Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
10 OPINIÓN JUEVES 1 s 5 s 2008 ABC AD LIBITUM DEMANDA DE IGNORANTES L que dice ser y llamarse Sindicato de Estudiantes de los Países Catalanes- ¿qué países serán esos? -ha promovido en la Universidad Pompeu Fabra de Barcelona una moción, aprobada por el claustro, para rechazar la presencia de los miembros de la Casa Real en su campus académico. Si entendemos la propuesta del sindicato como un acto de afirmación republicana debemos reconocer, a un mismo tiempo, su legitimidad y su extemporaneidad. De parecida manera podrían haberse opuesto a las no solicitadas visitas de los diestros que han de torear en la Feria madrileña de San Isidro o, con mucha más auM. MARTÍN toridad, a que en la PomFERRAND peu Fabra llegue a celebrarse un congreso internacional de jóvenes con talento y sin prejuicios. Estos chicos, a quienes por universitarios cabría exigirles mayor rigor intelectual, ya se han hecho notar cuando, por ejemplo, impidieron el uso de la palabra a Dolors Nadal, la lideresa del PP. Sus repetidos gestos contra la libertad abundan ya en la corta historia de una universidad que apenas ha cumplido los dieciocho años de experiencia. Ser republicano es tan legítimo como no serlo. Lo que políticamente es una bobada y culturalmente denota escasez es decir, como han hecho en justificación de su actitud excluyente, que la mayoría de las democracias consolidadas poseen Jefes de Estado elegidos por el pueblo Habría que abrirles expediente, por su mala docencia, a cuantos enseñan Historia y Ciencia Política en la universidad que recuerda, y no honra, el nombre de quien, hace menos de un siglo, normalizó las normas y el uso del idioma catalán. El que los socialistas de las Islas Baleares tratan de imponer en su territorio como idioma oficial y público con exclusión del castellano. Ser republicano, sindicalista o estudiante, no exige acreditar ignorancia ni carecer de buenos modales como se empecinan en demostrar estos aguerridos y pendencieros mozos catalanes. Anteponer la forma del Estado a la exigencia democrática y el ansia de libertad no es muy inteligente, impedir la libre circulación de las personas, aunque pertenezcan a una Casa Real, no es civilizado y no saber matizar entre el Reino Unido o la República de Venezuela no es universitario. Entre los Estados europeos, un brillante conjunto de Casas Reales, de Monarquías parlamentarias, acredita la posibilidad democrática de la Corona y su valía benefactora del progreso. Lo que verdaderamente acreditan los integrantes de tan centrífugo sindicato son ganas de armar bronca. Ellos, como tantas otras insignificantes minorías- -insignificantes en número y contenido- se hacen notar con la constante perturbación del orden establecido. Sin reconocer obligación alguna reivindican derechos que, sin aportación al bienestar colectivo, tratan de destruir los supuestos de nuestra difícil convivencia. Esa es la subversión. E LISTAS ABIERTAS ZAPATERO Y EL PASTOR DE OBAMA AY que ser muy anti- patriota para no aceptar que Zapatero podría buscarle a Obama una salida garbosa en el lío del pastor Jeremiah Wright. Barack Obama, aspirante a la candidatura presidencial demócrata, ha tenido que desautorizar a su pastor de toda la vida y mentor espiritual directo, el reverendo Wright junior, después de veinte años de comunión espiritual con sus sermones sin notarles odio racial. Wright alzó el tono inflamatorio acusando a los Estados de fomentar el terrorismo y de propagar el Sida. La sombra del pastor ha ocupado el espacio electoral en tal medida que desbarata notablemente el avance de ilusiones que estaba representando Obama, un político de la palabra más que de los hechos. Zapatero pudiera adiestrarle en reforzarse en la palabra siempre más allá de los hechos. Así transcurrió su primera legislatura y comienza la segunda con un trasvase del Ebro del que siempre renegó y guiando a su nuevo ministro de Trabajo para que se aproxime a la propuesta sobre inmigración del PP- -el contrato de integración- -después de haberla calificado de antisolidaria, xenófoba y autoritaria, por lo menos. El consejo a Obama consistiría seguramente en negar haVALENTÍ ber escuchado jamás al reverendo Wright PUIG o incluso que ese buen pastor exista. El método de suplantación de la realidad viene contrastado por una ya amplia experiencia de Zapatero. Le ha permitido intervenir en la firma del pacto del Tinell y luego ofrecerse con talante consensual al PP En CiU cataron los efec. tosdeeste métodoalelaborarseelnuevo estatutodeautonomía catalán. Un propósito similar incita a Zapatero a darle un abrazo mortal al PNV desde la hipótesis de que- -en tér, minos electorales- -el ciclo nacionalista ya no es más que un rescoldo entre cenizas. Échale un pulso a la realidad, Barack Obama, y niega al buen pastor sus sermones y su concentración de odio. Es el consejo de un gobernante recién electo a un aspirante en plena campaña. Hay diferencia de consistencias entre las dos opiniones públicas, pero con Obama en la Casa Blanca, H y después de un favor tan suculento, Zapatero también suplantaría la realidad de sus relaciones internacionales. Obama inició su campaña electoral con el atractivo reconciliador de trascender toda controversia racial y ahora resulta que su guía religioso puede quemarle unas naves que estaban dispuestas para el primer candidato negro con posibilidades de llegar alapresidencia. Elpredicador ha echado leña, mucha leña, a la hoguera de las vanidades. Para salir en You Tube el buen pastor ha pecado de narcisismo del púlpito. Mientras tanto, estamos a la expectativa de lo que haga Zapatero para suplantar la realidad de una crisis económica cuyos síntomas inquietan ya a muchos ciudadanos, según el CIS. Hay no poca listeza política en los modos de Zapatero y, a pesar de su distanciamiento con generaciones socialistas anteriores, no es ajena a la experiencia acumulada del PSOE en el Gobierno. Al reconocer el tacto tosco y antipático de la desaceleración económica, Zapatero vendría a ponerla en el centro del escenario: no parece que vaya a caer en ese desliz, y no únicamente porque en el año 1993 Felipe González volvió a ganar las elecciones estando en plena pesadilla económica, con tres millones de parados. No, hasta el último instante, Zapatero achacará el problema económico a agentes externos, a circunstancias que pretenden rebasarle pero que él supera y controla. Por eso dice que la inflación va a empezar a bajar ya y que con el PP el paro era peor. Al final de la crisis, no va dudar en tomarleel protagonismo al efectode destrucción creativa formulada por Schumpeter. Rebajar día tras día las previsiones de crecimiento también es la labor de un Pedro Solbes al que el Banco Central Europeoresta- -comoa todos- -el poderdedevaluar. Alpresidente del Gobierno le pertenecen el privilegio y el arte de saltarse la recesión con pértiga. Es lo que debiera hacer Obama en lugar de criticar las afirmaciones divisivas y destructivas del reverendo: negar que Jeremiah Wright exista. Por lo demás, Zapatero puede ofrecerle un consejo complementario y por el mismo precio: Amigo Obama, hazte laicista exclusivo y olvídate de tantos sermones vpuig abc. es