Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
14 ESPAÑA www. abc. es JUEVES 1- -5- -2008 ABC El Gobierno ordenó a la fragata no actuar pese a tener vigilados a los piratas en su fuga Malestar en sectores de las Fuerzas Armadas por limitar la actuación militar a la de mero testigo de un delito D. MARTÍNEZ P. CERVILLA MADRID. Los sofisticados sistemas de control marítimo, terrestre y aéreo con los que está equipada la fragata Méndez Núñez vigilaron en tiempo real cada uno de los movimientos que los piratas, ya con el botín en las manos, realizaron durante su fuga en varias zodics después de poner en libertad a los pescadores del Playa de Bakio La fragata, con un alcance de radar de 600 kilómetros, no intervino- -pese a tener previsto un operativo de captura y estar a muy poca distancia del atunero- -por orden expresa del Gobierno, que ni siquiera dio luz verde para actuar contra los malhechores una vez desaparecido el riesgo para la vida de los pescadores. Pero la fragata no sólo controló el rumbo de fuga. Durante su estancia en el Cuerno de África, vigiló al detalle lo que sucedía en el atunero. De esta forma, advirtió cómo horas antes de la liberación de los marineros una embarcación se aproximó al Playa de Bakio para hacer entrega, en bolsas, de parte del rescate. En ese momento, la zona era sobrevolada por el P- 3 Orion, avión de utilización naval con misiones de apoyo para profundizar en tierra adentro. De los últimos actos de piratería registrados en aguas somalíes, el del atunero español es el único que se resuelve sin intervención militar. Es decir, es el único de los registrados en fechas recientes en el que se permite a los delincuentes huir con el botín ante los ojos de un buque militar, que en el caso del Méndez Núñez dispone del sistema de combate más avanzado y con una alta tecnología que en el mundo, además de España, sólo la tiene la Marina de Estados Unidos. En los secuestros anteriores, el de un yate francés y un petrolero de Dubai, intervino, en el primer caso, el ejército galo, y en el segundo, el somalí. En el del atunero español, a la fragata sólo la dejaron ser testigo La forma elegida por Zapatero- -la vía diplomática que, de momento, se ha traducido en aceptar el chantaje con la entrega a los delincuentes del dinero que habían exigido- -ha causado gran desconcierto -algunos lo califican de profundo malestar- -entre sectores de las Fuerzas Armadas, que no logran entender el motivo por el que el Gobierno no permitió a la fragata intervenir para impedir la comisión de un delito. Consideran que la decisión del Ejecutivo supone un serio revés para el prestigio internacional de las Fuerzas Armadas e incluso precisan que colegas europeos les han transmitido su extrañeza por el hecho de no haber intervenido contra los secuestradores somalíes, que durante seis días dieron un trato vejatario a la tripulación del atunero. Creímos que nos matarían dijo el patrón. El ejemplo de Francia Los tripulantes tomaron tierra ayer por la mañana en la base de Torrejón AFP El PNV pide que la Armada española vigile la zona El PNV ha exigido la comparecencia del ministro de Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, en el Congreso para que explique las medidas de protección a atuneros en aguas somalíes. El portavoz del Grupo Vasco, Josu Erkoreka, reclama al Gobierno de la Nación una vigilancia en aguas del Océano Índico por parte de un fragata y un helicóptero de la Armada española, según una de las primeras iniciativas que ha registrado esta legislatura. No es la primera vez que lo pide. En septiembre de 2006, en una pregunta oral al presidente Zapatero, Erkoreka instó al Ejecutivo a comprometer recursos para garantizar la seguridad de las embarcaciones en la zona durante la temporada del atún. Tras el último debate sobre el estado de la Nación, el Congreso aprobó otra iniciativa del PNV para pedir el envío de una fragata a Somalia. Además, el PP ha solicitado la comparecencia de los ministros concernidos en el problema: Exteriores, Defensa y Medio Ambiente, Rural y Marino. Las fuentes consultadas valoran el hecho de que el Gobierno haya puesto todos los medios para que no hubiera ninguna baja, pero critican con dureza el que se dejara huir a los criminales. Consideran que la tripulación de la Méndez Núñez tiene preparación para afrontar situaciones de alto riesgo y destacan, en este sentido, que la fragata, antes de trasladarse a Somalia, participaba en una agrupación OTAN contra terrorista en el Índico. Los mismos medios estiman que como alternativa a un intervención directa- -posibilidad que el Gobierno sólo se planteó para una situación extrema- -se podía haber realizada una operación similar a la llevada a cabo por Francia en el secuestro del yate Le Ponant cometido el pasado 4 de abril en el Cuerno de África. Y más cuando se daba por seguro que las autoridades somalíes no iban a poner ningún impedimento a una intervención militar española, al igual que ha ocurrido con otros países. Las fuentes consultadas aseguran que hubiera sido perfectamente viable acometer una operación similar a la de Francia. En ella, tras realizarse el pago del rescate, el Ejército galo desplegado en la zona no perdió de vista a los secuestradores del yate Le Ponant hasta proceder a su captura cuando ya se encontraban en tierra firme. Tras ser arrestados, los malhechores fueron conducidos a un portaaviones que los