Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
60 MADRID SÁBADO 8 s 3 s 2008 ABC Cárcel para el líder de los Tichis por apalear a un padre y a su hijo Libertad con cargos para el resto de los detenidos de Galapagar, uno de ellos, menor s Extienden al grupo la orden de alejamiento M. J. ÁLVAREZ MADRID. Prisión para el cabecilla de los Tichis y libertad con cargos para los otros cinco detenidos por el apaleamiento que sufrieron, el lunes pasado, en la puerta del Instituto Infanta Leonor del municipio madrileño de Galapagar. Así lo acordó el juez de guardia de Villalba, tras la vistilla que se celebró en la tarde del jueves, de la que informó ABC. Además, se les impone a todos los que han quedado en libertad una orden de alejamiento de José Carlos García, su hijo, L. de 16 años, y la hija mayor, M. de 20, a la que también arrastraron, tiraron del pelo y sujetaron de forma violenta. Ante cualquier insulto o amenaza a la familia o a su entorno, ingresarán en prisión. Las medidas cautelares se han adoptado hasta la celebración del juicio por lo sucedido. La pena de cárcel acordada para el jefe del grupo, Alberto, de 19 años, obedece a sus tres vulneraciones de condena. Entre los arrestados se encuentra un menor de edad, el primero que quedó en libertad. Todos cuentan con antecedentes penales por hurto y delitos menores y sus edades oscilan entre los 18 y 24 años. A los seis se les acusa de las lesiones que les causaron al padre y a su hijo, el lunes pasado, al término de las clases, en la que participaron una docena de personas que acudieron en un vehículo y en varias motocicletas. Varios de los acusados grabaron la salvaje agresión en sus teléfonos móviles. Dichas imágenes están en posesión de la Guardia Civil, que las ha aportado como prueba al juzgado que instruye el caso. José Carlos aseguró ayer que su abogado aportará también otra más, de cara a la celebración del juicio, que evidencia que los atacantes tenían premeditados los hechos. Al parecer, allegados a los implicados en el apaleamiento organizaron una trifulca en otro instituto cercano, Cañada Real, un poco antes. Su objetivo no era otro que entretener a Trifulca cercana la Policía Local para que no llegar a tiempo al otro lugar. Así lo indicó ayer José Carlos a su salida del médico a donde acudió a curarse de sus lesiones. Como se recordará, además de contusiones, le clavaron unas tijeras en la frente, mientras que a su hijo le asestaron una tunda de golpes. Era la segunda agresión que sufría el padre y que motivó la orden de alejamiento impuesta al cabecilla del grupo en octubre. El padre no podía dejar a su hijo solo y le iba a buscar a a la salida de clase, ante las continuas amenazas e insultos desde que en junio viera a dos de los Tichis asaltando una vivienda. Un obrero muere aplastado por un camión cuando asfaltaba la M- 45 M. J. Á. MADRID. La décima víctima de la siniestralidad laboral en lo que va de año perdió la vida a primeras horas de la tarde de ayer, al ser atropellado por un camión mientras realizaban labores de mantenimiento en la M- 45. Los hechos se produjeron sobre las 16.45 horas a la altura del kilómetro 22 de la vía de servicio de la M- 45, en la calzada exterior, cerca de la salida de Coslada, cuando un operario español, de 59 años, participaba en los trabajos de reforzamiento del firme, según indicó un portavoz de Emergencias. El obrero, que iba señalando con una cuerda el carrril sobre el que había que echar el material, cayó a los pies del vehículo pesado que estaba realizando las tareas de alquitranado. No se sabe aún la causa, pero lo cierto es que se desplomó a los pies del coche- cisterna y, a pesar de que iba a escasa velocidad y marcha atrás, fue arrollado unos minutos sin que, por desgracia, ni el conductor ni ninguno de sus compañeros se percataran de lo que había sucedido. El vehículo prosiguió su marcha, pasándole varias veces por encima. De ahí que el trabajador pereciera prácticamente en el acto. La víctima, tendida en la vía donde se llevaban a cabo las obras ABC