Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
82 TOROS LUNES 21 s 4 s 2008 ABC El duelo bajo la lluvia y el AVE Si el año pasado José Tomás consiguió llenar a reventar la Monumental barcelonesa en dos ocasiones, ayer el milagro fue doble: un no hay billetes acompañado de lluvia salvadora en tiempos de aguas revueltas POR ÁNGEL GONZÁLEZ ABAD FOTO JOB VERMEULEN BARCELONA. Paraguas, chubasqueros, un día gris, agua a mares, y la Monumental otra vez con un no hay billetes colgado de las taquillas. Un milagro, otro más de José Tomás- -esta vez con la ayuda inestimable de una máxima figura como El Juli- -en esta Barcelona que si algo necesita precisamente es agua, del Ebro o del cielo, como la que cayó ayer. La climatología era pues más antitaurina que las decenas de activistas que gritaban, insultaban y amenazaban sin pudor y protegidos por las fuerzas de seguridad a la riada humana que se dirigía a la plaza previo pago de su entrada, impuestos incluidos. Nadie se explicaba por qué los protegidos eran estos antitaurinos vociferantes, provocadores y engallados tras el cordón policial. Y en la plaza, ambiente de acontecimiento grande. Los aficionados de Barcelona todos arropando a su tótem tomista, desde el abanderado Albert Boadella a Fernando del Arco. Todos ante otra ilusionante temporada. Tampoco Pedro Balañá quiso perderse el espectáculo de ver de nuevo su plaza reverdecida, ni el empresario y apoderado Enrique Patón, ni el Andrés Palacios dejó algún detalle suelto y oyó las únicas palmas BOTÁN Una tarde vacía y fría Los tendidos, a rebosar, paraguas en mano presidente de honor del Comité Olímpico Internacional, Juan Y de Madrid, el AVE cargado de afición atraída por el gran duelo, pese a que el horario de vuelta obligó a muchos a perderse el sexto toro, el segundo del lote de El Juli. Allí estaban Luis Abril y el actor Sancho Gracia, y las ganaderas Lucía Núñez y Silvia Camacho, y el embajador de Francia en España, Bruno Delaye, y el ex asesor de Sarkozy, Pierre Giacometti, e Iñigo Gómez Pineda, impulsor de Colsanitas... El matador y apoderado Raúl Gracia El Tato no quiso que se lo contaran, como su paisano Javier Lambán, presidente de la Diputación de Zaragoza, cada vez más aficionado. Tarde de Fiesta, tarde de lluvia en Barcelona. Antonio Samaranch. ROSARIO PÉREZ MADRID. ¡Dale caña! gritaba un grupo de manchegos a un picador. Precisamente mayor caña es la que debió dar la terna, que se contagió del desapacible ambiente y no aprovechó las cualidades de algunos toros potables. ¡Qué difícil es ser torero! No todo es componer la figura. Se necesita mucho más. Y si falla la ambición, como ocurrió ayer, la cosa se complica. Es cierto que los tendidos, todo cemento, grisáceos y vacíos, no invitaban a partirse la camisa como Camarón, pero el escenario, Madrid, merecía dar el do de pecho. Y ningún matador se apretó lo suficiente los machos. Antón Cortés pareció perder el rumbo en medio de una puesta de sol que se fundía con nubarrones, como su vestido anaranjado y azabache. Lo intentó con el serio e inválido primero, protestadísimo en varas, y sacó varios muletazos con gusto, pero aquellas dobladas del principio no fueron la medicina idónea para un animal tan flojo. Sin ajuste y acelerado LAS VENTAS Monumental de las Ventas. Domingo, 20 de abril de 2008. Menos de un cuarto de entrada. Cuatro toros de Julio de la Puerta y dos de El Serrano (1 y 6 cinqueños y serios, aunque desiguales; de distinto juego; destacaron 2 y 3 Antón Cortés, de caldero y azabache. Estocada trasera y atravesada (silencio) En el cuarto, pinchazo, metisaca, pinchazo y estocada (silencio) Andrés Palacios, de berenjena y azabache. PInchazo y estocada (palmas) En el quinto, estocada (silencio) Torres Jerez, de tabaco y oro. Metisaca, media horrible, pinchazo hondo, media atravesada y descabello (silencio) En el sexto, pinchazo hondo y estocada (silencio) frente al cuarto- -un toro con movilidad y genio- pasó sin pena ni gloria. En la inauguración de la Feria de San Isidro le aguarda otra oportunidad. El otro albaceteño, Andrés Palacios, dejó su personal huella: un precioso cambio de ma- no, un sentido ayudado por bajo, una torera trincherilla, un hondo pase de pecho... Pero no cuajó ni una sola serie a un noble ejemplar que parecía tener mucho más fondo que lo que el torero extrajo. Ante el quinto, que cabeceaba por su justeza de fuerzas, apenas dijo nada. Manejó la espada con más acierto que sus compañeros, que la trajeron desafilada. Torres Jerez no enseñó ayer esa izquierda con la que el año pasado cautivó. Después de unos vibrantes lances a la verónica, tuvo un prólogo ilusionante por bajo, pero se levantó un vendaval y ya nunca se acopló. El mitin con el acero fue merecedor de un premio limón. Una pena, porque el toro poseía casta y transmitía, aunque desparramaba algo la vista. La fría temperatura bajó a medida que avanzaba el vacío espectáculo. Para colmo, en el sexto- -uno de los dos toros de El Serrano que remendaron la cinqueña corrida de Julio de la Puerta- -arrancó a llover. Y el escaso público huyó despavorido. Otra suspensión polémica en Sevilla FERNANDO CARRASCO SEVILLA. Definitivamente, la temporada de 2008 en la Maestranza pasará a la historia como la de las suspensiones. Ayer tuvo lugar la cuarta, después de las tres consecutivas de la Feria de Abril. Y de nuevo vino la polémica ya que el presidente, Juan Murillo Pedrote, tomó la decisión, de manera unilateral, de no celebrar el festejo, amparándose- -al igual que hizo Antonio Pulido- -en el artículo 63.2 del reglamento taurino andaluz, esto es, considerando que había motivos de extrema gravedad El festejo, novillada de abono en el que estaban anunciados Pepe Moral, Salvador Barberán y Miguel Ángel Delgado, estaba programado para las seis y media de la tarde, y el presidente anunció la suspensión diez minutos después. En esos momentos, lucía el sol y los arerenos se aprestaban a acondicionar el ruedo. Sin embargo, unahora antes, así como en diversos momentos del día, había caído una fuerte tormenta de agua, lo que dejó el albero en pésimas condiciones. A ello hay que unir las lluvias caídas tanto el viernes como el sábado. Sin embargo, los diestros manifestaron en todo momento su intención de torear. El momento más tenso llegó cuando el presidente les invitó a comprobar el estado del ruedo, a lo que se negaron aduciendo que, si tenía tomada la decisión, no tenía sentido. La empresa Pagés mostró su malestar por la suspensión. Eduardo Canorea precisó que hemos manifestado al presi- dente nuestra disconformidad por esta forma de actuar. Está claro que el reglamento andaluz es el único que no deja este tipo de competencias a los toreros Y ofreció a los novilleros la posibilidad de reubicarlos en tres de los cinco puestos libres que hay en los festejos programados hasta junio. También la lluvia obligó a suspender la corrida de Olivenza, en la que se anunciaban Ferrera, Perera y Talavante. Por otra parte, en Elda (Alicante) se lidiaron toros de Pereda. El Renco, tres orejas. El Fandi, tres orejas. Cayetano, silencio y dos orejas.