Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC DOMINGO 23- -3- -2008 La ofensiva terrorista s La última salvajada etarrra ESPAÑA 15 Juan José Omella Obispo de la Diócesis riojana PNV y bloqueo mental Ahora la propuesta de autodeterminación es una oferta institucional del Gobierno vasco para ser negociada entre Ibarretxe y Zapatero mientras que hay otro ámbito, donde el PNV espera alcanzar un acuerdo con el PSOE para desbloquear la situación dad- -digo- -para dar la vuelta a la tortilla, aunque lleve tiempo rompiendo todos los huevos, ante la bobalicona fascinación de medio país. Resulta que Ibarretxe hizo público su Plan y recibió un varapalo en las autonómicas. Pero al tortazo no siguió la rectificación, sino el empeño de salirse con la suya como si nada. Tras el Plan, un nuevo proyecto de autodeterminación con el que el lendakari se ha pasado la última campaña dando la murga. Y nuevo batacazo en las generales perdiendo más de 120.000 votos, con el añadido del drama de sus socios: EA queda fuera del Congreso y la versión vasca de IU, igualmente castigada, contribuye al descalabro nacional de la coalición con el descubrimiento de que tenía un acuerdo con ANV en Mondragón, escenario del asesinato del socialista Isaías Carrasco. Ahora resulta que la propuesta de autodeterminación es una oferta institucional del Gobierno vasco para ser negociada entre el lendakari y Zapatero mientras que hay otro ámbito distinto, el de los partidos, en el que el PNV espera alcanzar un acuerdo con el PSOE para desbloquear la situación. Lo que se ofrece no es renunciar a la consulta, ni oponerse a ella si fuese, como a veces se quiere presentar, algo sólo de Ibarretxe y no del PNV si, no negociar los plazos de esa hoja de ruta a cualquier parte salvo un destino democrático. La táctica del PNV ha sido pedir un acercamiento a los demás, aunque no se llegase a coincidir con ellos y, después, pedir otro y otro aduciendo que no se pretende que se le dé del todo la razón. La estrategia se completa ahora con más cara dura: se plantea un referéndum ilegal y estrambótico y se ofrece modificar los plazos para el desbloqueo El único bloqueo en esta historia abracadabrante, porque por desgraciada la padecemos y no podemos contemplarla con la distancia del sillón Voltaire, es el de algunas mentes. En primer lugar, la del propio nacionalismo vasco que, en la ensoñación de un pueblo que al parecer sólo ellos representan, quiere terminar con el concepto de ciudadano. Pero también el de tantos ingenuos que, a su alrededor, se han creído la historieta de que hay que acercarse a ellos y los beneficios de la transversalidad algo que, como se ve, sólo juega cuando la necesita el PNV Recordemos 2001, cuando parecía que PSOE y PP podrían gobernar en el País Vasco. Surgieron, en el nacionalismo y fuera de él, los defensores de la transversalidad entre nacionalistas y no nacionalistas por el bien de la convivencia. Ganó en el PNV y nadie la reclamó: los nacionalistas podían gobernar solos por decisión democrática. No se podía esperar, a estas alturas, que el PNV repasara su historia y rectificara su dogmatismo. Pero sí que en el socialismo español, y en el vasco en concreto, se diera más firmeza ante la reiterada propuesta de proyectos antidemocráticos. Pues ahí están: unos diciendo que siempre quisieron el entendimiento con el PNV, como si tal vaciedad fuese un objetivo de los grandes teóricos del socialismo democrático; otros balbuceando que podría ser un buen socio para la investidura e iniciando una absurda negociación; aquéllos adelantándose a plantear una reforma del Estatuto para conseguir una sonrisa nacionalista. Por no citar a tanto socialista vasco acomplejado, como si su triunfo electoral fuese una desmedida y coyuntural punzada al PNV fijémonos en López Garri, do que se despide como portavoz parlamentario alabando el realismo de Iñigo Urkullu. Habrá que empezar a asustarse porque parece que los que están en el sillón Voltaire, y amodorrados, son los socialistas. Pido a Dios que desaparezca esta lacra terrible que es el terrorismo y vuelva la paz a la ciudad tales, no me quería ir del bar. Llegó mi hijo y yo le decía que estaba en mi casa y que si me querían matar, que lo hicieran aquí afirma Miguel mientras le asoman las lágrimas. En el punto de información para los afectados, una joven vecina recuerda entre sollozos que estaba echándose la siesta cuando le despertó el estallido. Un hombre de unos 60 años cuenta que estaba viendo la televisión cuando, de repente, había cristales por todos lados Otros declinan hablar por los nervios. Carmen tuvo que volver de vacaciones para atender a su madre, de 82 años, que sí estaba en el domicilio. Es la tercera vez que Carmen sufre las consecuencias de la violencia etarra- -las otras dos fueron el atentado de 25 años atrás en el mismo lugar y otro en Logroño, que afectó a su oficina- pero, curiosamente, en ninguna de las tres estaba presente. Manuel, en cuya vivienda, situada en la calle Galarza, se hallaban su mujer y su hija cuando el coche- bomba explotó, señala que parece que uno lo ha visto todo en la televisión, pero impresiona mucho cuando es en la puerta de casa Fueron bastantes los que tuvieron que interrumpir sus vacaciones para regresar a casa, como le ocurrió a Jesús Balduz Fernández, que además recordaba perfectamente el atentado etarra de 1983. También se dio el caso contrario, de personas que se habían acercado a Calahorra por Semana Santa y la salvajada terrorista les amargó sus días de descanso. Por ejemplo, a Concha Ezquerro, que reside en Barcelona y llegó el día anterior para pasar el fin de semana con su madre, cuyo piso está totalmente destrozado Pese a la coacción de los etarras, los calagurritanos acudieron en masa a la procesión del Santo Entierro que tuvo lugar la tarde del día del atentado. Eso sí, minutos antes, todos se congregaron en el Ayuntamiento para expresar su repulsa al grito de fuera ETA Germán Yanke S i contemplásemos las cosas que pasan en España desde un sillón Voltaire, como diría Alfredo Bryce Echenique en su mejor momento, lo del PNV resultaría divertido, su habili- Fin a las vacaciones ABC. es Vídeo del atentado contra el cuartel de Calahorra en abc. es