Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
12 OPINIÓN MARTES 15 s 4 s 2008 ABC POSTALES MILLONES AL HORNO cen es que la crisis será más dura y más larga de lo OS únicos que se equivocan más que los meprevisto. teorólogos son los economistas. Pero mien ¿Quién va a pagar el estropicio? ¿Los responsatras los meteorólogos son objeto de todo tipo bles de no haberlo previsto, los organismos encargade chistes, el prestigio de los economistas no hace dos de controlar las instituciones de crédito, o estas más que crecer y se les perdonan todas sus equivoinstituciones que tan alegremente prestaron caciones, pese a afectarnos más duramente. el dinero? Me temo que van a pagarlo los de Acabamos de tener el mejor ejemplo: ¿cósiempre: los contribuyentes, aquellos que no mo es posible que ningún economista previese dejaron arrastrar por la vorágine de las gara la crisis que se nos venía encima? ¿Cómo nancias fáciles, prefiriendo un rendimiento se explica que ni ministros de Economía, ni más normal y seguro de sus ahorros. Esos sepresidentes de los bancos centrales, ni anarán quienes paguen tanta imprudencia por listas financieros ni, en fin, nadie que maneparte de unos y tanta imprevisión por parte ja los dineros públicos y privados diese la JOSÉ MARÍA de otros. voz de alarma ante la burbuja hipotecaria? CARRASCAL Vienen estas reflexiones a cuento de lo deAhora sí, ahora los expertos nos dan toda clarado por nuestro zar económico, y sus meclase de explicaciones sobre sus causas y didas para atajar la crisis. Solbes sigue diciendo que motivos, como esos entrenadores que nos explican no va a ser tan mala como se prevé, pero se dispone a por qué perdió su equipo. Sin que valga en este caso inyectar 10.000 millones de euros para mantener la echar la culpa al árbitro, porque el árbitro eran economía española en marcha. Es el viejo remedio ellos. Pero de eso, ni palabra. Lo único que nos di- L de Keynes, con el gobierno como auxiliar de la economía privada, para echarle más combustible o quitárselo, según necesite más o menos vapor. Pero esto, que funcionó cuando las economías tenían un ámbito nacional, ya no funciona tan bien en el ámbito global donde ahora se mueven, fomentando, en cambio, la inflación sin aumentar la productividad, que es el verdadero motor de la economía moderna. Y de productividad, la nuestra anda muy mal. Sin que los 10.000 millones sirvan de mucho para aumentarla, al estar demostrado que el dinero público es el menos productivo de todos. Hay otra contradicción en la postura de Solbes. Se supone que los ministros de Economía están para frenar el gasto de sus colegas de gabinete. Él, sin embargo, se dispone a gastar más. Eso sí, disponiendo el gasto. ¿Está seguro? Porque en los gabinetes de Zapatero sólo dispone él. Que está más cerca de Sebastián. En fin, esperemos que no nos ocurra lo que a los hermanos Marx, cuando quemaban el tren para que siguiese marchando la locomotora. Aunque hay que estar preparados para todo, con un gobierno que pretende ser nuevo, pero que sólo ha cambiado la cara, y un presidente que sigue con la misma. CARTAS AL DIRECTOR Pueden dirigir sus cartas a ABC: Por correo: C Juan Ignacio Luca de Tena 7. 28027 Madrid Por fax: 913 203 356. Por correo electrónico: cartas abc. es ABC se reserva el derecho de extractar o reducir los textos de las cartas cuyas dimensiones sobrepasen el espacio destinado a ellas. La Copa Davis en Madrid De cara a la próxima semifinal de Copa Davis entre España y Estados Unidos a celebrar en España en septiembre, es de esperar que la Real Federación Española de Tenis y su presidente, Pedro Muñoz, adjudiquen a la ciudad de Madrid el evento. Como diría un castizo: Ya toca, ¿vale? La final de 2004, que parecía se iba a celebrar en Madrid, le fue arrebatada en el último momento por el entonces presidente de la Federación, Agustín Pujol, obedeciendo las consignas políticas dictadas desde el Consejo Superior de Deportes (socialista) para así evitar el protagonismo de la Comunidad y el Ayuntamiento. Muy penoso, claro. Madrid es un escenario que reúne todas las condiciones para llevar a cabo dicho acontecimiento. Cuenta con múltiples escenarios que ofrecen plenas garantías de organización, y yo me quedo con un escenario mítico e histórico como podría ser el Club de Tenis Chamartín. Hay otros muchos, también magníficos. Pero repito que lo fundamental y lo más justo es que Madrid tenga su eliminatoria de Copa Davis por fin, al margen de discusiones de tipo técnico que lo único que pretenden es obstaculizar su designación. Y ojalá que los políticos no intervengan en esta ocasión para nada. J. L. Cuenca Aladro Madrid Catalán hasta en el recreo Algo le ocurre a un país cuando educadores, tutores y profesionales, que tienen a su cargo la responsabilidad de formar niños, se arrogan la autoridad de vigilarlos para que hablen una lengua determinada, y sólo esa, durante sus momentos de ocio. ¿Por qué hay que obligar a un niño a hablar catalán, vasco, gallego o castellano en sus ratos de recreo, es decir, cuando no están ejerciendo su responsabilidad de estudiar, ni están cursando asignatura alguna? ¡Tal es el complejo o el miedo que sienten unas autoridades que se extralimitan en sus funciones para tener que lle- gar a unos extremos tan fuera de la lógica! Esta actitud nos retrotrae y recuerda a regímenes absolutistas, dictatoriales, despóticos y tiranos. Si un niño hace dejación de su deber de estudiar, no muestra interés o no se esfuerza lo necesario, el profesor tiene la autoridad que le es asignada por el centro escolar para tomar las medidas y o represalias correspondientes para persuadir al alumno de que cumpla con su obligación, pero en ningún caso tiene atribuciones para prohibir expresarse en un idioma que es su lengua materna, y máxime si lo hace durante su tiempo libre. En mi opinión, se está vulnerando un derecho, amparado por la Constitución, y quienes se someten a esta vulneración lo hacen, sin duda alguna, por manifiesto miedo a posibles represalias, en ocasiones tan sutiles que apenas se dejan ver claramente por la opinión pública. Carmen Muguiro Correo electrónico Nino Bravo: ¡Hace ya treinta y cinco años! Querido primo Manolito, admirado Nino Bravo: Han pasado ya siete lustros desde que tu familia, amigos y el mundo de la música en general recibimos el impacto, durísimo e inesperado, de tu fallecimiento en accidente de circulación, camino de Madrid, en aquel malhadado 16 de abril de 1973... Como podrás observar desde tu sitio de honor allá arriba, la herida que dejaste abierta con tu dolorosa y absurda partida ¡sólo tenías 28 años! se ha convertido, gracias a cada una de tus canciones, inmortalizadas a través de tu voz iniguala- ble, en un manantial inagotable de amor, sentimiento e ilusión para cada vez más personas, por encima de cualquier frontera. Querido primo Manolito, Luis Manuel Ferri Llopis, admirado universalmente Nino Bravo: en este 35 aniversario del inicio de tu Gran Viaje, te enviamos todo nuestro cariño y nuestro agradecimiento por la herencia inagotable que nos dejaste a todos como grandísimo artista y ¡todavía! mejor persona. Con el emocionado y eterno recuerdo de tu primo Emilito y de toda tu familia madrileña. Emilio Sancho Lozano y Llopis Madrid La clase de Religión En la campaña de matriculación de nuestros hijos en los colegios, observo que el tema de la asignatura de Religión en la escuela es un prioritario para muchas familias. No me sorprende porque es lógico que queramos que en la escuela se prolongue lo que en el hogar fomentamos, y el asunto es de mucha importancia. Es evidente que los padres queremos lo mejor para nuestros infantes, las mejores matemáticas, los mejores idiomas, las mejores ciencias sociales, etcétera, pero aquello con lo que todos los padres soñamos es que sean buenas personas, que sean felices, que sean ciudadanos honrados y, además, los creyentes queremos que vivan eternamente en el cielo. Por eso necesitamos y queremos que nuestros pequeños compartan en la escuela una escala de valores y de virtudes- -la generosidad, la solidaridad, la sinceridad, el respeto- y para todo eso es fundamental la clase de Religión y es fundamental que nuestros adolescentes tengan razones para creer, tengan elementos para actuar con claridad y tengan la posibilidad de conocer en profundidad, y por eso demandamos también la Religión en el Bachillerato como una materia de clase y con clase, es decir, con la mayor exigencia posible. No nos es indiferente, porque nada de nuestros hijos lo es cuando hablamos de su formación. Espero que los que se encargan de legislar lo tengan en cuenta, porque desde luego los padres tenemos claro que no hay ley que nos pueda eximir de nuestros derechos ni de nuestros deberes. Pilar Pérez Rodríguez. Pamplona