado como que una nueva vía más conciliadora aún puede abrirse en el PP. Además, en el entorno del Partido Nacionalista Vasco se ha tirado estos días de hemeroteca para acreditar que fue precisamente Jaime Mayor Oreja, valedor de María San Gil, uno de los principales muñidores del acuerdo con Xabier Arzalluz que sustentó la investidura de José María Aznar en 1996. Recuerdan que Mayor llegó a decir que aquel pacto sería muy beneficioso para la normalización del País Vasco y que con él se había roto un tabú Sin embargo, estos argumentos no hacen mella alguna en el seno del Partido Popular, donde se recuerda que en aquel momento el PNV no se había echado aún al monte en Estella y que, en consecuencia, no cabe comparar la posición con respecto a los nacionalistas vascos antes y después de que pactaran con ETA En paralelo, tampoco CiU detecta en los pronunciamientos del PP síntomas de un viraje de aproximación a sus postulados. El portavoz de los nacionalistas catalanes en el Congreso fue más comedido que el del PNV pero sí recordó que, de momento, los indicios no son buenos para una mejora de las relaciones porque el Partido Popular se mantiene en la misma posición tanto en materia de financiación autonómica como en su determinación de mantener el recurso contra el Estatuto catalán. Sin embargo, sí dejó Duran la puerta abierta a un futuro acercamiento al PP con la consideración de que está en un proceso precongresual y habrá que ver en qué queda UNANIMIDAD Josu Urkullu Pvoz. del PNV en el Congreso Casi da miedo pensar hasta dónde estaba dispuesta a llegar San Gil o qué calificativos quería incorporar Íñigo Urkullu Presidente del PNV mingo. Yo, personalmente, la cerré con ella siguió explicando la senadora, de modo que si ella no nos acompaña, es una posición a la que no puedo responder. No debemos ni podemos responder sobre decisiones personales Soria, que admitió que en esas últimas horas no mantuvo ningún contacto con su compañera de partido, reiteró que el texto fue elaborado, debatido y acordado por los tres. Le tendrán que preguntar a María por qué no está aquí En cuanto al controvertido papel de José María Lasalle, Sánchez Camacho explicó que siempre hay una persona de apoyo en Génova que realiza las tareas de coordinación, entre otras cosas por la distancia física de los ponentes. Por eso, sólo hubo dos reuniones presenciales y Lasalle coordinó, como hicieron el número dos de Organización, Juan Carlos Vera, con la ponencia de Estatutos, y el portavoz parlamentario de Economía, Cristóbal Acordado por los tres Montoro, con la económica. Esta consideración le sirvió a la catalana para afirmar que la responsabilidad del texto corresponde a los tres ponentes. Interrogados sobre si consideraban una deslealtad el plante de su compañera de partido, Soria se apresuró a señalar que en modo alguno San Gil, agregó el barón territorial canario, ha sido y seguirá siendo un referente político y moral por la defensa de unas ideas y valores A esta apreciación se sumó Sánchez Camacho al afirmar que en absoluto, ni muchísimo menos. La apoyamos y la queremos pero también aprovechó para decir que ambas comparten la misma idea de España y los principios del documento en alusión velada a las reticencias y a la crisis de confianza que ha expresado San Gil para justificar su espantada. El Partido Popular se ha autoexcluido para negociar con el PNV Josep Duran Lleida Portavoz de CiU en el Congreso No hay buenos indicios de un cambio de postura del Partido Popular ABC. es La ponencia política del PP está a su disposición íntegramente en www. abc. es que la formación de Mariano Rajoy sigue en su empeño de autoexcluirse de todo análisis compartido de la realidad vasca Ese mismo término, el de la supuesta autoexclusión del PP, fue utilizado también ayer mismo por el presidente del PNV Íñigo Urkullu, en una entrevista en TVE. Lo que no está siendo obstáculo para que en los órganos de comunicación del nacionalismo vasco (ayer mismo en un editorial de