Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
94 CIENCIAyFUTURO www. abc. es cienciayfuturo DOMINGO 24- -2- -2008 ABC PRINCIPALES REIVINDICACIONES DE LOS CAZADORES Y AGRICULTORES CONVOCANTES DE LA MANIFESTACIÓN DEL 1 DE MARZO Unificación normativa Cerca de 800 normas regulan la actividad cinegética La caza en España está regulada por cerca de 800 normas injustificadas, arbitrarias e injustas en muchos casos directamente emanadas de la Administración central y de las diecisiete comunidades autónomas. Representación Participación en todos los organismos oficiales Los convocantes se quejan de que toda la normativa se ha elaborado a sus espaldas, y Medio Ambiente concede a la Federación de Caza representación en el Consejo Estatal para el Patrimonio Nacional y la Biodiversidad. Munición Prohibición del plomo en todos los humedales Los cazadores entienden que la prohibición del plomo debe limitarse a los humedales debidamente catalogados, y solicitan una moratoria hasta encontrar una munición alternativa viable, algo que ya se está investigando. Perros Los canes de caza no deben equipararse al ganado La Ley de Biodiversidad equipara en su consideración a los perros de caza y el ganado de producción y los cazadores piden que se levanten las restricciones impuestas en materia sanitaria, de transportes y de tasas. Los cazadores se echan la escopeta al hombro El sector de la caza espera reunir en Madrid, el próximo sábado, a 250.000 personas en una manifestación contra la gestión de la ministra de Medio Ambiente y la Ley de la Biodiversidad, la gota que colma el vaso y que puede acabar con la caza POR S. BASCO FOTO FERNANDO GÓMEZ MADRID. El próximo sábado, Paseo de la Castellana abajo, decenas de miles de cazadores darán una batida por el corazón de Madrid, desde el Santiago Bernabéu hasta la plaza de San Juan de la Cruz. Desarmados, naturalmente, pero en un acto de simbólica protesta se echarán la escopeta al hombro y apuntarán al Ministerio de Medio Ambiente, cuya titular, Cristina Narbona, ha colmado el vaso de la paciencia de este colectivo que agrupa a más de 600.000 personas con su visión monocromática- de un verde intenso al decir de los convocantes- -de la caza, del campo y de la conservación. Abrirán la gran marcha los arqueros, desarmados; los rehaleros, con sus rehalas; los galgueros, con sus colleras; los cetreros, con sus rapaces... El lema constará en una gran pancarta- Por la Caza, el Campo y la Conservación -tras la que desfilarán las tres cabezas visibles en la coordinación de la protesta: Andrés Gutiérrez Lara, presidente de la Real Federación Española de Caza; Pedro Barato, presidente del sindicato agrario ASAJA, y Juan Antonio Sarasketa, presidente de la Oficina Nacional de la Caza (ONC) Con ellos, marcharán representantes de 29 federaciones nacionales de caza con las banderas de sus respectivos países; y miles y miles de cazadores, agricultores, ganaderos, mantenedores de cotos, armeros, federados en tiro... Los organizadores son cautos, pero Gutiérrez Lara asegura que ya se han fletado un millar de autobuses y que esperan reunir a cerca de 250.000 personas reales... A la ministra Narbona no le va a hacer gracia y menos a los responsables de la campaña del PSOE a ocho días de las elecciones del 9 de marzo. de nuestros derechos La contienda está servida y ABC ha recabado los argumentos de sus principales protagonistas. Tienen la palabra. El presidente de la federación enumera algunos de los motivos que han desembocado en esta protesta. Cita la Ley del Patrimonio Natural y de la Biodiversidad como la gota que desborda el vaso, pero no es el único problema... su puesta en práctica restringirá drásticamente la caza en más del 40 del territorio nacional; penalizará el uso y también la tenencia de munición con plomo en humedales protegidos, pero la confusa redacción del articulado puede llevar a multas y decomisos de armas en cualquier humedal, esté catalogado o no; además, la norma deja abierta la posibilidad de que las administraciones ejerzan su derecho de tanteo sobre cualquier espacio protegido de propiedad privada, coartando su uso y disfrute; y puede, finalmente provocar la declaración de prácticamente cualquier especie como protegida, y terminar de facto con la caza poco a poco, por etapas La cadena de despropósitos del ministerio, estima Gutiérrez Lara, parte del no haber contado con el sector de la caza para nada. Narbona nos ha mentido, ha mentido en el Congreso... es una ministra de un solo color, el verde; no está mal que sea verde, nosotros también lo somos porque amamos, respetamos y cuidamos la naturaleza... su problema es que piensa con estrechez de miras y se ha rodeado de un grupo de radicales que querrían que la naturaleza permaneciese virgen, inmaculada, y eso no es posible La guerra del plomo Esta guerra del plomo como han dado en llamarla los ecologistas, no responde sólo a la recientemente aprobada Ley del Patrimonio Natural y de la Biodiversidad- es apenas la gota que ha colmado el vaso dice Barato- sino a la gestión medioambiental de Narbona durante toda la legislatura- sesgada, indocumentada y radical afirma Gutiérrez Lara- e incluso a un malestar antiguo de los cazadores, que Sarasketa remonta a cuarenta años de continuo retroceso Un grupo de radicales Para los agricultores, la ley 42 2007 vulnera los derechos de los propietarios de fincas en espacios protegidos porque se degradaría y estaríamos renunciando a su disfrute. La ministra actúa desde el desconocimiento y el desinterés por todo lo que no sean postulados exclusivamente ecologistas Sarasketa, presidente de la ONC, va un paso más allá y califica la ley 42 2007 de restrictiva, catastrófica y hasta nefasta, es la culminación de cuarenta años de recortes constantes de nuestros derechos Y vuelve el argumento de la politización de esta protesta contra quienes lo esgrimen desde el otro bando: Los cazadores no estamos politizados, cada uno es hijo de su madre, somos de izquierdas y de derechas, o de centro, o nacionalistas, o apolíticos, del Madrid o del Athletic... se meten con nosotros desde los grupos ecologistas porque eso vende entre sus filas, pero a ellos sí que cualquiera les identifica como de izquierdas. Son ellos y la ministra quienes están politizados Pedro Barato, presidente de la Asociación Agraria Jóvenes