Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
4 EDITORIALES VIERNES 9 s 5 s 2008 ABC DIRECTOR GENERAL: JOSÉ LUIS ROMERO DIRECTOR: ÁNGEL EXPÓSITO MORA Director Adjunto: Eduardo San Martín. Subdirectores: Santiago Castelo, Fernando R. Lafuente, Alberto Pérez, Alberto Aguirre de Cárcer, José Antonio Navas y Pablo Planas. Jefes de Área: Jaime González (Opinión) J. L. Jaraba (España) Miguel Salvatierra (Internacional) Ángel Laso (Economía) Juan Cierco (Cultura, Ciencia y Deportes) Mayte Alcaraz (Fin de Semana) Jesús Aycart (Arte) Adjuntos al director: Ramón Pérez- Maura, Enrique Ortego y Ángel Collado. Redactores jefes: V. A. Pérez (Continuidad) A. Martínez (Política) M. Erice (Internacional) F. Cortés (Economía) A. Puerta (Regiones) J. Fernández- Cuesta (Sociedad) A. Garrido (Madrid) J. G. Calero (Cultura y Espectáculos) J. M. Mata (Deportes) F. Álvarez (Comunicación- TV) A. Sotillo (S 6 y D 7) J. Romeu (Fotografía) F. Rubio (Ilustración) y S. Guijarro. PRESIDENTA- EDITORA: CATALINA LUCA DE TENA CONSEJERO DELEGADO: JOSÉ MANUEL VARGAS PRESIDENTE DE HONOR: GUILLERMO LUCA DE TENA Área Financiera: Jorge Ortega Área de Márketing: Javier Caballero Área de Publicidad: Adolfo Pastor Área Técnica: José Cañizares Área de Recursos Humanos: Raquel Herrera POLICÍAS H INDIGNOS a causado una fuerte alarma social la detenciónen Cosladadeun grupo organizado de policías locales como presuntos autores de múltiples actos de extorsión. El hecho de que se trate de 31 agentes, entre ellos el oficial jefe, refleja la gravedad del caso. Gobernado por el PSOE tras una rocambolescaalianza contraelPP elAyuntamiento de esta localidad madrileña debe dar explicaciones rápidas y completas sobre un asunto que es imprescindible investigar a fondo. El prestigio de las Fuerzas de Seguridad y su función en garantía de los derechos de todos son elementos fundamentales en una sociedad democrática, de modo que- -aunquesea un casoaislado- -resulta intolerable que quienes tienen como oficio perseguir a los delincuentes sepongan alaaltura de ellos. No siempre los integrantes de las policías locales son objeto de un proceso de selección y formación que permita asegurar su eficacia, pero la honradez profesional es lo menos que puede exigirse a unos agentes a quienes la ley atribuye potestades públicas al serviciodela seguridad ciudadana. Este tipo de delitos, siempre con el respeto debido a la presunción de inocencia, resultan particularmente odiosos y, por ello, la investigación no debe eludir la eventual responsabilidad de los políticos municipales. La extorsión sistemática a comercios, bares y redes de prostitución no se improvisa, demodo que se trata de un actuación que requiere múltiples complicidades. La opinión pública exige máxima transparencia y medidas adecuadas para que no se repitan estos actos indignos. OTRA VEZ LA LAICIDAD IENTRAS continúa la avalancha de malos datos económicos, el Gobierno lanza cortinas de humo para distraer la atención de los ciudadanos. Una vez más, la Iglesia católica se sitúa en el punto de mira. La vicepresidenta Fernández de la Vega explicó sus proyectos ante la Comisión Constitucional del Congreso de los Diputados, anunciando una reforma de la Ley Orgánica de Libertad Religiosa cuyo objetivo sería avanzar en el camino de la laicidad La justificación no puede ser más peregrina: se trata, al parecer, de adecuar la norma a las nuevas circunstancias y al pluralismo que caracteriza a la España de hoy. Tampoco cabe llamarse a engaño, porque durante la pasada legislatura los choques entre el Ejecutivo y la Conferencia Episcopal fueron permanentes, casi siempre buscados a propósito. Además, en el programa electoral del PSOE se hace un guiño al sector laicista con el compromiso de promocionar activamente la separación entre la Iglesia y el Estado. Cada día se lanza un mensaje sobre supuestos privilegios de los católicos, el último de ellos en relación con los capellanes en los hospitales. Es una política deliberada, que trata de demostrar el supuesto progresismo de sus promotores y, ya de paso, transmitir una falsa imagen del PP como partido vinculado con la jerarquía eclesiástica. Sobre todo, es una manera de provocar conflictos artificiales para que no se hable de los problemas reales y de alimentar una supuesta cuestión religiosa que quedó cerrada con toda naturalidad en el proceso constituyente. En efecto, si el Gobierno quiere hacer bien las cosas debería limitarse a cumplir en sus propios términos las previsiones constitucionales. Según el artículo 16.3, ninguna confesión tendrá carácter estatal y los poderes públicos deberán desarrollar una cooperación positiva con la Iglesia católica y las demás confesiones. Esa referencia específica a los católicos es consecuencia lógica no sólo de la M historia, sino también de una realidad social, reiterada una vez y otra vez por las encuestas, acerca del carácter muy mayoritariamente católico de las creencias religiosas de los españoles. En este marco, la Ley Orgánica de Libertad Religiosa regula esta materia de forma muy satisfactoria, lo mismo que sucede con los acuerdos entre el Estado y la Santa Sede vigentes, que el Gobierno amenaza periódicamente con revisar. La propia jurisprudencia del Tribunal Constitucional ha vinculado la libertad religiosa con la personalidad y la dignidad humana, señalando que faculta a los ciudadanos para actuar con arreglo a sus propias convicciones y a mantenerlas frente a terceros. Rodríguez Zapatero es especialista en buscar problemas donde no existen, aunque no siempre los errores son imputables a su torpeza, sino- -como es el caso- -a la intención de buscar ventajas coyunturales y a que la gente no se ocupe del fracaso gubernamental en otros ámbitos. La Constitución establece un Estado laico ajeno a todo laicismo, una distinción perfectamente reconocida por la doctrina jurídica y que aparece con frecuencia en los documentos y discursos del Papa Benedicto XVI. Acusar al adversario político de clericalismo o suponer que los obispos pretenden exceder el ámbito moral que corresponde a su magisterio son falsedades que derivan de una mentalidad trasnochada y dogmática. Fernández de la Vega tuvo que actuar como apafuegos ante la Santa Sede a lo largo de la legislatura anterior a causa de los excesos de algunos ministros y altos cargos. Incluso el nombramiento de Francisco Vázquez como embajador fue interpretado como un gesto de distensión. Por ello es muy significativo que ahora la propia vicepresidenta anuncie a bombo y platillo este nuevo proyecto que demuestra el oportunismo socialista en sus relaciones con la Iglesia. Conviene tratar con sentido común este delicado asunto y, para ello, lo mejor es dejar como están las leyes que funcionan bien. SUS CAMBIOS usia ha cerrado, presuntamente, el círculo del relevo de poder con la ratificación en la Cámara Baja del nombramiento del ex presidente Vladimir Putin como nuevo primer ministro. Pero en el fondo poco cambiará en Rusia porque el singular Putin ha dejado todo muy bien atado en su salida de la presidencia rusa. De entrada, su asunción del liderazgo del partido que en diciembre se alzó con dos tercios de los diputados de la Duma, Rusia Unida, le permitirá abordar las enmiendas constitucionales que considere oportunas; lo que es una sutil forma de controlar muy de cerca al nuevo presidente. Pero por si hubiese dudas, su descripción de las funciones del presidente en un discurso pronunciado en febrero, en el que describió el cargo de Medvédev como simbólico garante de la Constitución frente al mayor poder ejecutivo en el país con el que se refirió a su- -ahora estrenado- -cargo de primer ministro, son bien elocuentes de que los cambios en Rusia son para que nada cambie. RUSIA CIERRA R