Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC DOMINGO 4 s 5 s 2008 INTERNACIONAL 43 Juan Pedro Quiñonero La hija del monstruo de Amstetten exculpa a su madre ante la Policía Un ex inquilino le contradice y afirma que ya una vecina le habló a él de violaciones s Fritzl planeó y construyó el calabozo un año antes de encerrar a Elizabeth VANESA SUVALSKI SERVICIO ESPECIAL VIENA. Los más recientes detalles de las declaraciones que Elisabeth Fritzl, la mujer de 42 años que fue encerrada en un zulo y violada sistemáticamente por su propio padre durante casi un cuarto de siglo, hizo a la Policía, ponen en palabras el horror por todos imaginado. Según escribía el semanario alemán Der Spiegel en su edición de ayer, Elisabeth pasó los primeros nueve años de cautiverio en una única habitación en el sótano. De ahí se desprende que los tres primeros hijos nacidos fruto del incesto fueron con toda seguridad testigos de las continuas violaciones a las que la sometía su padre. Fritzl no amplió el calabozo subterráneo hasta 1993, y más tarde alcanzaría el tamaño actual de unos 60 metros cuadrados. Según Der Spiegel la mujer declaró que su padre la mantuvo esposada los primeros dos días, para luego dejarla atada con una correa entre seis y nueve meses, de forma que la mujer podía al menos acceder al baño en caso de necesidad. Sin embargo, Josef Fritz ha negado estos detalles en su primera declaración tras ser detenido, el pasado día 25 de abril. Ninguna fuente policial ha confirmado las revelaciones del semanario alemán. Elisabeth aseguró además que el día del encierro, el 28 de agosto de 1984, su padre responsabilidad y asegura que no sabía nada de lo que estaba pasando a sólo tres metros por debajo de sus pies. Sin embargo, un ex inquilino de la casa de los horrores aseguró en una entrevista con la emisora privada ATV haber sabido de las violaciones que sufría Elisabeth por parte de su padre. Josef Leitner, quien vivió durante cuatro años en la planta baja del edificio, asegura que una vecina le contó que poco antes de la desaparición de Elisabeth en 1984, ésta había sido violada por su padre. No soportaba estar en su casa, por eso intentó huir, pero no lo logró señaló Leitner. A pesar de tener esta información, el inquilino jamás acudió a la Policía, por miedo a Josef Fritzl. Todavía tiene pesadillas por su culpa, aseguró el ex vecino, que fue expulsado del edificio por su dueño cuando quiso investigar por qué su cuenta de electricidad era más elevada que la del resto de los vecinos. Ahora entiendo por qué alguien se había colgado a mi red dijo Leitner en referencia al calabozo subterráneo, pocos metros debajo de su piso. Viena. -Josef Fritzl, de 73 años, planeó y construyó el calabozo del sótano de su casa en la localidad austríaca de Amstetten antes de encerrar allí a su hija Elisabeth durante casi un cuarto de siglo, según deducen los expertos, que continúan sus pesquisas en el lugar de los hechos. Por otro lado, el jefe de la investigación, Franz Polzer, reveló ayer que Fritzl hizo los planes con antelación. En 1983 ya estaba construido el calabozo El responsable de la Oficina contra el Delito de Baja Austria explicó que Fritzl- -un técnico electricista hoy jubilado y en prisión preventiva tras ser detenido el pasado domingo- -pidió en su momento la autorización pertinente para reformar el edificio donde tiene su domicilio en Amstetten. Los planos que presentó fueron aprobados, pero no incluían las habitaciones que ahora hemos descubierto. Sin embargo, ya estaban construidas en 1983. Fue muy hábil dijo Polzer en sus declaraciones, informa Efe. La tesis policial es que, tras obtener la autorización para llevar a cabo la reforma, construyó más de lo permitido, pero tapó luego lo que no estaba en los planos. LAS CAPITALES LA EUROPA DE erlín y París, hace años, Roma, ayer, Londres, mañana, también son gigantescos altavoces de las metamorfosis políticas de Alemania, Italia, el Reino Unido. Siendo lo que son los modelos electorales, las identidades regionales, la influencia capital de los problemas locales inmediatos, ninguna capital de ningún Estado refleja en su totalidad la diversidad de las sociedades posindustriales. Sin embargo, si es en las grandes capitales (Nueva York, Los Ángeles, Frankfurt, Marsella, Milán, Madrid, Barcelona) donde los movimientos de fondo comienzan por estallar, reflejando las metamorfosis sociales que exigen respuestas políticas inmediatas. Véase los problemas comunes que tienen todas las metrópolis europeas: inmigración, urbanismo, transportes, enseñanza, cohesión familiar, asistencia social, mestizaje cultural, desertización industrial... Los problemas políticos de la Francia o la Italia rural quizá sean muy particulares y locales. ¿Qué no decir de Escocia, Cataluña o Andalucía? Pero, incluso las más minúsculas localidades extremeñas o prusianas están agitadas por esas mismas tensiones. De ahí que los microcosmos políticos nacionales o estatales descubran con cierto retraso que las experiencias de política urbana en las grandes metrópolis son algo más que un laboratorio y un altavoz Berlín y París dijeron a Francia y Alemania, en su día, cosas muy profundas sobre el estado real de su evolución social. Roma ha confirmado a Italia, en bastante medida, la importancia de las cuestiones de inmigración y seguridad que ya habían descubierto, hace años, París y Liverpool, con históricos estallidos de violencia suburbana. Quizá los problemas de mestizaje cultural no sean los mismos en la periferia del gran Londres, Leipzig, Alcorcón o Bruselas. Si es común la angustia, la soledad, el desarraigo, la miseria sexual, la criminalidad. Que no son problemas metafísicos, si no cuestiones bien materiales y necesitadas de terapéuticas ciudadanas muy semejantes, ya que su tratamiento pasa por la gestión de las políticas y presupuestos urbanos. B Josef Fritzl AFP le pidió ayudarle a bajar una puerta al sótano. Una vez encerrada, su padre y verdugo fue el único que le proveía de comida y ropa. La hija del monstruo de Amstetten deslinda a su madre Rosemarie de cualquier AFP Primarias en Indiana y Carolina Barack Obama ganó ayer en las primarias de la isla de Guam, en el Pacífico, mientras el debate entre demócratas se centra en sus programas económicos. En vista de la jornada de primarias del martes, los candidatos en liza apuran sus mítines en Indiana y Carolina del Norte, donde estuvo el senador de Illinois el viernes Información desde Amstetten en nuestro suplemento D 7