Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC DOMINGO 24 s 2 s 2008 MADRID 65 PECADOS CAPITALES Mayte Alcaraz EL DIPUTADO SIMANCAS afael Simancas se lleva de Madrid el puñal de la traición clavado en el pecho. El mismo pecho que midió aquel sastre al que el socialista madrileño encargó los ternos con los que vestir sus galas presidenciales, para lucirlos tras las elecciones del 25 de mayo de 2003. Mientras el modisto cortaba a medida las ilusiones del presidente nonato y daba puntadas como votos asegurando las costuras, las tijeras de la traición hendían el aire en manos de dos ¿compañeros? (Tamayo y Sáez, a los que apenas había echado cuentas del presidenciable madrileño, para acabar haciéndole un siete en su futuro político. Fue la primera noche horribilis de Simancas. Tardó en olvidar esa traición muchos años e infinitas noches en las que su pelo de treintañero encaneció como el de un condenado a muerte. Futuro negro, azabache abismal en que terminó de hundirle otro correligionario, con el que tampoco había compartido demasiados cafés, Miguel Sebastián. Ese amigo de Zapatero que Zapatero unció a Simancas el pasado 27 de mayo, para, a la postre, exponerlos a ambos en la plaza pública del olvido la segunda madrugada más amarga para el hijo de inmigrantes españoles en Alemania. Madrugada en la que volvió a una vida de playstation rota y cuasi anonimato, tras los cristales melancólicos por el frío de la derrota. Si el sueño de la política produce monstruos, los de Simancas se llaman Tamayo y Sebastián- -fuego amigo- Madrid le debe al portavoz socialista un adiós agradecido en la hora de su marcha al Congreso, donde aspira al décimo escaño de la lista de Zapatero. Rafa como le llaman en la Asamblea, ha sido un tribuno agudo, potente, pero nunca desabrido ni faltón. Un verdadero político a la antigua, con la idea de una España unida para un proyecto común en el que podían comulgar (es un decir) socialistas y comunistas. Esta semana sus compañeros de todos los colores le han rendido homenaje, excepto Tomás Gómez, más preocupado por el hospital de Parla. Cambia Vallecas por la Carrera de San Jerónimo. Seguro que hubiera sido un buen, y leal a España, presidente de Madrid. R Uno de los pasquines de Aranjuez que incitan a la rebelión contra la presidenta Aguirre el próximo lunes JAIME GARCIA El PP identifica a una concejal del PSOE y a otro de IU en el altercado de Parla Decenas de pasquines incitan a recibir mañana a Aguirre como se merece en Aranjuez s Están firmados por el PCE C. FOMINAYA ABC MADRID. El PP de Madrid ha identificado a dos militantes socialistas y a uno de Izquierda Unida en los incidentes del pasado viernes en el hospital de Parla. Los consejeros de Presidencia e Interior, Francisco Granados, y de Sanidad, Juan José Güemes, sufrieron un intento de agresión en la entrada del centro hospitalario. Las personas identificadas por los populares gracias a varios testigos e imágenes son un ex concejal del PSOE de Parla, una concejal socialista del municipio madrileño de Torrejón de Velasco y el portavoz de IU en el Ayuntamiento parleño. Los populares estudiarán si llevan el caso a los tribunales. El ex concejal socialista de Parla aparece en las imágenes del altercado difundidas por Telemadrid con una pancarta en la que podía leerse Hospital sí, pero no así Estuvo en la Corporación parleña entre los años 1987 y 1991, siendo alcalde del municipio Pedro Bermejo. Según los populares, ha sido identificado por dos testigos y actualmente estaría en UGT. Por otra parte, desde el PP se destaca también la presencia del actual portavoz de IU en la Corporación parleña, Eugenio Santos Lozano. Se da la circunstancia de que policías locales de Parla, que se manifestaban a pocos metros del lugar de los incidentes, le reconocieron portando una pancarta. Además, su imagen fue publicada por algunos medios de comunicación. Esos mismos agentes habrían reconocido además a algunos miembros de CC. OO. y de UGT, según las mismas fuentes. Por último, señalan que el alcalde popular de Torrejón de Velasco, Miguel Ángel López, identificó también a una concejal socialista que actualmente está en activo en el Consistorio, Silvia Bonilla. Los populares no afirman que estas personas participaran directamente en los hechos, pero su presencia en la concentración sí apoya las sospechas de que el acto estaba organizado políticamente. Por su parte, Tomás Gómez, el líder del PSM, ha encargado a los servicios jurídicos de su partido que presenten en los juzgados de Parla una demanda civil ante las acusaciones de haber organizado el intento de agresión. Mientras, Aranjuez amaneció ayer empapelada con pasquines en los que se anima a recibir mañana a la presidenta regional, Esperanza Aguirre, como se merece en caso de que visite durante su apertura el nuevo Hospital del Tajo. Los pasquines, firmados por el PCE, cobran especial relevancia tras el intento de agresión el viernes por parte de unos manifestantes de izquierdas al consejero de Presidencia e Interior, Francisco Granados, y al de Sanidad, Juan José Güemes, durante su visita al Hospital de Parla. Junto a los pasquines aparecen otros carteles en los que se pide a los vecinos del municipio que acudan el próximo lunes día 25 de febrero a las 11: 30 a protestar por re- inaugurar en campaña electoral un hospital que ya inauguraron antes de las pasadas elecciones autonómicas y municipales los mismos personajes Este bando está firmado por la Plataforma en Defensa de la Sanidad Pública integrada por los sindicatos UGT y CC. OO. En él se recomienda a los ciudadanos que se provean de calzado y ropa cómoda o que para enfermos o personas mayores, se asegure de provisión suficiente de medicamentos y de dinero porque el nuevo Hospital será privado y si acude al mismo en vehículo propio porque está lejos deberá de pagar convenientemente por estacionar su coche También se aconseja a los habitantes de Aranjuez que eviten resfriarse. Así no tendrá que acudir a un Hospital gestionado desde lo privado reza el texto. Además, se pide a los ciudadanos que no se asusten porque de la ciudad de Aranjuez vaya a desaparecer un centro de salud y que la atención especializada que prestaba se traslada al nuevo hospital de gestión privada El mismo Hospital del Tajo vivió el viernes una situación fuera de lo normal. Así, un par de horas después del suceso de Parla un grupo de CC. OO. se colaba hasta el laboratorio del centro. Se les invitó a salir, lo que hicieron inmediatamente. UGT y CC. OO. piden en un bando que los ciudadanos se provean mañana de ropa y calzado cómodo