Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
12 4 08 GASTRONOMÍA Restaurantes de Lisboa ELEVEN. Rúa Marqués de Fronteira, Jardín Amalia Rodrigues. 213 862 211. www. restauranteeleven. com TAVARES. Rua da Misericordia, 37. 213 421 112. www. tavaresrico. pt TERREIRO DO PAÇO. Plaça do Comercio. 210 312 850. www. terreiropaco. com VARANDA. Hotel Four Seasons Ritz. Rua Rodrigo Fonseca, 88. 213 811 400. PAP AÇORDA. Rúa da Atalaia, 57- 59. 213 464 811. CERVECERÍA RAMIRO. Av. Almirante Reis, 1. 218 851 024. Ostras de Setúbal, casi desaparecidas, y cuyo cultivo se está recuperando. Son pequeñas de tamaño pero de intenso sabor a mar Peixe em Lisboa Portugal es un país abierto al mar que, sin embargo, no ha destacado tradicionalmente por su cocina del pescado. Con la excepción del bacalao y de algunos mariscos, a diferencia de España, no ha habido una gastronomía marinera Las cosas van a cambiar TEXTO: CARLOS MARIBONA La cocina lusa descubre el mar cafés, chocolates y conservas. Los vinos portugueses, cada vez de mayor calidad en regiones como Douro, Dao o Alentejo, también han tenido su espacio destacado en este festival gastronómico con el que se ha volcado la ciudad. Los asistentes han podido aprender a elegir el mejor pescado, a distinguir su frescura y su calidad, y a diferenciar especies. Allí estaban todas: róbalos, doradas, sargos, rodaballos, lenguados, pescadillas, sardinas, caballas, pargos, corvinas, salmonetes, atunes... También se pudo ver cómo preparar el marisco, un producto que abunda en las costas del país vecino, desde su limpieza hasta la manera de servirlo, y las recetas más sencillas y las más tradicionales. En este capítulo hemos podido probar las ostras de Setúbal, prácticamente desaparecidas y cuyo cultivo se está recuperando: pequeñas de tamaño pero con intenso sabor de mar. Cocineros como Leonel Pe- n los últimos años, un grupo de cocineros portugueses, principalmente de Lisboa y sus alrededores, está haciendo un esfuerzo por incorporar la riqueza de sus aguas a la cocina. Para dar a conocer ese trabajo, la capital portuguesa está siendo esta semana escenario del salón Peixe em Lisboa, que se clausura mañana. Peixe em Lisboa es, sobre todo, un espacio pensado para acercar a los grandes cocineros a la gente de la calle. En diversos pabello- E nes dentro del edificio histórico de la plaza del Comercio que alberga el salón, esos cocineros preparan platos con productos del mar a la vista de los asistentes, y los sirven en pequeñas raciones que luego pueden adquirirse y probarse pagando 5 u 8 euros. Lecciones bien aprendidas A lo largo de la semana se han sucedido las lecciones prácticas para el público, las tertulias, los maridajes, e incluso un mercado gourmet con los mejores productos de Portugal, quesos, aceites,