Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
14 ELECCIONES 9 M ESPAÑA EL PSC SE HACE VALER ANTE ZAPATERO MIÉRCOLES 12 s 3 s 2008 ABC El PSC cuestiona que Bono presida el Congreso y propone a Duran Lleida Zapatero sigue apostando por el ex ministro, de viaje hasta después de Semana Santa s Montilla plantea su decálogo de exigencias a ZP I. ANGUERA G. SANZ BARCELONA MADRID. El PSC ha encontrado el encaje para las aspiraciones de CiU en Madrid: la presidencia del Congreso, que el viceprimer secretario y portavoz de los socialistas catalanes, Miquel Iceta, propone ofrecer a Josep Duran Lleida. Iceta afirmó la noche del lunes que Duran sería un buen ministro, pero también un buen presidente del Congreso un cargo institucional con el que el PSC vería anulado a su principal rival en Cataluña y evitaría que José Bono accediera a la tercera responsabilidad institucional del Estado. Iceta matizó ayer esa posibilidad, recordando que el propio Duran había desestimado esa opción, pero lo cierto es que los socialistas catalanes siempre han tenido en Bono a su peor adversario dentro del PSOE y no ven con buenos ojos su candidatura a la presidencia del Congreso, que ha puesto en pie de guerra a todos los nacionalistas. De hecho, tanto el propio Iceta como la ministra de Vivienda, Carme Chacón, criticaron en su día la candidatura de José Bono. Sin embargo, desde el entorno del presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, se recordó ayer a ABC que el ex ministro de Defensa sigue siendo su candidato para presidir la Cámara Baja, como dijo en la rueda de prensa del lunes Durante esa comparecencia, Rodríguez Zapatero dijo a los periodistas que hablaremos con todos, como siempre se hace para la composición de la Mesa de la Cámara. De momento, (Bono) parece ser el candidato con más posibilidades, porque es el candidato que lógicamente tiene detrás al grupo mayoritario. Y a partir de ahí, hay que hablar con el resto de los grupos parlamentarios Las fuentes consultadas insisten en que habrá que esperar a ver la reacción de los grupos minoritarios, aunque no creen que hagan cuestión de la Presidencia del Congreso y se centrarán más en lograr cuotas de poder en la Mesa, que es el órgano de gobierno de la Cámara Baja. De hecho, Duran (CiU) declaró recientemente en una entrevista que apoyará a José Bono si le dan una de las cuatro vicepresidencia de la Cámara, que es lo que busca. Además, Durán se refirió a la amenaza de Joan Ridao (ERC) de votar en contra de Bono, advirtiendo al republicano: Si a ERC le toca una vicepresidencia o una secretaría de la Mesa, hay un pacto entre partidos, que es práctica parlamentaria, que pasa por que el candidato lo ponga cada fuerza política. Si no estás de acuerdo, saldrás del acuerdo y tendrás el mérito de no haber votado a Bono, pero te quedarás sin secretaría en la Mesa del Congreso De momento, el ex ministro de Defensa ha puesto tierra de por medio para no entrar en la polémica. Fuentes de su entorno aseguraron ayer a este diario que estará de viaje hasta después de Semana Santa. No obstante, semanas atrás explicó en una entrevista que él no está dispuesto a cambiar sus principios para satisfacer a los nacionalistas. Al margen del reparto de cargos tras las elecciones, el presidente de la Generalitat y primer secretario del PSC, José Montilla, protagonizó ayer una inusual comparecencia posterior a la reunión del Gobierno catalán para hacer oficial la lista de requerimientos que su ejecutivo piensa presentar ante el nuevo Gobierno amigo de Zapatero. La agenda política a tratar con el nuevo Gobierno fijada por Montilla es un decálogo en el que figura en primer lugar, y de forma muy destacada, la nueva financiación autonómica que, sobre el papel, debía estar acordada el 9 de agosto. Entonces debe ponerse en marcha el consorcio entre la Agencia Tributaria y su homónima catalana, segundo punto del decálogo, que reclamó también acelerar los traspasos pendientes en función del nuevo Estatuto catalán, así como la aplicación de la Disposición Adicio- El decálogo de Montilla nal Tercera del texto, cuantificada en 34.500 millones de euros hasta 2003 según el acuerdo Solbes- Castells del pasado septiembre. El traspaso a la Generalitat de la gestión de Cercanías de Renfe, la creación de un consorcio con participación catalana para gestionar el Aeropuerto de El Prat o la participación de la Administración catalana en la definición de las políticas sectoriales del Gobierno que le afectan directamente son las siguientes reivindicaciones. El decálogo concluye con al reforma del Senado, que el propio presidente de la Generalitat reconoció complicada- -dado que el PP tiene mayoría en esta cámara y ninguna intención de reformarla- así como la reforma de la Ley Orgánica del Poder Judicial, y la defensa de todas las lenguas de España, con especial mención del catalán, por supuesto. Josep Montilla insistió, además, en que tras la victoria del PSOE el pasado domingo estaremos en condiciones de desplegar una estrate- Advertencia de Duran Montilla, entre Carod y Saura, en la concentración contra ETA del lunes EFE