Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC SÁBADO 12- -4- -2008 TOROS www. abc. es toros 83 Tercera juampedrada, último plato de jamón ZABALA DE LA SERNA SEVILLA. Vaya atracón, o atraco, de platos de jamón. Tercera juampedrada, tercera decepción. Enhorabuena al señor empresario y al ilustre ganadero. Para la historia quedan dieciocho, diecinueve si contamos un sobrero, insultos al toro bravo. Paciente afición la sevillana, demasiado buena y educada. Después de tres días sin toros, hubo corrida, pero tampoco hubo toros. Como noticia queda que la Junta de Andalucía ha dimitido al presidente Pulido. Rompo una lanza en su honor. Al usía le fallaron los modos, las formas, la pizarra traicionera, pero no el fondo de la cuestión. España y nos somos así. Si arranca la corrida y en el segundo cae un chaparrón o en el cuarto surge un cornadón, por un desgraciado resbalón, ya me sé el epitafio del nicho: Presidente al paredón Los mismos demagogos que hoy lo apedrean lo hubieran crucificado: No estaba el ruedo para sacar el pañuelo blanco, pobres chavales, un engaño a la afición Va por usted, Pulido, aunque le fallasen los modos y la izquierda (la mano) que la otra siempre falla incluso entre los suyos. Se anunciaba la tercera tarde de juampedros, pero ni a la tercera fue la vencida. Sólo ha quedado vencida la paciencia. FERIA DE ABRIL Real Maestranza de Sevilla. Viernes, 11 de abril de 2008. Decimoquinta corrida. No hay billetes Toros de Juan Pedro Domecq, un sobrero de La Dehesilla (2 bis) otro de José Luis Pereda (3 bis) y otro de El Serrano (6 bis) de correcta presentación, sin fuerza ni casta. Curro Díaz, de blanco y oro. Dos pinchazos, uno hondo y seis descabellos. Aviso (silencio) En el cuarto, pinchazo, estocada atravesada y dos descabellos (silencio) El Cid, de tabaco y oro. Dos pinchazos y estocada pasada (ovación) En el quinto, dos pinchazos, media tendida y tres descabellos (silencio) Miguel Ángel Perera, de rosa y oro. Estocada corta (silencio) En el sexto, estocada desprendida (silencio) Palmas de tango y pañuelos verdes en la Maestranza, ¡qué horror! Mecheros y lanzallamas, reclamaría yo. Núñez del Cuvillo era muy caro, ¿no? Caro el abono, la entrada, la almohadilla, el timo al espectador. Al menos los juampedros tuvieron otra presencia a la de su tarde anterior, sin fuerza, sin casta, pero con porte mayor. Se caían en el albero, volatines de dos en dos, y ni uno rompió hacia delante como manda el predicador: el toro bravo en la are- na ha de ser humillador, tras ser rey de la dehesa, en la plaza, el Cid Campeador, ganador de mil batallas, aun muerto, vencedor. Pero se arrastraban los juampedros con las orejas y el jamón, con el orgullo en el suelo, y eso no es de toro, sino de cerdo buscador, de trufas y hortalizas, comedor de cortezas de melón. Curro Díaz, bocetos de buen pintor, pues es la pinturería su faceta de creador. El juampedro obedecía, mas no humillaba el santo varón. Y la gasolina se acababa, dejando atrás lances y cositas, que en eso Díaz es gran expendedor. Salió el segundo y hubo devolución. Un sobrero de La Dehesilla se abría de mansito, manso, mansón, y El Cid con la zurda se los daba sin convicción: no había celo en la muleta para que hubiera conexión. Salió el tercero y otra devolución. Sobrero de José Luis Pereda en la arena, bruto de cabezón. A Perera se le contaron los pases de enganchón en enganchón. Fue el único eficaz con la espada, que con Díaz y El Cid aún están los moros haciendo frente en Torrejón. El jabonero quinto enseguida se orientó, sin poder pero un cabrón; el cuarto se frenaba con similar condición. Y el sexto en volatines se partió. Un sobrero de El Serrano ni siquiera fue jamón. El Cid, en un pase de pecho al jabonero quinto J. M. SERRANO Destituido el presidente Pulido por la polémica suspensión en la Maestranza El presidente Antonio Pulido, que tomó la determinación de suspender la corrida del pasado jueves por las lluvias y el mal estado del ruedo en contra de la voluntad de los toreros- -Vega, Salvador Cortés y Luque- fue destituido ayer por el delegado del Gobierno andaluz en Sevilla, Demetrio Pérez. Según un comunicado, Pulido puso su cargo a disposición del delegado, que decidió cesarlo de sus funciones como presidente de la Maestranza. Se abrirá un expediente informativo que aclare los hechos acaecidos la tarde de la polémica suspensión, que provocó un auténtico escándalo.