Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC SÁBADO 19 s 4 s 2008 ESPAÑA 31 El TS rebaja la pena a una maltratada que pegó a policías por la larga espera en comisaría ABC MADRID. El Tribunal Supremo ha reducido la condena de seis a tres meses de prisión a una mujer que, después de ser maltratada por su marido, agredió en la comisaría de Carabanchel (Madrid) donde acudió para presentar la denuncia pertinente, a varios policías que se demoraron mucho en atenderla. De esta forma, el alto tribunal estima parcialmente el recurso de casación de la mujer, a quien la Audiencia de Madrid le consideró culpable de un delito de atentado, por el que le condenó a seis meses de cárcel, y de dos faltas de lesiones y otra de malos tratos. La Audiencia de Madrid estimó probado que el 21 de agosto de 2002, sobre las seis de la atarde, la mujer llamó a la policía para pedir auxilio después de ser agredida en el domicilio conyugal por su marido, quien la sujetaba fuertemente por el cuello cuando llegaron los agentes. Después de ser reconocida por el médico, que apreció hematomas y contusiones múltiples, la mujer acudió a la comisaría para presentar la denuncia contra su marido y sobre las nueve, continuaba en dependencias policiales, por lo que entró en la oficina y exigió ser atendida, a lo que los funcionarios le advirtieron de que tenía que esperar su turno. Posteriormente, la mujer salió de la comisaría pero al poco rato volvió, en gran estado de nerviosismo y ansiedad insultando a los agentes, a quienes agredió cuando intentaron calmarla. Como consecuencia de los hechos, según la sentencia de la audiencia madrileña, uno de los agentes sufrió una luxación de un dedo del pie, mientras que la mujer tuvo que ser atendida por los facultativos de Samur- Protección Civil de una crisis de ansiedad. En su sentencia, el TS reconoce que está claro que se demoró mucho la asistencia a la mujer en la comisaría y, sin justificar la reacción de la condenada, señala que estuvo motivada por dicha tardanza, informa Efe. El alto tribunal estima que se debe valorar las circunstancias personales de la condenada, la situación que estaba pasando y sobre todo la excitación de los hechos Todo ello, señala el alto tribunal, hace disminuir la culpabilidad de la mujer justificando la reducción en dos grados de la pena de prisión impuesta EFE Galicia sufrió ayer rachas de viento de hasta 150 kilómetros por hora El fuerte viento que azotó ayer a la Península provocó numerosos incidentes y desperfectos, sobre todo en las comunidades autónomas de Galicia- -donde se registraron rachas de hasta 150 kilómetros por hora- -y Andalucía. Una de las localidades más afectadas fue Redondela (Pontevedra) donde un pequeño tornado levantó el tejado de un centro escolar, provocando importantes daños materiales (en la imagen) La madre que inculcaba a su hija fobia contra su padre podrá volver a ver a la menor La Audiencia de Barcelona fija que el progenitor mantenga la custodia de la niña, de ocho años S. R. BARCELONA. La Audiencia de Barcelona ha acordado restablecer el contacto entre la madre y la niña que sufría aversión hacia su padre, pero ha decidido que el progenitor mantenga la custodia de la menor, de ocho años, informa Efe. El fallo de la Audiencia, hecho público ayer, revoca parcialmente la sentencia de un juzgado de Manresa (Barcelona) que otorgó exclusivamente la custodia al padre para remediar la aversión, y establece un régimen de visitas de fines de semana alternos y la mitad de los periodos vacacionales escolares. En junio de 2007, un juzgado de Manresa dictó una sentencia pionera en Cataluña que no sólo concedía la custodia al padre, sino que además suspendía cualquier contacto de la niña con su madre y con su familia materna durante seis meses, hasta que la menor superase el síndrome de alienación parental supuestamente inculcado por la madre. Ahora la Audiencia ha decidido que la niña también vea a su madre periódicamente con el fin de que se empiecen a normalizar las relaciones de la niña con sus progenitores radora y complaciente con su hija para que la niña no viera a su progenitor. En la vista de apelación, celebrada el pasado 10 de abril en la Audiencia de Barcelona, los expertos del Hospital de Sant Joan de Déu confirmaron que la menor sufría un rechazo hacia su padre, pese a que la niña no les relató vivencias de malestar derivadas de la actuación de su progenitor. Sin embargo también descartaron los psicólogos que fuera la madre quien impidiera la relación de la hija con su padre, sino que fue la propia niña que, por mimetismo de su madre, decidió no querer ver a su padre y ella se lo permitió, según la sentencia. Los psicólogos indicaron, asimismo, que la medida adoptada en su día por el juzgado de Manresa fue radical pero que no ha resultado negativa en la práctica ya que la menor ha recuperado su relación con su padre, aunque también ha expresado su deseo de estar con su madre. Si bien es cierto que ha existido por parte de la madre un actuar negligente, pasivo y permisivo con los deseos de la niña, no lo es menos que se le ha castigado con una dureza inusual sostienen los magistrados en su fallo. En la vista, la fiscal pidió que la niña volviera con su madre y que se estableciera un régimen de visitas para el padre, como también pidió el abogado de la mujer, mientras que el padre insistió en su tesis de que la niña está ahora perfectamente y que es él quien debe mantener la custodia. Nerviosismo y ansiedad Seguimiento de una terapia Asimismo, la Audiencia ha establecido el seguimiento de una terapia psicológica para la hija que se deberá iniciar inmediatamente, impartida por un equipo multidisciplinar del Hospital de Sant Joan de Déu de Barcelona. Los facultativos deberán emitir informes cada tres meses al juzgado de primera instancia número 4 de Manresa (Barcelona) que lleva el caso, para que su titular tenga conocimiento del progreso de la menor y pueda ampliar si lo considera necesario el contacto con la madre. En su sentencia, los magistrados de la Audiencia concluyen que efectivamente existía una falta de vinculación efectiva entre padre e hija y una actitud de la madre poco colabo- Una juez prohibió en junio que la menor tuviera contacto con su madre hasta que superase el síndrome de alienación parental