Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
6 OPINIÓN MIÉRCOLES 2 s 4 s 2008 ABC AD LIBITUM ZAPATERO EN BUCAREST A mayor entre las habilidades con las que José Luis Rodríguez Zapatero se mantiene en la cresta de la ola de la opinión pública reside en su talento para la dosificación de su imagen y sus presencias. Tras recoger los laureles de su última victoria electoral, la del 9- M, se ha puesto a la sombra de los flashes y ha dejado que sean otros, propios y extraños, quienes corran con el gasto de los trámites de puesta en marcha de una nueva legislatura. Como buen artista de las marionetas, ha movido los hilos para colocar a sus muñecos en el Congreso y el Senado sin que se adivine su presencia. Como mandan los cáM. MARTÍN nones del espectáculo. FERRAND Por el contrario, Mariano Rajoy, que mientras presume de discreto redobla el tambor, se ha hecho notar, y mucho, al cumplir con esa tarea parlamentaria. No es una cuestión de estilo, que cada cual tiene el suyo, sino de eficacia en el tanteo por si, al final, el combate hay que ganarlo a los puntos ante la imposibilidad de alcanzar el KO. Hoy, Zapatero cumple su jornada en Bucarest para, en su condición de presidente en funciones del Gobierno de España, asistir a la reunión de presidentes y jefes de Estado de la OTAN. En eso le valdrán poco sus mañas. Su incapacidad para el trabajo exterior está fuera de toda duda y ni los buenos oficios de Bernardino León, secretario de Estado de Exteriores, conseguirán bruñir la apagada oscuridad de su presencia. Su agenda incluye breves encuentros con los líderes de Australia, Rumanía y Ucrania. ¿Hay quien dé menos? De ahí que en sus viajes al exterior Zapatero vaya siempre como las reses que llevan al matadero, resignado y dispuesto al sufrimiento. Sería bueno, al terminar la reunión Atlántica, poder preguntar a los asistentes: ¿quién es Zapatero? Incluso ofertando unas vacaciones pagadas en cualquiera de nuestros paraísos turísticos, ni un tercio sabría dar la respuesta. Es internacionalmente mínimo. A la vuelta de su viaje ya toca hablar del Gobierno. Del nuevo, del que tendrá que nombrar en cuanto se cumpla el trámite- -demasiado largo y estéril- -de su proclamación como jefe del Ejecutivo. Los tiempos no son fáciles y los rumores que circulan, a los que nunca conviene tomar ni muy en serio ni muy en broma, no refuerzan la hipótesis de nombres nuevos y sólidos capaces de enfrentarse a la poliédrica crisis económica que sus antecesores no vieron venir y ellos habrán de paliar. Los solemnes aires de abadesa con que suele reñirnos, por ciudadanos, María Teresa Fernández de la Vega y los aires desdeñosos con los que Pedro Solbes acostumbra a aliviar sus explicaciones de oficio no serán suficientes. Ese truco ya está viejo y, ya que el pan va a ser más duro y menos cuantioso, por lo menos que el circo resulte entretenido y apasionante. Al propio Zapatero ya no le bastará con el talante. Ahora necesita, además de propaganda, equipo de trabajo. HAY MOTIVO ¿CUÁNTAS DIVISIONES TIENE EL LAMA? mico y verdaderos impulsores del gran salto hacia deUANDO Stalin, en Yalta, le espetó a Winston lante -nunca renunciarán ni a un grano de arena del Churchill: ¿Cuántas divisiones tiene el Papa? territorio tibetano. Desde el punto de vista del liderazestaba planteando una de esas preguntas del go del espíritu, el asunto suscita infinidad de interromillón cuya respuesta exacta siempre se nos escapa. gantes. Y el primero sigue siendo, todavía, la boutade Koba el Temible no vivió lo bastante para saber que hade Stalin en la mesa de Yalta: ¿Cuántas divisiones tiebía puesto el dedo en su tenebrosa llaga. Por pura pone el Dalai Lama? El camino del Buda- -que es un tra, claro; lo mismo que aquel burro que tocó la flauta. gadget exótico, amén de una sabiduría milenaria- -Es ocioso decir que la pregunta del millón la contestó ha cruzado la vacuidad de la new age recogiencon creces un Papa polaco y que, hoy por hoy, el do a su paso los restos del naufragio. Las estrepadre de los pueblos (que devoraba a su progellas de Hollywood, los aristócratas del rock nie con saturnal antropofagia) tendría que enlos que manejan los resortes de la sociedad mevainarse la fanfarronada. Así pues, padrecito, diática, se han juramentado para apoyar al Tíguía de desvalidos, martillo de opresores, luz bet a la cabeza de un ejército de cámaras. El Pridel proletariado: ¿De cuántas divisiones dispomer Mundo percibe a Richard Gere como si fuenía el Santo Padre? se un sucedáneo de Pedro el Ermitaño prediLos comunistas chinos- -que jamás estuviecando urbi et orbi la primera Cruzada. Y, con la ron bien vistos por Stalin- -en vez de escarmenTOMÁS cita olímpica humeando en el plato, cuanto más tar en la cabeza nauseabunda del criminal georCUESTA chic es la denuncia, el shock es más traumático. giano, han cometido el mismo error al enfrenPero no están los tiempos para revoluciones místitarse a tumba abierta con el Dalai Lama. En el camino cas y las llamadas al boicot (que al menos han logrado de todo Goliat siempre hay algún David presto a desahacer que Sarkozy salga en alguna foto con la bragueta fiarle. Y siempre es la soberbia, no sólo la pedrada, la abotonada) son fuegos de artificio con pólvora mojada. que tumba al gigante y decide la batalla. Porque, si es China, ha escrito Guy Sorman en El año del gallo es cierto que la fe puede mover montañas, los jerifaltes una fantasía que lleva cuatro siglos almacenada en el del Comité Central van a tener que retratarse por mudesván de nuestro imaginario. O una sombra chinescho que se escondan detrás del Himalaya. La revuelta ca, por explotar la redundancia. La última ficción es del Tíbet ha colocado a los occidentales entre la beatique la democracia ha de llegar a lomos de un Ferrari tud del azafrán y la estridencia de la sangre. China ha que atravesará las avenidas de Shangai mientras los sido absuelta de su cotidianidad culpable con el pretexrascacielos se inclinan a su paso. La libertad, entonto de un futuro henchido de esperanza. ¿Absuelta? ces, se vestirá de Prada (lo mismo que el diablo) y vaya Otro eufemismo: no ha sido ni encausada. A las moscas usted a saber si el modelete es falso. Pero la prodigiosa golosas que acuden al panal para caer de patas en la epifanía no se producirá mañana. La tiranía es muy miel del mercado tanto les da que las celdillas sean celconsciente de que en Lhasa se le ha ido la mano y, algo das y que la cera se administre a garrotazos. O que más grave aún, ha metido la pata. No volverá a ocurrir: mientras rematan un negocio se remate a la gente con los muertos, desde ahora, tienen estrictamente prohibiun tiro de gracia. A esa gente que, encima, ha de pagar do convertirse en mártires. ¿Qué ocurrirá, entre tanto, la bala. con las fuerzas de choque del venerable Dalai Lama? Se Tenzin Gyatso, en lo político, abandera una causa quedarán empantanadas. Nadie lleva la cuenta de las perdida de antemano. Los herederos del imperio del cavíctimas si las cuentas les salen. marada Mao- -hacendosos artífices del milagro econó- L C