Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
14 ESPAÑA El Congreso rechaza a Zapatero s Los grupos minoritarios JUEVES 10 s 4 s 2008 ABC Rosa Díez y Zapatero vuelven a verse las caras en un debate agrio La portavoz de UPyD reclama más autonomía para el Gobierno nacional M. CALLEJA MADRID. Ocho años después del 35 Congreso Federal del PSOE, tres de los entonces candidatos a liderar el partido coincidieron ayer en el debate de investidura de la IX legislatura como protagonistas: José Bono, en la Presidencia de la Cámara; José Luis Rodríguez Zapatero, como candidato, y Rosa Díez, como portavoz de un nuevo partido (Unión, Progreso y Democracia) en su turno de palabra. Faltaba la cuarta aspirante, Matilde Fernández, ahora senadora del Grupo Socialista por Madrid. Bono, que perdió frente a Zapatero en el año 2000 por sólo nueve votos, dio la palabra a Díez. Debo mi presencia en esta Cámara, como cuarta fuerza política (nacional) en número de votos (303.535 en total) únicamente a los ciudadanos que nos han dado su voto, su dinero y su tiempo de trabajo Éstas fueron las primeras palabras en el Congreso de la ex dirigente del PSOE. Díez no se mordió la lengua y por primera vez en mucho tiempo pudo decir a la cara a Zapatero lo que pensaba. España, señor candidato, se romperá si se rompe la igualdad. Y afirmo que se ha empezado a romper advirtió la portavoz de UPyD, y puso algún ejemplo: La supresión práctica del bilingüismo en el sistema educativo catalán, imitado en Euskadi y Galicia, impide la libre circulación de las familias que se enfrentan a la escolarización de sus hijos en una lengua distinta a la castellana Otro ejemplo: La exigencia abusiva del conocimiento de la lengua cooficial para concursar a puestos públicos discrimina a todos los españoles que viven en una Comunidad que no tiene dos lenguas oficiales Y un tercero: Los funcionarios son retribuidos de forma distinta para el mismo empleo en función de la autonomía en la que trabajen Díez subrayó que su partido no tiene complejos ni hipotecas para defender lo que considere mejor para España y advirtió que la abstención en la investidura sería una llamada a la resignación Por eso votaré en contra de su investidura A Zapatero no le gustó nada la intervención de su ex compañera de partido. O quizás se la tenía guardada desde hacía tiempo. Subió a la tribuna con rostro severo y sin ganas de caer bien a Díez, algo que sí intentó con el resto de los grupos minoritarios, a veces hasta el empalago. A la portavoz de UPyD le dedicó una larguísima respuesta, desproporcionada, pues Díez apenas pudo hablar unos minutos. Pero el recadito se lo dejó para el final. ¿Sabe dónde aprendí yo a respetar a todas las formaciones políticas, a las antiguas, a las nuevas, a defender la pluralidad, la democracia y a tener coherencia, sentido institucional y lealtad? Lo aprendí en el Partido Socialista Obrero Español, del que me siento muy orgulloso Se lo dijo despacio, vocalizando cada palabra. Fue toda una puñalada dialéctica, que encantó a los suyos. La bancada socialista respondió con un fuerte aplauso, que sonó a mucho más que a simple respaldo de las palabras del candidato. Zapatero reprochó a Díez su discurso sobre la igualdad en España: Confundir centralización con igualdad me parece La portavoz de UPyD, Rosa Díez, durante su intervención en el debate de investidura FOTOS IGNACIO GIL EL GRUPO MIXTO SE APARTA DE ZAPATERO Ana Oramas Portavoz de Coalición Canaria Uxue Barkos Portavoz de Nafarroa Bai El mensaje de Zapatero Coalición Canaria se abstuvo en la primera votación de la investidura de Zapatero. No obstante, su portavoz garantizó que el presidente del Gobierno podrá contar con CC para la estabilidad de las instituciones aunque advirtió que si el Ejecutivo olvida a la Islas Canarias habrá un crecimiento de las posiciones nacionalistas, lo que sería una tragedia Oramas se centró en la inmigración, y pidió retomar el diálogo con esa Comunidad. Uxue Barkos, que se abstuvo, ofreció a Zapatero el apoyo de su partido para la búsqueda de la paz pero nunca para subirse al carro de un bipartidismo ineficaz La portavoz de Na- Bai se declaró defraudada por la falta de riesgo que los socialistas asumen en esta legislatura y puntualizó que del candidato de la salida de las tropas de Irak al candidato de sacar la investidura en la segunda vuelta hay un abismo un problema de fundamentos teóricos serios El candidato tachó de injusto decir que el castellano está perseguido en algunas comunidades, y calificó de éxito colectivo la convivencia que, a su juicio, ha conseguido Cataluña entre el castellano y el catalán. Esta es una cuestión sensible que afecta a aspectos emocionales y que hay que tratar con prudencia, con sentido institucional y sin concesiones demagógicas añadió. ¡Muy bien! jalearon entre los suyos. Díez no se arredró. Negó que hablara de centralismo, sino de autonomía: Me gusta tanto la autonomía de España, que quiero más autonomía para el Gobierno de la Nación Pues entonces cambie su voto y déme el sí, así tendré más autonomía respondió irónico Zapatero. Díez advirtió que ya habría tiempo para analizar la solvencia política de cada uno. DE LOS PACTOS ALONSO, A LA ESPERA El ministro de Defensa en funciones se estrena como portavoz con un discurso plomizo, mientras prepara el terreno para negociar los primeros acuerdos POR M. C. MADRID. Ha quedado claro que José Antonio Alonso no fue elegido portavoz del Grupo Socialista por su oratoria ni soltura parlamentaria. El todavía ministro de Defensa en funciones tiene, seguro, otras misiones de paz encomendadas en una legislatura que se prevé plagada de pactos. El Grupo Socialista no renunciará a abrir espacios para el encuentro ni a ampliar su base de apoyo parlamentario a lo largo de la legislatura proclamó en el debate de investidura. En seguida puso tareas: El Parlamento no puede mantener bloqueado por más tiempo el Consejo general del Poder Judicial y el Tribunal Constitucional. Emplazamos a todos los grupos, en especial al PP, a que cumplamos juntos esta obligación constitucional En su discurso hubo momentos como éste: La España de nuestros días, señorías, es una demostración viva de que la supuesta contraposición entre eficacia económica y eficacia social, que siempre fue una dicotomía tramposa, es hoy además tan rancia como un resto arqueológico Ante las dudas surgidas por la idea de España que tiene Zapatero, Alonso intentó echar una mano: Nosotros no necesitamos explicar nuestra idea de España, la definimos hace treinta años, la pusimos por escrito en un texto llamado Constitución española y la votamos Nuestra idea de España es la idea de un país diverso, unido, bien estructurado, que crece y cada día más equilibrada y homogéneamente No faltaron las pullas al PP, por anunciar apocalípticas catástrofes en los años anteriores. Ni tampoco el elogio a su jefe Aquel gobernante, al que han insultado y difamado como a ningún otro político en la historia moderna de España, es el mismo que hoy se presenta ante esta Cámara con una mayoría reforzada