Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
92 CIENCIAyFUTURO www. abc. es cienciayfuturo MIÉRCOLES 27- -2- -2008 ABC Ya están en internet las primeras 30.000 páginas de la Enciclopedia de la Vida Este monumento a la curiosidad humana universal recogerá en el año 2017 los 1,8 millones de especies conocidas en la Tierra ANNA GRAU NUEVA YORK. Ya están en internet las primeras 30.000 páginas de la Enciclopedia de la Vida, el ambicioso proyecto de levantar acta de todas las especies habidas y por haber, y de ponerla al alcance de toda la comunidad científica y menos científica. Es un monumento a la curiosidad humana universal sin distinción de nacionalidad, raza, nivel económico o académico. Conjuga lo mejor de la Wikipedia y de la Enciclopedia Británica, es decir, el rápido crecimiento de la información y la garantía de rigor. Traslada al conocimiento la complejidad de la vida misma. Hay ahora mismo 1,8 millones de especies reconocidas. Los promotores de la Enciclopedia calculan que les llevará unos diez años desde que empezaron, es decir, hasta el año 2017, adjudicar a cada una su correspondiente entrada. También estiman que la hazaña habrá costado unos 73 millones de euros, de los cuales ya salieron casi la mitad el año pasado gracias a las fundaciones MacArthur y Sloan, dos de las entidades y asociaciones benéficas y académicas que participan en este esfuerzo liderado por el Instituto Smithsonian de Washington. Las 30.000 páginas que saltan hoy a la Red ya compilan alrededor de un millón de entradas, entresacadas de una miríada de bases de datos y contribuciones de expertos- -y de no tan expertos- -de todo el mundo. La similitud con la wikipedia es que esto es una enciclopedia viva, que se alimenta constantemente de lo que saben muchos. La diferencia es que muchos no son todos y que ahí no puede escribir cualquiera. En general se hace por encargo y bajo el atento escrutinio de los custodios de la Enciclopedia. Eso no significa que los simples mortales que no son eminencias científicas no puedan aportar su granito de arena. Pueden aportar muchas cosas: desde fotos hasta gráficos hasta transcripciones del canto de las aves o cualquier cosa que ayude a hacer más asequible y más eficaz la información. Y es que ese es el reto de fondo: no tanto, o no sólo, agrupar el conocimiento disperso por las mentes y los libros de todo el mundo, sino ponerlos en situación de ser abarcados a vista de pájaro. Desvelar lo escondido, desenterrar lo oculto o simplemente intrincado de saber. Poner a la ciencia desnuda en medio de la plaza. James Edwards, director ejecutivo del proyecto, exhibe un entusiasmo a prueba de bomba, es decir, inmune a los fracasos cosechados por todos los ensayos anteriores de hacer algo parecido. Hace veinte años que se intenta. El mismo Edwards, que ha estado personalmente involucrado en varios intentos fallidos, admite que hace sólo cinco años esto era imposible. Fue en 2003 cuando Edwards puso por escrito el proyecto y la afirmación de que por primera vez se daban las condiciones, lo bastante convincentes como para que los grandes paquidermos que donan fondos a la ciencia americana se pusieran en movimiento. Lo que había cambiado, explica Edwards, es la multiplica- Los peces saben contar hasta cuatro ROMA. Los peces saben contar al menos hasta cuatro, según un estudio de la Universidad de Padua dado a conocer ayer en el telediario de la televisión pública italiana RAI, informa Efe. Según explicó el profesor del departamento de Psicología General, Christian Agrillo, que ha participado en el estudio, los peces de la especie Gambusia Holbrooki saben distinguir el grupo más numeroso cuando lo tiene delante. Estos peces, para protegerse de los predadores, tienden a formar grupos numerosos. A través de los experimentos de laboratorio, hemos observado que colocando un pez a un lado de una pecera frente a dos grupos de peces de número diverso, el pez solitario reconoce el mayor y tiende a agregarse a ese aseguró Agrillo. A vista de pájaro