Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC JUEVES 28 s 2 s 2008 ECONOMÍA 37 Dubai se asegura el control de Colonial con una opa de escaso interés para los minoritarios Los fondos estatales dubaitíes pagarán al menos el 50 de su oferta en instrumentos financieros y el resto en metálico M. PORTILLA MADRID. Los fondos estatales de Dubai (ICD) ratificaron ayer en un comunicado ante la Comisión Nacional del Mercado de Valores su intención de adquirir al menos el 50,1 de Colonial. No obstante, la oferta está condicionada a que se adhieran al contrato de compraventa los bancos a favor de los que están pignoradas las acciones propiedad de Luis Portillo y Luis Nozaleda, principales accionistas de la inmobiliaria. Ambos empresarios tendrán que suscribir en 48 horas un contrato de compraventa de acciones representativas de, al menos, el 50,1 del capital social de Colonial. Portillo y Nozaleda tienen contraída una deuda de 1.930,6 millones de euros con catorce de las principales entidades de este país y con alguna extranjera, y tiene firmado un acuerdo irrevocable para aceptar la oferta de ICD desde el pasado mes de enero. No obstante, la aceptación de esta oferta les hará perder, al menos, unos 270 millones de euros. Para que Portillo y Nozaleda no perdieran dinero, la oferta debería alcanzar los 2,52 euros por título para el primero de ellos y los 2,48 euros para el segundo. La oferta económica es tan imprecisa que la acción de Colonial se desplomó ayer en Bolsa, con una caída del 7,65 hasta los 1,57 euros. Un precio entre un 15,1 y un 30,2 %i nferior a los que la oferta de ICD propone en cada una de las dos formas de pago que plantea. En concreto, los dubaitíes ofrecen como máximo el 50 en metálico a 1,85 euros por acción, mientras que indican que, al menos, el 50 se pagará en instrumentos financieros a un precio de 2,25 euros por acción en un plazo de 4,5 años. Este comunicado dejó la acción de Colonial sin cotizar hasta poco después de las tres de la tarde, cuando ICD volvió a enviar otro comunicado, prácticamente tan impreciso como el anterior, lo que ha provocado escaso interés es los accionistas minoritarios. Así, en su intento de explicar qué son los instrumentos financieros a los que se refiere la oferta, el comunicado indica que deberán entenderse como instrumentos financieros de deuda o equivalentes cupón cero al plazo de 4,5 años Además señala que el precio se ajustará por la transmisión de los activos de Colonial correspondientes a suelo y promociones residenciales en curso de Colonial y o de las sociedades de su grupo antes de la perfección del contrato de compraventa de acuerdo con la obligación de transmitir dichos activos que a tal efecto ICD impondrá en dicho contrato Añade que los citados ajustes de precio se basarán en la diferencia, si la hubiera, entre el precio neto de transmisión de dichos inmuebles y la valoración hecha por los tasadores externos de Colonial en relación con los mismos a 31 de diciembre de 2007 Sin embargo, ICD indica que actualmente no es posible indicar el importe de los activos que pudieran ser objeto de venta, ni el importe del ajuste que, en su caso, fuera necesario efectuar como consecuencia de la referida transmisión Acuerdo con los bancos La acción de la inmobiliaria se desplomó un 7,65 tras conocer los datos de la oferta de ICD En el primero de los comunicados, ICD también condicionaba su oferta a que se alcance un acuerdo comercial en un plazo de tres días con los bancos de inversión Goldman Sachs, Royal Bank of Scotland, Calyon y Eurohypo, con los que Colonial tiene una deuda de 6.100 millones de euros, del total que asciende a 8.900 millones. ICD, creada en 2006, es la firma que canaliza, total o parcialmente, las inversiones del Gobierno de Dubai con el objetivo de obtener el máximo rendimiento. Cuenta con intereses en los sectores inmobiliario, financiero, energético, transportes, industria y ocio. Luis Portillo, accionista de referencia de Inmobiliaria Colonial ABC Habitat evita la suspensión de pagos tras pactar con la banca el relevo de su presidente, Bruno Figueras M. P. M. L. MADRID. Habitat, la quinta promotora inmobiliaria española, ha evitado in extremis la suspensión de pagos, tras llegar ayer a un acuerdo para refinanciar su deuda de 1.586 millones con los tres últimos bancos- -Rabobank, Deutsche Bank y Barclays- -del total de 39 entidades acreedoras. Tanto CajaAstur como Cajamar habían dado en la tarde del pasado martes el visto bueno a la refinanciación de su parte correspondiente. Además, la BBK también le reclama un préstamo que en su día concedió a Ferrovial Inmobiliaria, empresa adquirida por Habitat y por lo que hoy tiene esa deuda. Barclays, a quien la promotora citada le debe 27 millones, ha sido el último banco en sumarse a la refinanciación. Entre las condiciones firmadas, y ya incluidas en el pacto suscrito el pasado viernes con las 33 entidades que primero se sumaron al acuerdo, se encuentra la incorporación de nuevos directivos a la inmobiliaria consensuados por está con los bancos y con Ferrovial, el segundo mayor accionista de Habitat, con un 20 de su capital. Entre esos directivos estará probablemente el máximo ejecutivo de la compañía, lo que implicará que el presidente de la inmobiliaria, Bruno Figueras, pase a ocupar un segundo plano. Respecto a la liquidación de la deuda, el acuerdo establece que Habitat amortice a finales del presente año 50 millones, otros cien millones más en 2010 y el resto de la deuda debe estar pagada en 2014. Antes de esta última fecha, la inmobiliaria no podrá hacer ninguna inversión, según señalaron a ABC fuentes del sector. Por su parte, Habitat manifestó ayer en un comunicado que con este acuerdo se inicia una nueva etapa con una situación financiera adaptada al cambio de ciclo en el mercado inmobiliario y un fuerte plan de negocio para los próximos ocho años. La promotora añade que cuenta con activos valorados en 3.000 millones de euros, y que se encuentra en fase de selección de los nuevos directivos, proceso en el que cuenta con el apoyo de la banca acreedora y de Ferrovial