Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC JUEVES 24 s 4 s 2008 INTERNACIONAL 31 David Petraeus se convierte en el general favorito del Pentágono Ascenso con responsabilidades desde el noroeste de África hasta Afganistán PEDRO RODRÍGUEZ CORRESPONSAL WASHINGTON. La Administración Bush ha decidido ascender al general David Petraeus- -hasta ahora responsable de todas las tropas americanas en Irak- -a la jefatura del Comando Central del Pentágono, mando regional creado en 1983 con base en Florida pero cuyas responsabilidades abarcan desde el noroeste de África hasta Afganistán pasando por Oriente Medio. Durante las últimas dos décadas, ese puesto ha acumulado con diferencia las mayores responsabilidades bélicas del Departamento de Defensa. La jefatura del Comando Central se encontraba vacante desde el mes pasado tras la repentina dimisión del almirante William Fallon. El oficial de la Navy que supuestamente tenía una año adicional al frente de ese puesto de confianza, fue empujado al retiro por la Administración Bush tras unos comentarios públicos a favor de apostar más por la vía diplomática para hacer frente al reto de proliferación nuclear planteado por Irán. Al anunciar el ascenso de Petraeus, el secretario de Defensa Robert Gates ha recalcado que este general de cuatro estrellas es el más cualificado y el mejor hombre para supervisar todas las operaciones militares de Estados Unidos en una región donde el Pentágono se encuentra librando un conflicto asimétrico eufemismo de la jerga militar para indicar combates con terroristas y otras fuerzas irregulares. El general Petraeus en posición de saludo el martes, en una base aérea iraquí cerca de Bagdad El nuevo destino del general David Petraeus tendrá que ser confirmado por el Senado, donde los tres candidatos presidenciales en liza- -John McCain, Hillary Clinton y Barack Obama- -tendrán oportunidad de expresar su parecer. Petraeus está considerado como el arquitecto de la nueva estrategia aplicada por la Administración Bush en Irak con ayuda de una serie de refuerzos que a lo largo de este verano volverán a casa dejando un contingente de 140.000 efectivos. Se espera que Petraeus, de 55 años, no tome posesión de su nuevo puesto hasta finales del verano. Para sustituirle en Irak, el Departamento de Defensa ha designado al teniente general Raymond Odierno, que ha servido como número dos de Petraeus antes de ser nominado en febrero como subjefe del Estado Mayor del Ejército de Tierra. La Administración Bush ha retirado esa nominación y en su lugar ha propuesto al teniente general Peter Chiarelli, hasta ahora principal asistente militar del secretario de Defensa. Todos estos nombramientos en la cúpula militar de Esta- REUTERS Conflicto asimétrico dos Unidos han sido interpretados como una señal de que los responsables del Pentágono esperan mantener grandes contingentes de tropas en Irak y Afganistán. En su más reciente comparecencia parlamentaria, el general Petraeus advirtió que la situación en Irak, aunque mejorada, es demasiado frágil como para permitir una rápida retirada de tropas. Opción defendida por los candidatos Hillary Clinton y Barack Obama frente a la posición del senador McCain que insiste en presentar Irak como un compromiso militar a largo plazo. ESPIANDO A TU ALIADO ISRAEL- ESTADOS UNIDOS, La detención en Nueva York de un octogenario israelí por pasar información a su país revive el caso Pollard un escándalo de espionaje de los años 80 POR LAURA L. CARO CORRESPONSAL JERUSALÉN. Tel Aviv no sabe dónde meterse. Ehud Olmert ha hecho un alto en sus vacaciones para ordenar una investigación inmediata y promete que no sabe nada Los medios hablan de vergüenza para los judíos El diario Yedioth Ahronot asegura que no ha llegado ningún aviso preocupante del entorno de George Bush. Pero el portavoz del departamento de Estado norteamericano ha lanzado el mensaje reprobador: Washington dejó claro hace 20 años que esperaba que no se repitiera el caso Pollard Y todo apunta a que la segunda parte ha salido a la luz. Sean McCormack se refería al escándalo de espionaje protagonizado por un judío- estadounidense, Jonathan Pollard, condenado en 1987 a cadena perpetua por filtrar a Israel entre 1984 y 1985 secretos nucleares norteamericanos. En el proceso, el Pentágono exigió a Isaac Rabin más nombres. No hubo respuesta. Pero lo que se entendió como la traición más importante en la historia reciente contra EE. UU de un aliado sí tenía, por lo que parece, otro Pollard: Ben- Ami Kadish. Un ingeniero mecánico de Connecticut con nacionalidad israelí, que detenido el martes en Nueva York, a sus 84 años, acusado de proporcionar a Israel documentos clasificados sobre la Defensa nacional de Estados Unidos. Armas nucleares, el F- 15 modificado, el sistema de misiles Patriot... Ben Ami Kadish, escoltado por el FBI a su salida de los juzgados AP Kadish actuó entre 1979 y 1985, en plena Guerra Fría. Pero el 20 de marzo, cometió el error que demuestra que sigue en contacto con su enlace: fue grabado en conversación telefónica con Yossi Yagur- -el cónsul israelí entre 1980 y 1985 para Asuntos Científicos en Nueva York, que recibía el material confidencial de Kadish y Pollard- mientras le instruía sobre cómo mentir al FBI si era pillado. Kadish ya ha confesado que sólo quería ayudar a Israel, y está en libertad bajo fianza de 300.000 dólares. Acompañado por su esposa y Condoleezza Rice, Bush llegará a Jerusalén en tres semanas para celebrar el 60 Aniversario de Israel, un Estado al que el inquilino de la Casa Blanca ha agasajado con toda la cooperación estratégica y militar posible. Una historia de espías nublará el ambiente. No está bien espiar a tu aliado, aunque todas las voces descartan hecatombes. Danny Yatom, ex jefe del Mossad, cree que este asunto ha tocado un punto sensible de las relaciones con Washington. Lo que más les ha molestado- -sentencia- -es que Israel no les dijo la verdad hace dos décadas, cuando el asunto Pollard explotó