Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
12 ESPAÑA La crisis de Kosovo salpica a España JUEVES 20 s 3 s 2008 ABC España intenta justificar su presencia militar en una ilegal Kosovo Asegura que no reconoce la independencia, pero tiene cien militares en la zona norte para defender la estabilidad PALOMA CERVILLA MADRID. Al Gobierno español se le complica la situación de las tropas españolas en Kosovo, cuya independencia no reconoce, pero se ve obligado, en función de sus compromisos con la OTAN, a defenderla. Esta es la situación en esta zona de la ex Yugoslavia, inmersa en una serie de revueltas en la zona norte, hacia donde ha tenido que desplazarse una compañía de unos cien efectivos, según Servimedia. Los militares españoles se encuentran desde el lunes en la ciudad de Mitrovica, con el objetivo de ayudar a las fuerzas de la OTAN a frenar los enfrentamientos. Rodríguez Zapatero nunca pensó que la situación se complicaría de esta manera. Y buena prueba de ello es que, según ha podido saber ABC, cuando ganó las elecciones de 2004, frenó un plan del Gobierno de Aznar para traer las tropas de Kosovo en dos relevos de seis meses. Entonces, pensó que esta misión sería más comoda El Gobierno está tratando de enmascarar la contradicción en la que se encuentra, sobre todo en lo que se refiere a la presencia de tropas españolas en Mitrovica. Quizás si no hubiera sido por el incidente en el que resultó herido un sargento de la Guardia Civil, en España no se hubiera tenido información oficial sobre la realidad de la situación de los militares españoles. Aunque el guardia civil forma parte de la Unidad de Policía de la Misión Naciones Unidas en Kosovo (Unmik) el hecho de que estuviera presente en la revuelta ha reabierto el debate sobre el peligro que ya entraña esta misión. De hecho, en el incidente en el que estuvo presente el sargento de la Guardia Civil falleció un policía ucraniano, al que el agente español trataba de proteger. A pesar de la gravedad de los hechos, desde el Gobierno socialista de José Luis Rodríguez Zapatero todavía no se ha producido una declaración pública para fijar la posición española. Para conocer qué piensa el Gobierno español hay que remontarse a la declaración realizada el 18 de febrero por el ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, quien comparó la situación de Kosovo con la de Irak. En su día, afirmó que siempre defendemos la legalidad internacional: al retirarnos de Irak y ahora en una secesión de Estado Con ello venía a decir que la situación de Kosovo es ilegal Sin embargo, a pesar de considerar a Kosovo al margen de la ilegalidad, Moratinos ya advirtió que no sacará las tropas. Y esta advertencia se confirmará próximamente, ya que el mes que viene el Gobierno cumplirá su compromiso con la OTAN y procederá al relevo de las tropas. Un mes después de estas declaraciones, el Ministerio de Asuntos Exteriores se ha visto obligado a salir al paso de la polémica que se está generando por la contradictoria posición del Gobierno. Y lo ha hecho a través de un comunicado de prensa, en el que trata de justificar la presencia de los militares en Mitrovica. Lo más llamativo de esta nota es que el Gobierno asegura que la intervención española no tiene nada que ver con un supuesto respaldo a la independencia de Kosovo, que España no reconoce Asuntos Exeriores intenta matizar que en la zona a la que se han desplazado las tropas españolas no existe presencia de las nuevas instituciones kosovares. Ni KFOR ni UNMIK han actuado para favorecer el despliegue de esas instituciones, sino para cumplir fielmente su mandato, que les obliga a intervenir en casos de violencia o de incidentes que pongan en peligro la estabilidad y seguridad del territorio y de la población Pero las autoridades españolas no se quedan ahí, e insisten en que la presencia de sus tropas está amparada por una resolución de la ONU. Así, recuerdan que las tropas españolas de KFOR y los policías presentes en Unmik se encuentran en Kosovo con un mandato del Consejo de Seguridad, aprobado por la Resolución 1244. Nadie discute la validez de ese mandato Precisan que el propio ministro de Defensa serbio envió una carta al secretario general de la OTAN en la que invitaba indirectamente a la OTAN a permanecer en Kosovo, pidiéndole que ayudara a garantizar la seguridad de la población serbia que vive allí Otro motivo para justificar la no retirada de las tropas y el contenido de la misión es que, a juicio del Gobierno, la decisión de mantener las tropas de KFOR y los efectivos policiales en Unmik responde a la necesidad de ayudar a mantener la estabilidad y a garantizar la se- Mantener la estabilidad Unos viandantes pasan delante de un carro de KFOR en Mitrovika guridad de la población, tanto serbia como kosovar. Una necesidad especialmente sentida en estos momentos de grave tensión en la zona, después de una declaración unilateral de independencia que España no ha reconocido Finalmente, Asuntos Exteriores advierte que si se hubiera decidido retirar las tropas de KFOR y los policías de Unmik, España no podría ayudar, como está haciéndolo ahora, a alcanzar dos objetivos prioritarios: la estabilidad y la seguridad en el territorio y la seguridad de la población Esta contradictoria situación del Gobierno español es criticada por el principal partido de la oposición, cuyo portavoz en la Comisión de Exteriores, Gustavo de Arístegui, aseguró a ABC que se pone de manifiesto la situación de debilidad del Gobierno y la falta de criterio y de opinión El portavoz popular asegura que es una absoluta irresponsabilidad embarcarse en una aventura en la que el Gobierno español no cree. Es una incoherencia, ya que no puede legitimar la independencia A juicio del Partido Popular, la actitud del Gobierno socialista es un disparate y considera que la posición de España se debe analizar en sede parlamentaria ya que considera que la naturaleza de la misión que justificaba la presencia de las tropas españolas en esta región ha dado un cambio drástico. ¿Cabe más incoherencia que dar funcionarios para crear instituciones independientes en las que no se cree? Tapar la contradicción El PP dice que la posición española es un disparate y una irresponsabilidad porque la naturaleza de la misión ha cambiado Ante un Moratinos ausente, Exteriores fijó su posición en una tibia nota con la que intentaba frenar las contradicciones El Gobierno sólo habló ayer para una emisora de radio El Ministerio de Asuntos Exteriores remitía ayer a una entrevista realizada por el secretario de Estado de Asuntos Exteriores, Bernardino León, a la Cadena Ser para conocer la posición española ante un tema de la gravedad de Kosovo. Inicialmente, desde el gabinete de prensa de este departamento se remitió a ABC a las declaraciones a esta emisora de radio para poder conocer qué pensaba el Ejecutivo sobre la grave crisis. No había posibilidad de ponerse en contacto con este alto cargo y el Ministerio informó de que enviaría una nota de prensa que contendría las declaraciones a esta emisora. Aunque finalmente en el comunicado de prensa que envió el Ministerio de Asuntos Exteriores, con el anagrama del mismo, no se citó en ningún momento a la emisora de radio, al final sí que se remitía a una entrevista concedida por Bernardino León a una emisora de radio, incluso facilitaba los enlaces de internet para poder escuchar los cortes del secretario de Estado de Asuntos Exteriores. ABC. es Más información sobre la presencia de España en Kosovo en www. mde. es