Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MIÉRCOLES 9- -4- -2008 Los ecologistas afirman que el mal dato del CO 2 confirma sus malos augurios 91 Al perder facultades en algunas regiones, el cerebro potencia sus restantes áreas El Bolero de Ravel es un ejercicio compulsivo de perseverancia sobre un tema musical de que los artistas tienden a la inestabilidad mental o incluso la necesitan en cierto grado. Recientes estudios- -de los que ya se hizo eco ABC- -demuestran que un músico de jazz, cuando improvisa, afloja las inhibiciones de su cerebro para ser más espontáneo y creativo. Estos procesos son posibles y están perfectamente estudiados en cerebros sanos. Pero los casos de Maurice Ravel y Anne Adams van un paso más allá: sus mentes enfermas acuden al arte casi como reacción ante la enfermedad. Al debilitarse las áreas de su cerebro más vinculadas a unas facultades, se fortalecen otras. Hacen de tripas cerebro, como si dijéramos. Y de cerebro, arte. Si la demencia condicionó la música de Ravel, orientándola hacia pautas más compulsivas, en el caso de Anne Adams supone un salto de eje total: una mente que era esencialmente científica salta a una visión artística del mundo. Es el caso contrario de artistas que sufren una lesión en las regiones dorsales de su cerebro y pierden facultades relacionadas con el espacio y la plasmación plástica. A Adams le sucedió exactamente lo opuesto. Científicamente, lo más interesante es la singular autorregeneración que este proceso supone. Una mente que estaba acostumbrada a operar al máximo nivel, a funcionar con exigencia científica, se encuentra de pronto imposibilitada para hacerlo y, por instinto biológico, busca otra vía por donde dar salida a su empeño de excelencia. Hace inventario de posibilidades y descubre que el camino es la pintura. Anne Adams pintó denodadamente hasta que perdió la capacidad física de sostener un pincel. Murió el año pasado, dejando este legado extraordinario. Retirada de reses muertas en una explotación del Reino Unido, donde se han registrado hasta 185.000 casos desde hace veinte años ABC De la ciencia al arte Soria cree que pueden surgir algunos casos más del mal de las vacas locas Sanidad investiga en Lugo un ingreso sospechoso de la variante humana de la enfermedad s Haber ingerido carne infectada no basta para enfermar S. B. MADRID. El director general de Salud Pública de la Xunta de Galicia, Ramón Medina, confirmaba ayer la existencia, en un hospital de Lugo, de un caso sospechoso de la variante humana de la enfermedad de Creutzfeldt- Jakob sobre el que se están realizando todos los análisis pertinentes Precisó que llevar a cabo todas las pruebas analíticas puede llevar un mes, y recordó que, en cualquier caso, se han producido en los últimos años varios casos sospechosos en Galicia, sin que ninguno se confirmara finalmente. La constatación definitiva del mal de las vacas locas sólo se obtiene post mortem, mediante análisis del tejido cerebral. Dos días después de se hiciera público el fallecimiento de dos personas de León, en diciembre y febrero pasados, a causa de la variante humana de la encefalopatía espongiforme bovina (EEB) el ministro de Sanidad en funciones, Bernat Soria, admitía ayer en Madrid que pueden darse más casos si se compara la incidencia en España respecto de otros países, aunque no serán muchos más Aseguró Soria que no hay ningún problema alimentario ni de salud pública al tiempo que garantizaba que los sistemas de alerta funcionan El director general de Ganadería, Carlos Escribano, estimó ayer por su parte que la previsión del Gobierno es que el mal de las vacas locas quede erradicado por completo de la cabaña de vacuno en dos o tres años como máximo Afirmó que si en 2003, se detectaron 167 casos, a penas van media docena en lo que va de 2008 En este sentido, Juan José Badiola, director del Centro de Investigación de Encefalopatías Espongiformes y presidente del Consejo General del Colegio de Veterinarios de España, coincide en que pueden producirse más casos de la variante humana en nuestro país, pero lo esperable es que no sean muchos Apoyó esta afirmación en el caso británico, que con 185.000 vacas afectadas ha registrado menos de doscientas personas fallecidas; y recordó que en España se han dado 720 positivos en reses, con tres fallecimientos. Badiola precisó, como una razón más para mantener la calma, que el simple hecho de haber ingerido carne infectada no significa necesariamente que se vaya a desarrollar la enfermedad Se calcula que el 75 por ciento de los europeos son resistentes a la enfermedad, por lo que no la desarrollarían aun habiendo comido carne infectada. Para ello- -precisa Badiola- -es necesario ser susceptible... la proteína básica del individuo debe presentar ciertas similitudes con la del animal para que se produzca el salto de especie El director del centro de referencia, en declaraciones a ABC, mostró cierta extrañeza por las edades de los dos fallecidos, principalmente la mujer de 52 años: La variante humana suele presentarse en gente más joven, como fue el caso de la madrileña de 26 años muerta en 2005. Estos dos últimos casos se han dado en edades infrecuentes Juan José Badiola insistió en que las medidas adoptadas por las distintas administraciones desde 2001 garantizan la salud pública de los consumidores en este aspecto Edades infrecuentes Erradicación, en tres años Muestras de las obras de Adams: http: members. shaw. ca adms http: memory. ucsf. edu Art gallery. htm Al menos el 75 por ciento de los europeos son resistentes a la enfermedad y no la desarrollarían Más información sobre la enfermedad: http: www. msc. es ciudadanos enf Lesiones enfTransmisibles vacasLo cas home. htm