Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 21 s 3 s 2008 CULTURAyESPECTÁCULOS 61 TEATRO Don Juan Tenorio Autor: José Zorilla. Versión y dirección: Santiago Sánchez. Escenografía: Dino Ibáñez. Intérpretes: Fernando Gil, Alba Alonso, Vicente Cuesta, Carlos Lorenzo, Trinidad Iglesias, Sandro Cordero. Teatro Albéniz. Madrid. Burlador salvado JUAN IGNACIO GARCÍA GARZÓN Salva a don Juan doña Inés en el instante postrero, y lo salva cada temporada el público que desde hace 164 años aplaude la pasión y muerte del gran burlador, ese pecado de juventud de José Zorrilla, que estrenó la obra con 27 años y luego siempre renegó de ella, dizque por sus imperfecciones, aunque tras ese desdén se adivina su fastidio por haber malvendido los derechos de la pieza que se convertiría en la más conocida de las suyas y la más popular de nuestro teatro. Tal vez la popularidad de este don Juan se cimente en la acentuación española de su carácter y en su personalidad contradictoria de héroe trágico traspasado por la flecha del tiempo, una criatura que, impulsada por huracanes tardorrománticos, busca el absoluto como amante de todas las mujeres y vencedor de todos los hombres. Víctima de su propio impulso voraz nunca saciado, cuando lo hiere el amor verdadero no podrá disfrutar de él, aunque esa pasión sincera no consumada lo salvará en el acto de contrición final: el transgresor abraza la fe religiosa gracias a su fe en el amor. Recreando la tradición, Zorrilla perfila un personaje formidable que ha conquistado a los espectadores de tres siglos con sus tiradas de versos que nos son tan familiares, alternando con soltura y sin complejos la inspiración y el ripio. A punto de cumplir su primer cuarto de siglo, la compañía L Om- Imprebís lo celebra con un estimable montaje. Su director, Santiago Sánchez, sirve una versión limpia y esencial, con algún retoque aquí y allá, que funciona, igual que la escenografía sintética de Dino Ibáñez. El conjunto actoral, con algún altibajo, desarrolla con solvencia la historia. Fernando Gil es un don Juan competente en lo físico y en lo intepretativo, que mejora según avanza la función; y Alba Alonso impregna de tierna pasión su doña Inés; uno de los momentos de mayor y más emocionante verdad dramática lo consiguen juntos, cuando el hasta entonces avasallador don Juan comprende que ha sido él el conquistado por la vehemencia pura de la novicia; es un instante de gran sutileza teatral. Salman Rushdie, en un acto firmando ejemplares de uno de sus libros EFE Los escritores americanos pasan de la guerra al chic El PEN de Estados Unidos lanza su festival Voces del Mundo a bordo del lujoso Queen Mary 2. En la próxima edición, que se celebrará entre el 29 de abril y el 4 de mayo, participarán 127 escritores, entre ellos Ian McEwan, Umberto Eco, Rushdie y Vargas Llosa ANNA GRAU SERVICIO ESPECIAL NUEVA YORK. El día de ayer amaneció ventoso y taciturno en Nueva York, como buscando crear las condiciones para rememorar el quinto aniversario de la guerra de Irak. Era el día elegido por la división norteamericana del PEN, una de las entidades tradicionalmente más beligerantes contra la guerra, para la presentación anual de su festival Voces del Mundo, que cada año reúne a más de cien escritores en Nueva York, de los cuales por lo menos un tercio suelen ser extranjeros (lo cual es muchísimo para Estados Unidos) Este año y en este día el PEN sorprendió a todo el mundo dejándose de denuncias y presentando su festival a bordo del lujosísimo yate Queen Mary II. El Queen Mary II es uno de los transatlánticos de recreo más caros de la historia. Su pedigrí se remonta al Titanic. En su interior caben cinco piscinas, cancha de golf, spa, casino, auditorio, planetario y hasta una biblioteca que contiene 8.000 volúmenes en varios idiomas. La mayoría de los libros en español son traducciones de originales americanos pero también hay obras de Mario Vargas Llosa, Antonio Muñoz Molina, Eduardo Mendoza y Antonio Gala. Los dueños del imponente navío destacaron este fondo bibliográfico como razón de peso para querer esponsorizar un festival cultural tan prestigioso como el del PEN y además que este se anuncie dentro del barco, con la anunciada presencia estelar de Salman Rushdie. Al final Rushdie se encontraba muy lejos de allí, en Londres, y fue sustituido por su sucesora en la presidencia del PEN, Francine Prose. No se sabe si tendría que ver con el fin de la era Rushdie en el PEN o con el inminente fin en la Casa Blanca de George W. Bush, que para cierto tipo de intelectual norteamericano constituye algo así como el sparring ideal. Pero con los candidatos demócratas pasando casi de puntillas sobre la incómoda conmemoración de esta guerra, los escritores de batalla parece que han optado por plantearse un festival más lúdico. Irak ni siquiera va a ser uno de los platos fuertes de este año, cuando se pondrá más atención en denunciar la situación de los escritores perseguidos en China. También habrá espacio para el genocidio de Darfur: el filósofo francés Bernard Henri- Lévy hablará del tema con la actriz Mia Farrow, que se ofreció a ir ella a la cárcel en sustitución de un líder rebelde en Sudán. La difícil conciliación entre paz y verdad en países como Ruanda, Zimbabwe o Guatemala centrará otras mesas redondas. Pero este año se busca un enfoque más humano y menos político, tomando como leit- motiv la dialéctica entre vida privada y ojo público. Eso permite que una de las invitadas estrella sea la francesa Catherine Millet, autora de La vida sexual de Catherine M que se presenta al público americano como la obra más explícita sobre sexo escrita nunca por una mujer Otros de los asistentes más esperados son Ian McEwan y Umberto Eco. Este último protagonizará con Salman Rushdie y con Mario Vargas Llosa una tertulia como la que los tres ya protagonizaron hace doce años en Londres, y de la que salieron bautizados como los tres mosqueteros El festival tendrá lugar entre el 29 de abril y el 4 de mayo, con la asistencia ya confirmada de 127 escritores, 77 estadounidenses y 50 del resto del mundo. Hay ocho procedentes de España, de los cuales cinco son autores en lengua catalana: Josep Fonalleras, Mercè Ibarz, Joan Margarit, Carme Riera y Francesc Serés. También han sido elegidos el actual director del Instituto Cervantes en Nueva York, Eduardo Lago, y su predecesor, Antonio Muñoz Molina. Una de las voces menos predecibles será la de Andrés Ibáñez, autor de La música del mundo y de la columna Comunicados de la tortuga celeste en el suplemento cultural de ABC. Un festival más lúdico Este año el PEN busca un enfoque más humano y menos político, tomando como leit- motiv la dialéctica entre vida privada y ojo público