Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
20 ESPAÑA Aumenta el entendimiento entre socialistas y PNV LUNES 31 s 3 s 2008 ABC Edurne Uriarte FABRICANDO ABERTZALES na madre vasca me relata la siguiente historia para gritar, educativamente hablando, quiero decir. Ante las crecientes protestas de su hija, excelente estudiante, sobre la nula capacidad pedagógica de su profesor de Historia, decide personarse en el centro educativo para hablar con el profesor que es, además, tutor de la clase. La madre vasca, perfectamente bilingüe, se dirige al profesor en euskera pues ése es el idioma en el que imparte la clase de Historia. Comprueba, sin el menor asombro, que su euskera es penoso, imposible. Afortunadamente, su hija quiere estudiar Medicina. En esa facultad no exigen conocimientos de historia. La madre vasca no se ha sorprendido porque el profesor de su hija desconociera el idioma en el que se comunica con sus alumnos. Ella, al igual que esa minoría de aproximadamente un 30 de vascos que sabe euskera, ha experimentado más de una vez el absurdo del sistema educativo vasco. Los profesores han sido abruptamente reconvertidos a un idioma que, en su mayoría, desconocían, que ni usaban ni usan fuera de las aulas, un idioma en el que jamás leen, en el que no escriben. Algunos ni siquiera lo hablan, aunque enseñen en él. Pero la mayoría de los padres vascos, que no hablan euskera, no se enteran. Y si se enteraran, les daría igual, puesto que la implacable maquinaria nacionalista que quiere un sistema educativo destinado a fabricar buenos abertzales más que a enseñar, no les deja ninguna opción de escape fuera del absurdo. Y aún menos a partir de ahora, pues la enseñanza en español, que ya estaba arrinconada en la práctica, también va a desaparecer en el País Vasco. No sólo en Cataluña. O sea que todos los vascos estarán obligados a estudiar en el idioma de la identidad nacionalista, aunque no lo conozcan, la mayoría, y aunque no lo usen jamás, también la mayoría. No me sorprende demasiado que sólo una minoría de padres se haya movilizado. Rebelarse es arriesgado. Me asombra más que los dos grandes partidos nacionales, especialmente el PSOE, hayan dejado a tantos ciudadanos completamente abandonados a merced de este despropósito educativo. U El todavía presidente en funciones de Caja Vital, Gregorio Rojo, en la asamblea celebrada ayer por la entidad financiera EFE Los socialistas se alían con el PNV en la Caja Vital y despejan el camino de la fusión Roto el pacto PSE- PP de los últimos ocho años, el socialista Gregorio Rojo será reelegido presidente, y el dirigente del PNV alavés, Iñaki Gerenabarrena, vicepresidente M. LUISA G. FRANCO BILBAO. En medio de una gran polémica política y jurídica, la asamblea de la Caja Vital dio ayer luz verde a la reelección del socialista Gregorio Rojo- -en el mandato que se inicia apoyado por el PNV y hasta ahora por el PP- -como presidente de la caja de ahorros alavesa. Por primera vez en la historia, un notario estuvo presente en la mesa para dar fe del debate, ante la intención del PP de impugnar el resultado de la asamblea al considerar que la candidatura de Rojo no es válida al llevar dieciséis años en los órganos de la Vital, cuando la ley sólo permite doce. La cuestión de fondo trasciende la disputa legal entre el PP y el PSE por el mantenimiento, más allá de los límites legales, de Gregorio Rojo en los órganos de dirección de la caja de ahorros alavesa y se centra en la decisión de los socialistas vascos de abrir la puerta del control de la caja alavesa al PNV partido especialmente in, teresado en esa circunstancia, que le permitirá a medio plazo replantear el debate de la fusión de las cajas de ahorro vascas. La asamblea de ayer abrió un nuevo ciclo en la Caja Vital, después de ocho años de alianza PSE- PP A partir de ahora, el nuevo socio de los socialistas en la Caja Vital es el PNV y el acuerdo incluye la designación hoy, por parte del consejo elegido ayer, del presidente del PNV alavés, Iñaki Gerenabarrena, como vicepresidente. El PP critica que un cargo tan significado de un partido sea elegido vicepresidente de la caja alavesa y recuerda además que Gerenabarrena pertenece al sector más radical del PNV el liderado por Joseba Egibar. Con Gerenabarrena como vicepresidente de la Vital, se abre de nuevo el camino hacia la fusión de las tres cajas vascas, a la que se opone frontalmente el PP que ve tras este pro, yecto nacionalista la puesta en marcha del Banco Público Vasco, incluido en el proyecto soberanista del lendakari Juan José Ibarretxe. Los nacionalistas controlan las cajas de ahorro vizcaína (BBK) y guipuzcoana (Kutxa) y la Vital era el obstáculo principal para este proyecto, que fue frenado por el PSE como respuesta a los sucesivos desafíos del lendakari; el último la convocatoria de una consulta a la sociedad vasca el próximo 25 de octubre, una convocatoria que, tras los malos resultados electorales del PNV en las últimas elecciones, ha quedado en el aire. El proyecto de fusión de las cajas sale de nuevo a la luz pública y ayer el presidente del PNV alavés, que será elegido hoy vicepresidente de la Vital, Iñaki Gerenabarrena dijo que el PNV es partidario del proyecto y que trabajará por llegar a ese objetivo, aunque precisó que el resto de las formaciones representadas en el consejo no tienen por qué compartirlo. PNV y PSE controlan en este momento el consejo de administración de Caja Vital, tras la renovación ayer de sus miembros durante la asamblea general. El consejo está formado por seis representantes peneuvistas, cinco populares, cuatro socialistas y uno de CC. OO. Lo integran, por el PNV Iña, ki Gerenabarrena, Juan Carlos Peral, José Luis López Iturritxa, Adolfo Bruno Otxoa, Alfredo de Miguel y Miren Saratxaga; por el PP, Luis Viana, Miguel Ángel Rubio, Idoia Garmendia, Javier de Andrés e Icíar Larrañaga; por el PSE, Gregorio Rojo, Javier Lasarte, Juan Ugarte y Blanca de la Peña y, como representante de los trabajadores, Juan Antonio Ordoñana, de CC. OO. Se rectificó a la comisión de control, que rechazó la opción de Rojo por sobrepasar el límete legal de años en la dirección El PP se plantea llevar a los tribunales la reelección al frente de la entidad del hermano del presidente del Senado