Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
6 OPINIÓN MARTES 11 s 3 s 2008 ABC AD LIBITUM LA FUGA DE RODRIGO RATO ARA cualquier degustador de matices políticos, para quienes pensamos que, en España, lo accesorio suele resultar más definidor que lo fundamental, lo más sobresaliente de la tarde del pasado domingo no estuvo en la emoción del recuento electoral, que, salvo en sus decimales, era previsible y estaba previsto. Lo más sorprendente de la jornada fue que, en coincidencia con el fragor del recuento, con el ser o no ser de Mariano Rajoy y su mariachi, Rodrigo Rato, que ya trabaja para el banco de inversión Lazard y pertenece al consejo asesor del Santander, nos anunciara que encabezará el consejo asesor M. MARTÍN de Criteria CaixaCorp. FERRAND Aparte de la discutible compatibilidad entre esas tres funciones en grupos de un mismo sector, el hombre que incumplió su contrato como director gerente del Fondo Monetario Internacional, el FMI, quiso curarse en salud y despegarse del resultado electoral del PP y, más todavía, del incierto futuro de un partido en el que tener razón es la divisa dominante, el impulso de su líder y maestro Mariano Rajoy. Como ya nos enseñó John F. Kennedy, del mismo modo que la victoria suele tener muchos padres la derrota tiende a ser huérfana. Aquí no, que España es diferente. La victoria del PSOE, incuestionable, tiene padre conocido: José Luis Rodríguez Zapatero. La también indiscutible derrota del PP tiene tantos padres como si se tratara de una victoria: José María Aznar, Mariano Rajoy, Eduardo Zaplana, Ángel Acebes, la Cope, El Mundo Gabriel Elorriaga y una legión de torpes comunicólogos, propagandistas y mercenarios de la electorería. Rato no quiso encuadrarse en el lote del fracaso y fue el primero en darse a la fuga. Ahora, además de celebrar la decadencia nacionalista, el nacimiento parlamentario de UPyD y el ridículo de IU, además de esperar el recto proceder del PSOE y su talante, lo que centra la atención y de lo que depende el futuro del bipartidismo imperfecto en el que ha decaído nuestra democracia es el futuro del PP. Aspiraba a sentar a Rajoy en La Moncloa y no lo ha conseguido. Todo lo demás, las explicaciones huecas y los pretextos estadísticos son mandanga. El propio Rajoy se encargó de dejar deteriorados a su dos más notables y potenciales sucesores, Alberto Ruiz- Gallardón- -que nos debe una decisión- -y Esperanza Aguirre. ¿Querrá llegar a los próximos comicios con la misma compañía? Rajoy lo ha hecho mal y, si no es capaz de reconocerlo, de depurarse con una gran dosis de autocrítica, estará cegando el futuro de su propio partido. Los diez millones de votos que respaldan al PP se merecen, cuando menos, tener una oportunidad de victoria en 2012. En la ocasión presente, y en el supuesto de que verdaderamente la cúspide popular pretendiera la victoria, ha trabajado en beneficio del PSOE. Rodrigo Rato es, por el momento, el único que parece haberse dado cuenta. VISTO Y NO VISTO PAPÁ, ¿POR QUÉ SOMOS DEL PP? P L Joan Maragall, el ala catalana del 98, que tuvo la A derecha, que ya había perdido el tiempo de ocurrencia- -Maragall, no el 98- -de apiadarse de la legislatura, perdió los papeles con las lisuna vaca de larga cola, pero ciega a causa de una petas, perdió los debates de la TV y ha perdido drada que le atizaría algún zagalejo de la Relas elecciones, aunque Gallardón no estará en el naixença. Al paso de la misma niña y de la misma vaCongreso, que era de lo que se trataba. ca, Zaid vio a través de Dieste lo que de verdad pasa- ¡Jolín, jolón, Gallardón es coloradón! -chisba: la niña era la inocencia, dejándose guiar por lo pea la derecha, mientras pide otra copa de chamque viene detrás, y la vaca era la mansedumbre, depán. jándose llevar por el ritmo del corazón. Pues Y es que la derecha, a su manera, avanza: las vacas, pensaba Dieste, el de Rianxo, sienAna Mato, Eva Durán y Cayetana Álvarez, daten veneración por las niñas. Como Rajoy. O mas de acrisoladas virtudes, ya tienen escacomo Obama, de quien, siendo de Honolulu, ño. Otra cosa es que, publicitariamente, la cualquiera diría que es de Rianxo. huérfana socialista pidiendo el voto solida- -La niña es la mujer que respetamos, y la rio en la jornada de reflexión haya tenido mujer, la niña que engañamos- dijo Cammás peso en las urnas que esa niña de Rajoy poamor, previendo el lío. presentada por el agit prop como la niña de Para ir a La Moncloa, Rajoy dispuso que Frankenstein. El manejo de los niños, qué le I. RUIZ la vaca siguiera a la niña- -la mansedumbre vamos a hacer, se les da mejor a los progres, y QUINTANO tras de la inocencia- pero cuando llegó, Zaahí está el mitin que la vetusta De la Vega impatero, que se había hecho seguir de Pachi López y partió a unos chicos de secundaria sin que ningún Carmen Chacón- -la estolidez y la virginidad (intemayor le dijera que hiciera el favor de comportarse lectual) ya estaba allí. Todo el voto periférico del como una señora de su edad. Y a la niña de Rajoy sóodio a Madrid- -el viejo vota lo que les jode -lo ha lo le queda preguntarse lo que los niños que se sienaglutinado Zapatero, a quien esa sonrisa de Gioconten desgraciados cuando ven perder al Atleti: da que no piensa pagar al retratista le salió de tener- -Papá, ¿por qué somos del PP? que oír los consejos que todos le daban para que fueEspaña es hoy un país de rumiantes- -rumiantes ra bueno, como la niña de Rajoy, si quería ser alde alfalfa progresista, mayormente- y la derecha guien. hace el papel de vaca que ve pasar al tren. Al tren de ¡Pobre Rajoy! Creía conocer a su país y decidió Gamoneda, que es el tren- botijo de Zapatero, a acojonarlo con la crisis, sin percatarse de que el soquien, después de ganar dos veces, ya se le podrá llacialismo vive del Estado. Al socialismo, la crisis de mar por su segundo apellido. Una vaca y una niña: Rajoy le suena tan a cuento como la Nochebuena la mansedumbre y la inocencia. La derecha. de Campoamor: Son hija y madre, y las dos con Ésta es una historia que tiene contada Ullán, que frío, con hambre y pena piden en la Nochebuena la oyó del mejicano Zaid, quien la había vivido con una limosna por Dios. Ahora Rajoy dimitirá, pues el gallego Dieste. Es la historia de la mirada de Diesno va a dimitir siempre Camacho. La niña con triste, contemplando una tarde, en Rianxo, el paso de te acento: -Pero, ¿y nuestro pan? decía ¡Ya lleuna niña y una vaca. Muchos escritores se fijan en ga! le respondía la madre... y llegaba el viento. Y las niñas, pero ¿cuántos se fijan en las vacas? Ullán el Día del Padre, invitará a almorzar a la niña con tira de Gabriel y Galán, que las encerraba muy temlos cuatrocientos euros de Zapatero. prano para irse a dormir con el vaquerillo, y de