Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
28 ESPAÑA MIÉRCOLES 2 s 4 s 2008 ABC Un condenado por el 11- M exculpa a un acusado preso en Marruecos La Guardia Civil detiene a dos islamistas en Melilla reclamados por Rabat J. A. MADRID. Mohamed Larbi ben Sellam, condenado a 12 años de prisión por el 11- M, admitió ayer que conocía a Abdelilah Hriz, en prisión en Marruecos por su presunta participación en la matanza de Madrid, pero aseguró al juez marroquí que le interrogó en la Audiencia Nacional en cumplimiento de una comisión rogatoria que no sabía que era terrorista. El juez marroquí Abdelkader Chentouf tomó ayer declaración a Ben Sellam como testigo en la causa abierta contra Hriz, detenido en el país africano y a quien el juez Juan del Olmo considera uno de los autores materiales de la matanza. El interrogatorio, realizado en presencia del juez Santiago Pedraz, quien por turno realiza la guardia del juzgado de Del Olmo, se prolongó durante una hora y el recluso tuvo que responder a 18 preguntas. El magistrado marroquí, que estuvo acompañado por dos policías judiciales de su país, agradeció tanto a Pedraz como al juez de enlace, Ángel Llorente, su colaboración en esta causa y explicó que el sumario sobre Hriz estará concluido en tres meses y que se le juzgará en el tribunal de Rabat. El magistrado marroquí también ha solicitado que se le faciliten las dos pruebas genéticas que incriminan a su procesado en los atentados de Madrid y que fueron halladas en la vivienda de Leganés donde se suicidaron siete de los autores materiales de los ataques y en la finca de de Chinchón donde se montaron las bombas. Pero la colaboración entre España y Marruecos también dio resultados ayer en la lucha policial contra este tipo de terrorismo. Dos ciudadanos de ese país- -uno de ellos tiene también la nacionalidad española- fueron detenidos por la Guardia Civil en Melilla en cumplimiento de una orden internacional de busca y captura dictada por las autoridades de Rabat. Los dos islamistas detenidos no tienen causas pendientes en España. Además de las detenciones, se realizaron registros en sus domicilios, en los que se intervino documentación que ahora se estudia. Los dos arrestados son Alí Aarass y Mohamed El Bay. Al primero, las autoridades marroquíes le consideran integrante del Movimiento de los Muyahidines en el Magreb desde 1982 y le relacionan con los atentados de Casablanca del 16 de mayo de 2003. Por su parte, Mohamed El Bay está presuntamente relacionado con una red terrorista que las autoridades marroquíes desmantelaron en febrero con la detención de más de 30 personas que preparaban atentados en Marruecos. Al parecer, era el encargado de entablar relaciones con contrabandistas de armas asentados en Centroeuropa para conseguir armamento y explosivos. Esa operación supuso la detención de Abdelkader Belliraj, jefe de la red, así como la intervención de abundante armamento. Las investigaciones sobre el tráfico de armas revelaron conexiones con varios países, entre ellos España. Uno de los cuatro disidentes cubanos expulsados a España por Castro pide asilo político La decisión del periodista Ramón Castillo, a la que se suman su esposa y su hija, puede plantear un problema al Gobierno español LUIS AYLLÓN MADRID. El periodista José Gabriel Ramón Castillo, uno de los cuatro disidentes anticastristas expulsados por las autoridades cubanas a España el pasado 16 de febrero, presentó ayer la solicitud para conseguir el estatuto de refugiado político en nuestro país. Junto a José Gabriel Ramón Castillo pidieron también asilo político su esposa, Blanca Rosa Hechavarría, y la hija de ésta, Karina, que llegaron a Madrid con él y con otros tres disidentes presos a los que el régimen castrista concedió la licencia extrapenal con la condición de que abandonaran Cuba con destino a España. Los disidentes vinieron acompañados de sus respectivas familias. Ramón Castillo es el único de los cuatro excarcelados que ha tomado la decisión de pedir asilo político en España, aun a sabiendas de que su gesto puede no causar especial alborozo al Gobierno español, ya que las gestiones realizadas por el ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, y la política de acercamiento del Ejecutivo a las autoridades cubanas fueron decisivas para la puesta en libertad de los disidentes encarcelados. món Castillo sigue en Madrid; y Pedro Pablo Álvarez y Omar Pernet, que se han trasladado a Barcelona, han decidido aceptar el ofrecimiento de permiso de residencia hecho por las autoridades españolas. Sin embargo, Ramón Castillo considera que su decisión es la mejor que pueda adoptar para él y para su familia. Yo agradezco al Gobierno español todas las gestiones que ha hecho, pero también busco su protección, porque sé que si vuelvo a Cuba me negarán el trabajo, me retirarán la licencia extrapenal y me llevarán otra vez a prisión, donde no podré tener los cuidados médicos de que dispongo aquí dijo a ABC. José Gabriel Ramón Castillo, de 50 años, periodista independiente, lleva quince luchando contra la dictadura castrista. Forma parte del Grupo de los 75 que fueron detenidos en la llamada Primavera Negra de 2003. Padece diabetes, cirrosis, hipertensión y úlceras estomacales. Hace poco más de un año, España denegó el asilo político al diplomático Lorenzo Menéndez, número dos de la Embajada de Cuba en Mozambique, a quien el régimen castrista declaró persona non grata por ayudar a la disidencia cubana en el país africano y que podía ser condenado a veinte años de cárcel. España argumentó que, según el Reglamento de Dublín, debía haber pedido el asilo en París, que fue el aeropuerto por donde entró en Europa. José Gabriel Ramón Castillo I. GIL El opositor asegura que si regresa a la isla puede ser de nuevo encarcelado y su vida estará en peligro Agradecimiento Más información sobre los atentados islamistas del 11. M en abc. es En cualquier caso, desde el Ministerio de Exteriores se hizo hincapié a todos los expulsados en que podían adoptar, con total libertad, la decisión que consideraran más conveniente para sus intereses. Alejandro González Raga, que como Ra- La muerte natural de un bebé destapa irregularidades y el vacío legal de las ludotecas en Barcelona ABC. BARCELONA. Un juzgado de Barcelona ha abierto diligencias contra la dueña de una ludoteca del barrio del Guinardó donde el lunes murió un bebé de cuatro meses. La autopsia ha revelado que el niño falleció de muerte súbita y que padecía una cardiopatía. Sin embargo, el caso ha vuelto a destapar el vacío legal en torno a estos centros, así como las irregularidades en la propia ludoteca. La dueña, R. A. de origen peruano y nacionalidad española, fue detenida por los Mossos por un delito contra los derechos de los trabajadores, ya que dos de las tres mujeres que tenía empleadas, sin ninguna formación para cuidar niños, estaban en situación irregular en España. Todo ocurrió entre las 11.00 y las 12.00. El bebé, de origen boliviano, empezó a ponerse morado tras tomar un biberón. Las cuidadoras avisaron a la madre, que acudió a la ludoteca Winnie The Pooh. Después alertaron a los servicios de urgencia, que intentaron sin éxito reanimar al pequeño. Aunque la ludoteca tenía licencia municipal de apertura desde hace escasas semanas, ofrecía servicios propios de una guardería, tales como comedor, para los que no estaba autorizada. Además, acogía a unos 30 niños y sólo tenía permiso para diez. El Síndic de Greuges, Rafael Ribó, abrió ayer una actuación de oficio y recordó que en diversas ocasiones ha planteado al Departamento de Educación la necesidad de regular la actividad de estos locales. Sobre todo después de que en marzo de 2006 se detuviera a Saray O. M. dueña de una ludoteca de Vilanova i la Geltrú por presuntos malos tratos a varios niños. Ayer se conoció que un juez de esta población barcelonesa ha abierto juicio oral contra la mujer, en libertad provisional, por seis delitos contra la integridad moral y tres faltas de maltrato por aquellos hechos. El 5 de abril de ese mismo año falleció de muerte súbita otro bebé de cuatro meses en una ludoteca de Sant Cugat (Barcelona) La Generalitat tiene previsto aprobar antes del verano un decreto para regular el funcionamiento de las ludotecas. La dueña del centro ha sido detenida por contratar a dos mujeres sin permiso de residencia en España