Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 28 s 3 s 2008 Caso Mari Luz s Los fallos del sistema ESPAÑA 21 El CGPJ investiga por qué el pederasta seguía libre si debía estar en prisión hace ya 2 años La juez ordena encarcelar sin fianza a Santiago y a su hermana, y recuerda que él debe cumplir una condena anterior CRUZ MORCILLO PABLO MUÑOZ MADRID. Santiago del Valle, de 43 años, detenido como autor del homicidio de Mari Luz Cortés, tiene una larga carrera delictiva que comenzó a los 18 años con un robo con fuerza en las cosas en Huelva, su ciudad natal. Le han seguido daños, estafa, falsedad... pero sobre todo abusos. Con dos características: de tipo sexual y a menores, a niñas muy niñas incluida su propia hija de cinco años. Lamentablemente, tiene dos condenas sin cumplir- -una está suspendida- -por hechos repulsivos de ese tipo pero no ha pasado ni un día en prisión: el juez implicado, como el otro también de la Audiencia de Sevilla, ni siquiera había ordenado que se averiguara su paradero paso previo a una orden de busca y captura, según confirmaron fuentes de Interior. Ante la gravedad del caso, la Fiscalía de Sevilla y el CGPJ han abierto sendas investigaciones para saber por qué no se dictó la citada orden de detención, que en caso de condena firme va acompañada de auto de prisión. El jefe superior de Andalucía Occidental, Enrique Álvarez, precisó que el 3 de abril de 2007 sí hubo una orden de busca y captura sobre el ahora detenido a la que la Policía dio cumplida respuesta. Era por un caso de estafa perpetrada en Asturias y Del Valle fue puesto de nuevo en libertad. Para entonces ya hacía aproximadamente un año que debía estar encarcelado, según la sentencia del Juzgado de lo Penal 1 de la Audiencia sevillana. El sospechoso, que no tuvo empacho en arruinar la vida a su propia hija, se ha paseado por platós de TV periódicos, ha acampado en el centro de Sevilla pidiendo una vivienda mientras en tenía que estar en prisión por pederasta y se le quitaba la custodia de sus dos niños por ese motivo. No es de extrañar que en la barriada del Torrejón le marcaran con una x en cuanto Mari Luz desapareció. Si se sigue el rastro de su historial policial, de una parte, y del judicial, por otro, los hechos se cruzan y la conclusión es que Del Valle, presunto raptor, presunto homicida no ha hecho otra que peregrinar detrás de cada niña que se ha cruzado con él. A la vista de sus anteceden- ANTECEDENTES POLICIALES DE SANTIAGO DEL VALLE Santiago del Valle García nació el 22 de febrero de 1965 en Huelva. Además de dos condenas, le constan antecedentes policiales al menos desde 1983 y en varias provincias. Este es su historial. 1983 Fue detenido en Huelva por robo con fuerza en las cosas. 1992 Arrestado en Cazalla de la Sierra (Sevilla) por daños. 2003 Es detenido por abuso sexual en Sevilla a una niña de nueve años. 2006 La Policía le arresta de nuevo en Gijón por estafa. Intentó vender el piso en el que vivía de alquiler. En noviembre es detenido en la misma ciudad por los delitos de acoso sexual, insultos y amenazas. Propuso relaciones sexuales a una chica de 13 años; llegó a matricularse en el instituto donde estudiaba. Un juzgado de Gijón dicta una orden de alejamiento. 2007 Detenido por abuso sexual en Sevilla. 2008 La Policía le arresta en Granada el 16 de enero por presunta detención ilegal de Mari Luz Cortés y el 25 de marzo en calidad de autor de homicidio. de y a ella, eximente incompleta, informa Ep. El 30 de diciembre de 2005, la Audiencia de Sevilla hace firme la sentencia, pero el siniestro matrimonio abandona su domicilio sin que pueda ser localizado. Del Valle solicitó la suspensión de condena- -esa táctica le sirvió en otra pena de 2004- -a la que el Juzgado inicial (el número 1) se opone, pero no dicta la averiguación del paradero ni tampoco la busca y captura. La otra condena por abusos es anterior, del 13 de diciembre de 2004. El Juzgado de lo Penal número 4 de Sevilla le impone una pena por conformidad de dos años por abusar de una niña de 9 a la que sorprendió en la escalera de su casa. Los hechos ocurrieron el 19 de julio de 2003 cuando el pederasta siguió a la pequeña, la arrinconó en el portal de la vivienda, en los bajos, y allí le hizo tocamientos libidinosos en las nalgas y la besó en la cara. Sólo paró cuando entró otra vecina. La ejecución de la sentencia fue suspendida con el condicionante de que Del Valle no cometiera delito alguno en tres años, algo que incumplió. Pero la crónica judicial de la jornada tenía otro punto de interés: conocer si finalmente la juez de Huelva que entiende del caso Mari Luz encarcelaba a Del Valle y a su hermana, después de que su mujer quedara en libertad aunque con cargos. Finalmente, la magistrada decretó esta madrugada prisión sin fianza e incomunicada para ambos. La primera en prestar declaración ante la juez había sido Rosa del Valle, que lo hizo desde las cinco hasta las siete y media de la tarde, mientras que el principal acusado comenzó a declarar antes de las ocho y finalizó a las doce menos cuarto de la noche, si bien solicitó una nueva declaración, que terminó pasadas las doce y media de esta madrugada con el decreto de ingreso en prisión. Según informaron a Europa Press fuentes judiciales, la juez no se limitó a ordenar la prisión provisional de Santiago del Valle por la muerte de Mari Luz, sino que también recordó al acusado que antes debe cumplir la condena de dos años y nueve meses impuesta por el Juzgado de lo Penal de Sevilla por abusar de su hija. Una vecina tes (ver ficha adjunta) y de las dos condenas pendientes queda en evidencia que no ha habido intercambio de información y no se ha actuado con diligencia. Con Mari Luz muerta y enterrada esta será la primera vez que Del Valle pise la cárcel. Este sujeto presenta una denuncia el 26 de enero de 1999 en los Juzgados de Sevilla contra el profesor de gimnasia de su hija de cinco años, acusándolo de abusar de ella. En 2003 el juez de lo Penal número 3 le condena por denuncia falsa a un año de tratamiento psiquiátrico ambulatorio porque le aplica la eximente completa de trastorno mental. El profesor estuvo imputado. Todo lo había ideado Del Valle para, por un lado, conseguir dinero- -pidió diez millones por quitar la denuncia- -y, por otro, ocultar su delito. En noviembre de 2002 el Juzgado Penal número 1 de Sevilla le impone una pena de dos años y nueve meses de cárcel por abusos sexuales continuados a su hija de cinco años, que cometió desde 1998. El juez considera probado que Santiago con el propósito de satisfacer sus apetitos lascivos y en el seno del domicilio familiar comenzó a efectuar tocamientos en los genitales de su hija, eligiendo la noche y el dormitorio conyugal, en presencia de su mujer, que no hizo nada por evitarlo. Isabel García, su esposa, fue condenada a 15 meses de prisión y medida de internamiento. A Santiago le aplicó la atenuante de trastorno mental, por su esquizofrenia paranoi- Paseo por los platós Siento angustia; yo también pude morir dice una víctima de Del Valle EP GIJÓN. Angustia, porque pensé que yo también podía haber muerto Fue lo que sintió una adolescente de Gijón al tener conocimiento de la detención de Santiago del Valle, que también la acosó. La menor tenía 13 años en 2006 cuando el ahora detenido publicó una carta en la revista Telenovela con la identidad de una joven que supuestamente quería encontrar amigas. Contesté, y durante meses tuve contacto con una joven que en teoría se llamaba Cristina Poco después, la menor recibió una carta de Del Valle en la que le decía que era el hermano de la joven con la que se carteaba y que ésta se había marchado a Londres al haberse separado los padres. En la carta el hombre decía tener 21 años y le envió una foto suya. Aunque la menor no hizo lo mismo, Del Valle, al cabo del tiempo, se presentó por sorpresa en la casa de la adolescente en Gijón. Le dije que no quería saber nada de él y le cerré la puerta Su temor se acrecentó cuando un día le vio en su instituto de Gijón, pues, además de trasladarse de Sevilla a Asturias, se había matriculado en un curso de mayores del centro escolar. Empezó entonces a seguirla y acosarla. La Policía lo detuvo el 3 de noviembre de 2006 en el portal de su casa de Gijón. El juez dictó una orden de alejamiento de la menor. La familia de la adolescente pide una pena de dos años y medio.