Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
90 VIERNES deESTRENO VIERNES 18 s 4 s 2008 ABC Hollywood tiembla ante una posible huelga de actores El sindicato de intérpretes ha comenzado las negociaciones de su convenio JOSÉ LUIS DE HARO SERVICIO ESPECIAL NUEVA YORK. Las secuelas nunca han sentado demasiado bien en Hollywood y todo parece indicar que un segundo paro laboral podría estar ya en posproducción, a punto de volver a anquilosar la monstruosa máquina cinematográfica de Estados Unidos. El temor a que las conversaciones con el Sindicato de Actores no lleguen a buen puerto ha echado a temblar a los grandes estudios, justo cuando comenzaban a recuperarse de la pesadilla desatada por la huelga de guionistas y escritores. Durante tres meses, buena parte de las productoras y estudios de cine y televisión de los Estados Unidos tuvieron que resignarse y esperar de brazos cruzados a que los guionistas del país dieran su brazo a torcer ante la renovación de su nuevo contrato laboral. Con casi mil millones de dólares en pérdidas y la temporada de series de televisión completamente anulada, reaunudar su funcionamiento fue una misión casi imposible. Sin embargo, cuando parecía arreglado y los estudios arrancaban de nuevo la producción, el sindicato de actores, Screen Actors Guild (SAG, por sus siglas en inglés) se ha propuesto convertirse en la nueva película de terror que podría echar por tierra el trabajo forzado de estos dos últimos meses. Esta misma semana, la SAG comenzaba las negociaciones de su nuevo contrato con la misma organización encargada de lidiar con los guionistas, la Alianza de Productores Televisivos y Cinematográficos (AMPTP, por sus siglas en inglés) El lado positivo de todo este embrollo es que en esta ocasión los principales escollos entre ambas partes versan en torno a los beneficios derivados de los nuevos formatos digitales de distribución, un asunto trillado hasta la saciedad durante la batalla con los escritores. De hecho, en una carta publicada por la AMPTP, los productores pretender alcanzar una fórmula similar a la acordada con el sindicato de guionistas y el de directores. Con este panorama, los analistas de la industria cinematográfica afirman que esta misiva es un mensaje que pone sobreaviso a los miembros de la SAG para que no intenten endulzar las condiciones que otros sectores ya han aprobado. Por supuesto, desde el sindicato de actores, su presidente, Alan Rosenberg, no ha dudado en señalar entre sus cerca de 120.000 miembros algunas de las injusticias a las que se enfrenta la profesión. Una de ellas, es la estrategia publicitaria conocida como product placement que coloca estrategicamente marcas y productos en la pantalla para embelesar al espectador. Para Rosenberg, esta clase de prácticas han convertido a los actores en vallas publicitarias. Claro está que la SAG exigirá que sus miembros sean compensados siempre que tengan que publicitar cualquier tipo de marca durante su actuación frente a las cámaras. Es cierto que la idea que el público concibe al ver a un actor en la televisión o en la gran pantalla siempre está relacionada con el glamour y el éxito pero, en la actualidad, la SAG está intentando luchar por los actores de clase media ciudadanos de a pie cuyo empleo simplemente es trabajar en una serie o en una película. El presidente de la SAG quiso dejar claro que todos trabajamos más por el mismo salario que ganábamos años atras De momento, todavía hay tiempo para limar asperezas, puesto que el contrato de la SAG vence el 30 de junio, una fecha delicada puesto que ese día se da el pistoletazo de salida para la producción televisiva de la nueva temporada. Algunos ya han preferido cubrirse la espaldas y han firmado acuerdos colaterales con los actores. Según informaba Variety las productoras independientes han conseguido rubricar un contrato por el cual los actores podrán trabajar en sus proyectos en el caso de que la guerra contra los grandes estudios acabase en una huelga. Así, la SAG anunció junto al Departamento de Producciones que garantiza el rodaje de nueve películas en el caso de que se convocase un paro laboral a partir del 30 de junio. Guillermo Zapata, el director con mayor éxito (de público) de la historia de nuestro cine ERNESTO AGUDO El corto más grande Guillermo Zapata, guionista de Hospital Central se ha convertido, con 70 millones de visitas, en el autor del vídeo en español más visto en internet y el tercero en cualquier idioma, rodeado de clips musicales, chorradas varias e imágenes eróticas FEDERICO MARÍN BELLÓN MADRID. Sin sexo, sin hacer el memo, en español y sin gastar un duro en promoción, el corto Lo que tú quieras oír un inteligente y sencillo relato sobre una ruptura sentimental, se acerca a pasos de gigante a los 70 millones de visitas (ayer eran 68.611.229) lo que lo convierte en el vídeo en español más visto en la historia de YouTube y el tercero en la clasificación absoluta. La película de Guillermo Zapata, un madrileño de 29 años integrado en el equipo de guionistas de la serie Hospital Central sólo es superada en la red por un cómico que resume en seis minutos la historia de la danza y por un videoclip de Avril Lavigne. Que los cortometrajistas españoles están de moda es un hecho indiscutible, aunque la Academia de Cine no siempre parezca de su lado. Zapata es uno de estos revolucionarios que no comparten la consigna oficial de atacar a internet como el principal enemigo del cine patrio. Incluso destaca que las discográficas y las productoras empiezan a acaparar posiciones en la red. Dicen que internet es el enemigo y cada vez lo utilizan más El joven realizador destaca que hemos vividos unos primeros cien años de cine interesantes, pero hemos cambiado de siglo y hay una herramienta que usamos todos. Debemos adaptarnos Tan partidario es de difundir su obra que eligió que se pudiera distribuir, copiar e incluso transformar siempre que no exista ánimo de lucro. Como es lógico, tampoco está de acuerdo con criminalizar la piratería o la banda ancha, como se hace desde los organismos oficiales. Es la propia industria la que debe tomar medidas, no atacar a su público En cualquier caso, su apuesta no fue una idea visionaria, sino una necesidad. Los cortos que no han puesto sus creadores también están en la red remarca. Es mejor estar del lado de la ola y hacer un poco de surf Luchar contra eso no es malvado, sólo es un error En cualquier caso, cuesta comprender el éxito tan brutal de su corto. Empezó a aparecer en blogs de todo tipo, no sólo de cine, porque la gente que los hace está ávida de contenidos, y eso ayudó muchísimo A partir de ahí, relata, fue un círculo vicioso. A le gente le gustaba y empezaban a enviárselo unos a otros. El éxito de Lo que tú quieras oír rodada en 24 horas, le permitió a Zapata rodar su segundo filme, esta vez con el apoyo de la productora Prosopopeya Producciones, con más actores (cuatro en lugar de dos) y mayores medios técnicos. En Y todo va bien se atreve incluso incluir alguna escena de sexo, aunque en el centro de la trama vuelven a destacar la incomunicación y los adelantos tecnológicos. Pepe Jordana, fundador de Prosopopeya, se mostró sorprendido por el hecho de que ninguna figura del cine español quisiera estar presente en la presentación de los cortos de Zapata. Nos quejamos de los monopolios afirmó, luchamos contra Hollywood y cuando Guillermo mete un producto de calidad en la boca del imperio... El mayor riesgo de esta democracia tecnológica quizá sea tener que luchar contra los chikilicuatres, pero Zapata lo ve como un fenómeno interesante Lo mejor es que un chaval de 25 años pueda competir de igual a igual con cualquiera. Pelearte en este campo es más divertido remachó. Para ver Lo que tú quieras oír escribir en www. youtube. com las palabras quieras y oír Inicio de la temporada en TV Hemos vividos cien años de cine interesantes, pero hemos cambiado de siglo y hay una herramienta que usamos todos. Debemos adaptarnos