Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
30 ESPAÑA Operación de tráfico primero de mayo MIÉRCOLES 30 s 4 s 2008 ABC Unos 63.000 conductores podrán ir a la cárcel por circular sin carné Mañana entra en vigor la reforma penal que castiga con entre tres y seis meses de prisión conducir sin permiso s La mayoría no ingresará en prisión, pero sí les constará antecedentes CRUZ MORCILLO MADRID. Fin de la cuenta atrás. A partir de mañana, quienes no hayan hecho los deberes y sigan al volante sin carné de conducir se convertirán en candidatos a acabar en la cárcel al entrar en vigor la reforma penal que tipifica como delito conducir sin el permiso. Más de 63.000 personas están directamente afectadas, según las estimaciones de la DGT. La nueva normativa pretende acabar, por un lado, con quienes conducen por nuestras carreteras sin tener carné ni haberlo tenido jamás y, por otro, persigue tapar el agujero que dejaba abierto el permiso por puntos, dado que hasta ahora se podían perder todos los créditos y seguir circulando sin carné, pero esto sólo aparejaba una infracción administrativa. El precedente saltó en Francia, donde miles de conductores no tenían carné ni habían intentado conseguirlo tras perderlo por el sistema de puntos. Las sanciones previstas por circular sin carné son entre tres y seis meses de prisión o multa de entre 12 y 24 meses, que oscilará entre los 720 y los 288.000 euros, y trabajos en beneficio de la comunidad. La gran mayoría de los infractores no ingresarán en prisión a no ser que se haya cometido otro delito, pero el cambio legislativo sí tendrá un reflejo importante en los antecedentes penales. critos es prácticamente el mismo que el de otros años La gente aún no se ha mentalizado de que esta reforma les puede llevar a la cárcel Báez achaca a Interior la falta de información y de campañas específicas para concienciar. ¿A quién afecta la nueva tipificación de delito? Por un lado, a los 3.000 conductores que ya han perdido los 12 puntos de su carné desde que entró en vigor la norma, según datos de la DGT, y a los 10.000 que están a punto de perderlo, es decir, aquellos que tienen abierto expediente para declarar la pérdida de vigencia (tardarán dos o tres meses como máximo en quedarse sin su permiso) Por otro, tiene repercusión directa sobre los 25.000 conductores a los que la Dirección General de Tráfico multó el año pasado por conducir sin licencia- -los que nunca han obtenido el carné- -y a otros tantos que cometieron la misma infracción administrativa en 2006. Esos más de 50.000 denunciados, además de la multa de 301 a 1.500 euros, no pueden sacarse el permiso o licencia en dos años. La prohibición, pese a la incongruencia, sigue vigente tras las reformas y de momento no está previsto modificarla, según la DGT. Son lo que Automovilistas Europeos Asociados (AEA) llama conductores furtivos personas cazadas sin carné a las que se les inmoviliza el vehículo y se les impide además obtener el carné en los dos años siguientes. Esta asociación ha pedido a Interior que levante esta prohibición y anule las sanciones para no contravenir la Ley de Tráfico y adaptarse a la nueva modificación. La DGT ha enviado en los últimos meses 25.000 cartas a todos los infractores que circulaban sin licencia advirtiéndoles de la inminente entrada en vigor de la reforma, pero a tenor de la información facilitada por las autoescuelas la medida ha tenido escaso éxito. El fin de la moratoria no afecta, por ejemplo, a aquellos extranjeros que no han canjeado su permiso de conducir del país de origen o a quienes no tengan posibilidad de hacerlo, ni tampoco a quienes sí cuentan con un carné vigente aunque no sea el específico requerido. En esos casos se mantienen los preceptos previstos en la Ley de Tráfico. Los datos barajados son potenciales, dado que es evidente que no todos esos automovilistas serán parados por policías o guardias civiles, o se verán implicados en algún suceso relacionado con el tráfico. No obstante, las cifras de los otros delitos considerados como tales desde el 2 No repercute en los canjes Crece el número de los automovilistas extranjeros muertos en España D. P. MADRID. Mientras que el número de conductores españoles muertos en carretera ha descendido un 15 entre 2005 y 2007; los automovilistas de origen extranjero fallecidos han crecido, pasando del 12,8 a un 14,1 según desvela un informe realizado por el RCE. Por nacionalidades, los rumanos representaron la tasa con mayor mortalidad entre los conductores y ocupantes foráneos con un 14,5 seguido de los marroquíes con un 14,2 de víctimas mortales, portugueses (10,8 ecuatorianos (6,6 y británicos (6,6 Según los datos de 2005 facilitados por el Instituto Nacional de Estadística, dentro de los colectivos de extranjeros residentes en nuestro país, el 29 de los ecuatorianos fallecen en accidente de tráfico en España, el 21 de los rumanos pierden la vida por este mismo motivo, así como el 17 de la población marroquí y el 14 de la población búlgara. Si se compara con otros colectivos de extranjeros, sólo el 1,9 de los alemanes mueren en España por culpa del tráfico, el 2,15 de los británicos y el 3,6 de los franceses. Moratoria de seis meses Este es el último paso después de que el 2 de diciembre entrara en vigor la modificación del Código Penal, que fija penas de cárcel para los conductores que superen en 60 km. la velocidad permitida en carretera o en 80 en vía interurbana, así como para los que presenten una tasa de alcohol en sangre superior a los 1,2 gramos por litro. Tras la reforma se acordó una moratoria de seis meses para la puesta en marcha del precepto que penaliza conducir sin permiso con el fin de que los infractores tuvieran tiempo de sacarse el carné. No parece que haya cundido el entusiasmo, a la vista de los datos ofrecidos por las autoescuelas. El presidente de la Confederación Nacional de Autoescuelas, José Miguel Báez, aseguró que el número de alumnos ins- La reforma deja un hueco: los sancionados tienen prohibido sacarse el carné en los dos años siguientes de diciembre no paran de aumentar. La Guardia Civil ha detenido ya en torno a 6.000 conductores desde esa fecha por ir al volante con una tasa de alcohol superior a la permitida y ha habido más de 200 arrestados por exceder la velocidad establecida. El 98 por ciento de las denuncias en estos meses han recaído sobre conductores borrachos, al contrario de la previsión. Cuando se ideó la reforma penal se pensó que los infractores mayoritarios eran los que se saltaban los límites de velocidad. A quiénes afecta A los que nunca han tenido carné de conducir. La DGT multó el año pasado a 25.000 personas por este motivo y a otras tantas en 2006. La infracción lleva aparejada la prohibición de obtener el permiso en los siguientes dos años, una incongruencia que no se ha subsanado. A los que han perdido todos los puntos de su permiso (3.000 conductores) o están a punto de hacerlo (otros 10.000 en los próximos dos o tres meses) que tienen abierto expediente para declarar la pérdida de vigencia.