Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MIÉRCOLES 19 s 3 s 2008 ESPAÑA 23 EDUCACIÓN El 85 de los institutos andaluces rechaza el incentivo para reducir suspensos Los profesores dicen que aceptar los 7.000 euros de la Junta de Andalucía sería reconocer que no estamos haciendo bien nuestro trabajo MERCEDES BENÍTEZ SEVILLA. Al menos 502 de los 893 institutos que existen en la Comunidad autónoma de Andalucía han votado en contra del incentivo de 7.000 euros que prometió Manuel Chaves en campaña electoral para dar a los maestros si aprobaban a los alumnos. Según explicó el presidente de la Asociación de Profesores de Instituto, Enrique Abascal, el rechazo a esta orden está siendo rotundo y está suponiendo que entre el 80 y el 85 por ciento de los institutos andaluces que ya han votado, hayan rechazado el citado incentivo. El cálculo de ese porcentaje tan alto lo hacen teniendo en cuenta que queda entre un 20 y 25 por ciento de los institutos por votar. El principal razonamiento para rechazar el citado incentivo de Chaves es, según Abascal, que supone reconocer descaradamente que no estamos haciendo nuestro trabajo. Resultaría indigno que reconociéramos que no estamos haciendo nuestro trabajo y que, por unos euros más lo vamos a hacer Igualmente, desde la Asociación de Profesores de Institutos de Andalucía aducen que aceptar el incentivo supone reconocer que la culpa del fracaso escolar es de los profesores en lugar de ser por la norma establecida, porque no nos permiten hacer bien nuestro trabajo o porque nos han quitado la autoridad En este sentido, la Asociación de Profesores de Institutos andaluces insiste en que aceptar la orden supone asumir que el desastre educativo se debe a la falta de compromiso del profesorado y a sus malas prácticas docentes Además los profesores creen que los incentivos suplantan de modo inaceptable la homologación salarial pendiente y que estará sujeto a la discrecionalidad de las direcciones de los centros. Igualmente, desde esta asociación se asegura que si firman cobrar más para aprobar más por contentar más a los alumnos y padres y silenciar las afrentas, estarán dando a la sociedad un mensaje anti educativo. Como ya informó ABC, el rechazo al plan de Chaves es especialmente generalizado entre los institutos cordobeses que ya han votado en contra de la medida auspiciada por la Junta de Andalucía. Entre las razones del rechazo manifestadas a ABC por directores y jefes de estudios de los centros se repiten los argumentos. La mayoría de los claustros cordobeses han apelado a la dignidad del profesorado como principal motivo para descartar entrar en el proyecto de la Junta de Andalucía anunciado por Chaves. Los compañeros- -aseguran- -están muy indignados porque la Consejería de Educación nos responsabiliza del fracaso escolar y de los resultados de estudios como el informe PISA explicaba a ABC Javier Martínez, director del Instituto San Álvaro de Córdoba. Un cheque- calidad en los centros públicos La puesta en marcha del Programa de Calidad en los centros públicos andaluces no ha estado exenta de polémica. El plan desarrolla el artículo 21 de la Ley de Educación de Andalucía, que establece incentivos para cada profesor por la consecución de los objetivos educativos. Cada docente será compensado con hasta 7.000 euros (600 el primer año, 1.200 el segundo, 1.800 el tercero y 3.400 el último) en función de la consecución de los objetivos. Evaluación y compensación Por otro lado, los docentes no han aceptado de buen grado la gratificación de 7.000 euros en función de los objetivos. No se puede- -aseguran- -relacionar el dinero con el número de aprobados. La labor docente debe evaluarse, pero no debe estar ligada a una compensación económica concluye Javier Martínez. Nos quitan la autoridad Dolores Cano, la madre que logró la primera sentencia a favor de la objeción de conciencia, con sus seis hijos en su casa de Bollullos RAÚL DÍAZ El TSJA no da abasto y acumula medio centenar de recursos contra Ciudadanía M. B. SEVILLA. Pese a lo avanzado del curso o la insistencia de la Junta de Andalucía en no cambiar ni un ápice su política educativa, los padres andaluces siguen presentando recursos contra Educación para la Ciudadanía hasta el punto de que el TSJA no da abasto y acumula ya medio centenar de asuntos. Sin ir más lejos, fuentes del Alto Tribunal explicaron que los últimos recursos llegaron el pasado lunes y que cada día siguen entrando recursos contra la negativa de la Administración autonómica a reconocer el derecho a la objeción de conciencia. Ya son casi cincuenta los procedimientos que se acumulan en el Alto Tribunal entre los que se presentan por el tema de la objeción y los que han recurrido la asignatura por considerar que vulnera derechos fundamentales. Así, el propio abogado que recurrió, Carlos Seco, tiene contabilizados, por un lado nueve recursos contra el currículo de la asignatura por una presunta vulneración de derechos fundamentales. A ellos les suma otros 28 recursos contencioso administrativos contra la denegación o inadmisión de la objeción de conciencia. Y, a esos, que ya suman 37, habrá que añadirles los de otras 20 familias que están preparándolos y que, según el letrado, los presentarán nada más que pase la Semana Santa. A todos ellos se les inadmitió la objeción de conciencia y, por tanto, tienen la intención de recurrir esa negativa. Ello supone que, cuando pasen las vacaciones, habrá casi 60. En cuanto a las resoluciones judiciales, desde septiembre se ha producido una cascada de resoluciones, la mayoría favorables a los padres y contrarias a las tesis de la Junta.