Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
26 EL NUEVO GOBIERNO DE ZAPATERO TRES MUJERES MÁS ESPAÑA DOMINGO 13 s 4 s 2008 ABC Las tres tapadas Del zapateo, al zapaterismo. El reto de Bibiana Aído será dotar de contenido a su Ministerio de Igualdad tras su breve experiencia al frente de la Agencia Andaluza para el desarrollo del Flamenco s Otras incógnitas son Garmendia y Corredor BLANCA TORQUEMADA MADRID. A quien primero tendría que llamar a capítulo la nueva ministra de Igualdad cuando tome el lunes posesión de su cargo debería ser a su propio jefe, José Luis Rodríguez Zapatero, quien ayer la ensalzó en razón de su condición de mujer y de su juventud (nunca nadie había entrado en el Gobierno con sólo 31 años) y no por los merecimientos de su currículo, en el que figuran una licenciatura en Administración y Dirección de Empresas, alguna experiencia laboral en la empresa privada y un sólido dominio del inglés gracias a un máster en Newcastle. Otra cosa es la sustancia de la experiencia política de Bibiana Aído (Alcalá de los Gazules, 1977) una progresión geométrica en la que ha pasado de diputada electa por vez primera en el Parlamento andaluz hace un mes a ministra ahora, tras ejercer durante año y medio como directora de la Agencia Andaluza para el Desarrollo del Flamenco. Cometido quizá trascendental (al menos desde el punto de vista del Estatuto andaluz, que ha convertido el cante jondo en competencia exclusiva pero inevitablemente visto como de poca enjundia en la España diversa En ese cargo selló Aído su ejecutoria con declaraciones públicas como la que concluyó que la sentencia de Farruquito no afecta al mundo del flamenco Para quienes se pregunten en qué se va a sustanciar el Ministerio de Igualdad, el blog de la flamante titular de la nueva cartera, estrenado en la campaña electoral bajo el luminoso epígrafe de Amanece en Cádiz ofrece algunos indicios. Por ejemplo, el de que a Aído le sirve como referencia un artículo de Amparo Rubiales en el que su compañera de partido considera a la Virgen María un estereotipo de mujer doliente que hay que desechar y superar, en aras de la equiparación con los hombres. Bagaje distinto y distante del de Aído es el de Cristina Garmendia, designada titular de Ciencia e Innovación. Donostiarra de 46 años, casada y madre de dos hijos, a Garmendia la respalda una dilatada trayectoria en el campo de la biotecnología. Está especializada en el estudio del potencial terapéutico de las células madre adultas, campo en el que ha pasado de la investigación a la actividad empresarial al crear el Grupo Genetrix. La propia Garmendia ha relatado que aunque creció en una familia acomodada, su padre, armador de flota pesquera, fue un hombre de orígenes modestos que se labró a pulso su posición. Dice, por eso, que ha heredado de él la cultura del esfuerzo Y una independencia de criterio que la ha llevado a NINGUNA ESTABA EN LAS QUINIELAS KAKO RANGEL ABC ERNESTO AGUDO Bibiana Aído Gaditana de 31 años, Aído ha credido políticamente bajo la sombra de Manuel Chaves, aunque no ha podido estrenar su acta de diputada autonómica porque la bonoloto del zapaterismo la ha convertido en la ministra más joven de la historia de España. Hasta ahora, ha sido directora de la Agencia Andaluza para el Desarrollo del Flamenco (asegura que distingue una soleá de una farruca) desde donde salta al reto de gestionar la Igualdad Cristina Garmendia Bióloga molecular de 46 años, a la nueva titular de Innovación y Tecnología se le reconoció su brillante trayectoria en las últimas fiestas patronales de su ciudad, San Sebastián cuando fue distinguida como Tambor de Oro Perfecto preludio para su nombramiento como ministra de un negociado que (a diferencia de algunos de sus compañeros de gabinete) conoce a la perfeccción y desde dentro. Hasta ahora, ha presidido el Grupo Genetrix. Beatriz Corredor Pese a que su currículo político queda deslucido por su inclusión en la fracasada lista en la que Miguel Sebastián optó a la alcaldía de Madrid, y de que ella misma, número 18 en esa candidatura, tuvo que esperar a la renuncia de otra concejala para ocupar el cargo de edil en el Ayuntamiento de la capital, a la ministra de Vivienda sí se le valora ampliamente su trayectoria profesional en el sector, pues es registradora de la propiedad. Garmendia criticó las cuotas discrepar públicamente de algunos aspectos de la Ley de Igualdad de Zapatero: ha dicho, por ejemplo, que no entiende que se obligue a una composición paritaria de los Consejos de Administración de las empresas porque representan al capital, que es de quien lo pone, y eso no tiene sexo La tercera sorpresa del Gobierno ha sido la inclusión de Beatriz Corredor (Madrid, 1968) hasta ahora concejal del Ayuntamiento de Madrid, como ministra de Vivienda. El fracaso electoral del PSOE en las últimas municipales en la capital no ha impedido que dos de los integrantes de la lista, Miguel Sebastián y su amiga Corredor, hayan recalado ahora en el Ejecutivo. Aunque a ella no le faltan méritos, pues con 25 años se convirtió en la registradora de la propiedad más joven de España. Un perfil profesional perfectamente acreditado para llegar a gestionar un Ministerio, y hasta cuatro.