Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
46 ECONOMÍA www. abc. es economia MIÉRCOLES 16- -4- -2008 ABC El gobernador del Banco de España, Miguel Ángel Fernández Ordóñez (a la izquierda) junto al director de ABC, Ángel Expósito, en las jornadas financieras de ayer SIGEFREDO El Banco de España cree un error elevar el gasto y bajar impuestos para afrontar la crisis Advierte que el próximo año el superávit casi desaparecerá y pide al Gobierno rigor en la política fiscal M. PORTILLA MADRID. El gobernador del Banco de España, Miguel Ángel Fernández Ordóñez, envió ayer un mensaje claro al nuevo Gobierno de Zapatero para que contenga el gasto público y limite la reducción de impuestos al considerarlo una forma inadecuada para afrontar la crisis actual. Durante el discurso de inauguración del XV Encuentro del Sector Financiero, organizado por Deloitte y ABC y patrocinado por Genworth Financial y SAP, Fernández Ordóñez precisó que el Gobierno debe evitar actuaciones discrecionales de aumento del gasto público o de reducción de impuestos que vayan más allá de la propia acción de los estabilizadores automáticos El motivo es que esas medidas pueden comprometer el mantenimiento de la estabilidad presupuestaria a medio y largo plazo, y eliminar el margen de maniobra de la política fiscal para afrontar situaciones de desaceleración más acusadas La advertencia del gobernador del Banco de España es una alusión clara, aunque no quiso especificar, a las ayudas comprometidas por Zapatero antes de las elecciones en materia fiscal, con la devolución de 400 euros, las ayudas a la natalidad de 2.500 euros y las destinadas a la emancipación de los jóvenes con subvenciones al alquiler. En todo caso, Fernández Ordóñez manifestó que en el caso de que se tomen ciertas medidas de ese tipo es fundamental realizar esfuerzos de contención del gasto público con acciones compensatorias en aquellas rúbricas que ofrecen mayores márgenes para abordar reducciones de costes en todos los niveles de las administraciones públicas Tras hacer una descripción del escenario macroeconómico, el gobernador fue también contundente al advertir que las proyecciones fiscales apuntan a que en 2009 el superávit fiscal podría casi desaparecer Aconsejó que se tomen medidas y reformas de carácter estructural orientadas a mejorar el funcionamiento de los diversos mercados, a flexibilizar los mecanismos de fijación de salarios y precios y a facilitar la reasignación de factores productivos entre sectores para suavizar la fase de desaceleración y promover una pronta reactivación. En referencia a cómo afrontan las entidades financieras la actual crisis, Fernández Ordóñez aseguró que lo hacen desde una posición de solidez, que no es sinónimo de inmunidad Así, puntualizó que la morosidad presenta una tendencia creciente e irá en aumento, un incremento que dijo Proyecciones fiscales José Antonio Navas RATO INFORMA SOBRE LA CRISIS A BOTÍN R odrigo Rato ha debutado por fin en el Consejo Asesor Internacional del Banco Santander que se ha celebrado este lunes y martes en la Ciudad Financiera de Boadilla del Monte. En una reunión distentida y de carácter privado, el antiguo responsable de la política económica española no ha tenido esta vez pelos en la lengua para referirse a esa crisis que las instituciones oficiales, principalmente el Banco de España y el Ministerio de Economía, siguen arropando con el socorrido disfraz de la desaceleración. La comparecencia de Rato había levantado la natural expectación dentro de este colectivo de élite que preside Emilio Botín y del que también forman parte su hija Ana Patricia, además del consejero delegado de la entidad, Alfredo Sáenz y los dos hermanos Rodríguez Inciarte, Matías y Juan. A juicio del ex director gerente del FMI, la situación pinta mucho más negra de lo que se ha dicho y se ha visto, y lo peor está por venir a menos que el nuevo Gobierno decida coger el toro por los cuernos con una política decidida de reformas estructurales. De momento, las medidas anunciadas por Zapatero son meros parches más propios de un político especializado en el regate corto que de un dirigente con visión a medio y largo plazo. El panorama dibujado por Rodrigo Rato induce a pensar en una caída drástica del crecimiento económico en España que, según los datos manejados en la cocina del Banco Santander, será inferior al 1 en el úl- timo trimestre de este año. El Consejo Asesor Internacional de la entidad cántabra considera que las predicciones a futuro sustentadas en tasa interanual no son fidedignas, salvo intereses políticos, para reflejar la verdadera evolución económica. El efecto arrastre de una economía que cerró 2007 con un incremento del PIB del 3,5 permite ahora abundar a los más optimistas en un crecimiento económico de alrededor del 2 en el conjunto de 2008, pero dicha estimación no es más que la prueba fehaciente de que España puede estar muy cerca de la recesión para finales de año. Al menos, eso es lo que se deduce de las explicaciones de Rato.