Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 4 s 4 s 2008 Protestas contra Pekín 2008 INTERNACIONAL 35 China encarcela a un famoso disidente al que España negó la acogida temporal Amnistía Internacional solicitó protección para Hu Jia, condenado a 3 años de prisión PABLO M. DÍEZ CORRESPONSAL PEKÍN. Cuando Pekín aspiraba en 2001 a organizar los Juegos Olímpicos, el régimen comunista chino aseguró que el evento ayudaría a abrir el país y a mejorar la situación de los derechos humanos. A cuatro meses de los Juegos, y con la antorcha desfilando ya por todo el mundo a mayor gloria de este sistema autoritario, esa promesa se ha quedado en agua de borrajas. Y no sólo por la contundente represión con que el Gobierno ha aplastado la revuelta tibetana, sino también por la condena impuesta ayer a Hu Jia, su disidente más famoso y combativo en la defensa de los derechos civiles. El Tribunal Popular Intermedio número 1 de Pekín sentenció al activista, de 34 años, a tres años y medio de cárcel. Su delito: el vago y genérico crimen de haber conspirado para intentar la subversión contra el poder del Estado Las pruebas en su contra: haber publicado en internet comentarios críticos con el régimen comunista y a favor de los derechos humanos. La sección española de Aministía Internacional recordó ayer que esta organización advirtió en febrero de 2007 al Gobierno español sobre la suerte de Hu Jia y su mujer- -ambos activistas pro derechos humanso- y pidió que fueran acogidos temporalmente en España. El Gobierno rechazó la solicitud indica el comunicado emitido ayer por el organismo. Las numerosas entrevistas concedidas a periodistas extranjeros han sido el verdadero motivo para silenciar la voz de Hu Jia, nombrado por la revista Time una de las cien personalidades más influyentes del mundo. No en vano, el disidente- -nominado el año pasado al Un niño de la etnia china musulmana de los uigures protestaba ayer ante la antorcha en Estambul AP Un dirigente del COI equipara el Tíbet con el País Vasco Moratinos rechaza la comparación y el organismo olímpico se desmarca, mientras arrecian las protestas contra la antorcha BORJA BERGARECHE MADRID. A falta de 18 semanas para la inauguración de los Juegos de Pekín, se complica cada día la misión del Comité Olímpico Internacional (COI) obligado a realizar contorsiones diplomáticas para no contrariar al país anfitrión mientras crecen las protestas por las violaciones de derechos humanos en China. Ayer, Hein Verbruggen, presidente de la Comisión de Coordinación del COI, puso de manifiesto estas contradicciones con unas explosivas declaraciones, de las que se desmarcó el COI inmediatamente. Verbruggen intentó justificar que no atañe a su organización implicarse en cuestiones políticas, como los recientes sucesos en el Tíbet. No nos corresponde a nosotros comentar estos asuntos. Es incumbencia de la ley china, y no es una cuestión deportiva afirmó el encargado de la interlocución con el comité organizador chino, según Efe. A la hora de explicar esta política de no injerencia en los asuntos internos de un país- -una tesis que coincide con la postura tradicional de China en materia de derechos humanos- Verbruggen se metió en terreno minado. Si miro a las ciudades candidatas a los Juegos de 2016, ¿debería el COI estar obligado a hablar de las pretensiones del País Vasco de ser independientes de España, porque Madrid es candidata? se preguntó, según Efe. El ministro español de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, rechazó desde Bucarest la comparación, y declaró que se trata de asuntos totalmente diferentes a la vez que confirmó que la voluntad del Gobierno es que España esté presente en la inauguración. Por su parte, el COI se vio obligado a desmarcarse de las declaraciones de Verbruggen. Se trató de un comentario personal declararon fuentes del comité a Europa Press. Porque Chicago es candidata en 2016, ¿tiene el COI que pronunciarse sobre Guantánamo o Irak? había afirmado el responsable de la coordinación con China. El incidente verbal ha acentuado la difícil posición en la que está la organización guardiana del espíritu olímpico, cuando arrecian las críticas por su negativa a criticar las vulneraciones de derechos humanos en China. La lista de prisioneros de los Juegos Olímpicos se amplía, y el COI permanece desesperadamente silencioso declaró ayer la organización Reporteros sin Fronteras. Verbruggen se mostró satisfecho por las garantías que recibió de sus interlocutores chinos de que el acceso a Internet será libre durante los Juegos. Pero las prácticas de censura con las que las autoridades intentan controlar los medios de comunicación preocupan a varios organismos internacionales. El Comité para la Protección de los Periodistas de Nueva York exigió el lunes al COI que garantice la libertad de expresión durante los juegos, y recordó que la prensa china se enfrenta todavía a una censura masiva Hu Jia, prisionero chino AFP Minoría musulmana ¿Debería el COI hablar de la pretensión de independencia en el País Vasco porque Madrid es candidata? Ayer, las autoridades chinas reconocieron la apertura de un nuevo frente en la provincia de Xinjiang, de mayoría musulmana, donde miembros de la etnia uigur han iniciado una campaña de protestas contra Pekín. Manifestantes de esta procedencia intentaron ayer alterar el trayecto de la antorcha olímpica a su paso por Estambul (Turquía) en demanda de independencia para Xinjiang. La policía londinense prepara un dispositivo especial para la ceremonia de encendido de la antorcha mañana, a las puertas de la residencia del primer ministro, Gordon Brown. Los organizadores prevén manifestaciones contra la política china en Tíbet y en Birmania. La embajadora de Pekín en la capital británica ha decidido reconsiderar sus planes de correr 250 metros con la llama olímpica. Premio Sajarov de las Libertades que concede el Parlamento Europeo- -ha denunciado en reiteradas ocasiones los abusos de su Gobierno en el Tíbet, los problemas medioambientales del país y la penosa situación de los campesinos que se contagiaron de sida en el escándalo de corrupción con la venta de sangre en la provincia de Henan. Los periodistas y diplomáticos extranjeros no pudieron entrar a la sala de juicio. Pero la agencia estatal de noticias Xinhua informó de que entre agosto de 2006 y octubre de 2007, Hu publicó artículos en páginas web foráneas e hizo comentarios en medios de otros países en los que instigó continuamente a otra gente a levantarse contra el poder político del Estado y del sistema socialista Ha sido secuestrado, confinado bajo arresto domiciliario y ahora lo han condenado a tres años y medio de cárcel. No es justo protestó entre lágrimas su mujer, la también disidente Zeng Jinyan, quien ha tenido recientemente una hija y se encuentra bajo vigilancia policial. Condoleezza Rice, secretaria de Estado de EE. UU. afirmó ayer desde la cumbre de la OTAN en Bucarest que el arresto del disidente es profundamente preocupante para los EE. UU. Por otra parte, el Gobierno anunció ayer que permitirá el regreso de los turistas extranjeros al Tíbet a partir del 1 de mayo. Lo más probable es que la región siga cerrada a los periodistas. Preocupante para EE. UU. Las autoridades chinas anuncian la reapertura del Tíbet al turismo internacional desde el 1 de mayo