Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 7- -3- -2008 87 Lo mejor de mí España 2007 85 minutos Género- -Drama Directora- -Roser Aguilar Actores- -Marián Álvarez, Juan Sanz, Lluís Homar, Alberto Jiménez El minimalismo como virtud F. M. B. Lo mejor de mí es una película tan cortita (no llega a la hora y media) barata y carente de petulancia que es muy fácil pasarla por alto. Hay quien ha dicho que tiene el aspecto de un telefilme. En efecto, ha costado menos que algunos de ellos, aunque su calidad va más allá de haber sido rodada en 35 milímetros. También es cierto que la historia que plantea es sencilla y, oh pecado, comprensible para el espectador medio (y hasta bajo) lo que no la hace menos inteligente, más bien al contrario. En cualquier caso, y para que el lector sepa a qué atenerse en caso de duda, es mejor exagerar un poquito a su favor que racanear elogios a un trabajo tan profundo y bien interpretado. Ojalá el cine patrio nos regalara muchos personajes como el de Raquel, la joven enamorada que se ve en la tesitura de pasar por el quirófano para salvar la vida de su novio, quien necesita un trocito de hígado sano como agua de abril (si espera a mayo, la palma) Marián Álvarez tampoco tiene todo el tiempo del mundo- -recuerden que son 85 minutos- -para llenar su mirada de emociones, a veces encontradas, pero nunca perdidas por falta de atención de la novel directora, quien sabe captar el estado de gracia de la intérprete. La mirada transparente de la chica ahorra decenas de líneas de diálogo. Su capacidad para despojarse de tics y sustituirlos por matices nos lleva a derrochar elogios. Roser Aguilar también aúna tantas virtudes que es difícil resumirlas. En lugar de embarullar la trama con situaciones rocambolescas y personajes estrafalarios- -más bien, algún papel sufre solorosas amputaciones en la sala de operaciones- la directora deja que su película respire a través de su protagonista femenina, muy bien secundada por el resto del elenco. Quizá el cine español necesite trasplantarse algo a sí mismo para salvar la vida, mientras el Ministerio de Cultura recupera espectadores de debajo de las butacas. La receta de Lo mejor de mí no puede ser más fácil de aplicar: un buen guión, trabajado y documentado, intérpretes tan preparados como los que tenemos y el mandamiento sagrado de pensar en el público antes que en uno mismo. Juan Sanz y Marián Álvarez, a quien muchos reconocerán por su papel en Hospital Central en una escena de la película ensayamos. Quería que nos moviéramos por el espacio como quisiéramos. Eso me encanta- -arrastra la última palabra, realmente encantada- porque ahí ves que confía en ti y eso a uno le pone. Como actor, tienes la responsabilidad de coger el toro por los cuernos. Es un puntazo. Salen cosas mágicas La realizadora, por su parte, no deja de sorprenderse por ser la única mujer seleccionada el año pasado entre casi cuarenta candidatos para el Goya al mejor director novel. No sé si hace falta la paridad, pero es un poco extraño reflexiona. Quizá haya un problema de autocensura, pero tampoco lo tengo muy claro. No me creo que un productor no confíe en una chica. Más bien cuesta dar ese paso de presentar una película dado apunta, aunque el hecho de que salgan tantas óperas primas quizá sea un incentivo para que reaccionen. Parece que hay gente que porque haya dirigido cuatro películas puede seguir dirigiendo a pesar del espectador En el cine español- -insiste- -se mantienen algunas viejas glorias que igual ya no aportan mucho y sin embargo hay cosas muy básicas, como el sueldo de los guionistas, que están muy mal tratadas Lo más importante es que se puedan profesionalizarse los guionistas. Tengo amigos escritores con mucho talento que me dicen: yo no voy a hacer cine, porque es demasiado amateur. Y es verdad. Entras en un rodaje y la gente es muy profesional, pero antes es una dinámica muy cutre. El ABC ¿Es necesario que dirija una mujer para lograr un papel femenino tan bueno? Pues sí dice Marián Álvarez. Hay hombres con una sensibilidad increíble, pero nadie entiende a una mujer como otra Sueldo de tenderos Roser está segura de que talento no falta en el cine español. Sí es posible que haya un sector que está un poco acomo- productor no tiene respeto al guión, porque si no pagaría a su autor El caso personal de Roser Aguilar es el mejor ejemplo: Ahora mismo estoy escribiendo un guión. Aunque luego lo venda, ¿de qué voy a vivir estos meses, del aire? Si queremos un nivel profesional, tenemos que tener unos sueldos profesionales. Ni siquiera los directores lo tienen. Es frecuente que cobren seis o siete millones de pesetas para un trabajo de dos o tres años. Es el sueldo de un tendero, con perdón para los tenderos. Salvo cuatro excepciones. Los autores son los peor pagados Más información sobre la película: http: www. altafilms. com