Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
Miércoles 20 de Febrero de 2008 Editado por Diario ABC, S. L. Juan Ignacio Luca de Tena 7. 28027 Madrid. Teléfono: 913399000. Publicidad: 902334556. Suscripciones: 901334554. Atención al cliente: 902334555 Diario ABC, S. L. Madrid 2007. Prohibida la reproducción total o parcial sin el permiso previo y expreso de la sociedad editora. Número 33.668. Depósito Legal: M- 13- 58. Apartado de Correos 43, Madrid Precios de ABC en el extranjero. Alemania: 2,05 Bélgica: 2,00 Estados Unidos: 2,50 USD. Francia: 2,05 Irlanda: 2,10 Italia: 1,75 Holanda: 2,00 Portugal: 1,35 Reino Unido: 1,20 LE. Suiza: 3.40 CHF. Marruecos. 16 Dh. DESDE MI BUHARDILLA Laura Campmany HIJOS DE LA IRA rimero fueron los insultos a San Gil en Santiago, luego el ataque a Nadal en Barcelona y ahora, ayer mismo, el intento de boicot, y de nuevo la lluvia de improperios, a Rosa Díez en Madrid. No en la calle, ni en las verdulerías, ni en los chats internautas, sino donde madura el pensamiento, y allí donde la diosa Atenea, que lo es del arte y la ciencia, puede que ahora se esté lamiendo las heridas, y preguntándose quiénes son, y de dónde salen, y quién los azuza o financia, estos nuevos chacales de la España borrosa, estos nuevos cachorros de la ira. Es realmente curioso que semejantes energúmenos, al amparo de un ojo entre bizco y miope, tachen precisamente de fascistas a las conferenciantes acosadas, culpables solamente de sus propias ideas, todas ellas pacíficas e inmaculadamente democráticas. Son lobos pregonando la crueldad del cordero, cocodrilos llorando por los dientes, fanáticos, niñatos, soplagaitas, gentuza sin vergüenza, fulanos execrables, atilas de opereta, asnos de coz y flauta. Y menos mal que son un hecho aislado, porque (según las últimas estadísticas) salimos a unos cuantos por semana. Aún no hay cadáveres, pero ya ven que ladran los perros, como para abonar los rosales del día Y eso que ni siquiera cabalgamos. Como busca y ansía nuestro desconcertante presidente, la tensión va in crescendo a medida que arrecia la campaña. Se han poblado las aulas de amigos y enemigos. Gentes que vociferan y otras a la que callan. Como unas azucenas letales, proliferan las cuadrillas más tristes, las camisas más negras. A la ira le gusta comerse las palabras. Y mientras, Zapatero, con la zampoña puesta, repartiendo sus zetas entre paces y zarpas. P El atracador Francisco del Moral, en ficha policial, y caracterizado durante su penúltimo robo en una sucursal de Caja Canarias ABC Robin Hood vuelve a casa Francisco del Moral ha caído de nuevo. Lleva 40 años entrando y saliendo de prisión. Es un profesional del atraco que reparte botín entre los presos y da clases de robo. La cárcel es su casa; los internos su familia POR CRUZ MORCILLO l mejor delincuente de España es Hacienda y después Robin Hood Para salir de pobre sólo hay dos caminos: que te toque la primitiva o un buen golpe Entre el ego de quien se siente al otro lado de la ley y un punto de pragmatismo transcurrían las clases prácticas de robo y evasión de Francisco del Moral, 60 años, en el módulo 8 de la cárcel de Aranjuez. Su ideario de ladrón lo plasmó en un manual que le intervinieron en una de sus penúltimas estancias en prisión. Robin Hood atracador itinerante a tiempo completo, es un mito entre los presos. Aranjuez es su casa y él no concibe otra vida distinta a la del palo a los bancos, joyerías y cualquier negocio que se le ponga a tiro. Ha cometido más de un centenar de atracos desde los años ochenta: cada permiso, cada salida de la cárcel la dedicaba a lo mismo, Ni familia ni entretenimientos. Sólo ganancias ajenas. El dinero está mejor en manos de los necesitados que en las sucursales le espetó a los policías que lo detuvieron a mediados de los noventa. Ahí descubrió un filón y empezó a enviar giros postales a presos con el remite de Robin Hood -cuarenta internos de Aranjuez recibieron su parte del botín en 2002- Para él no existe otro mundo, pero no es altruismo sino subsistencia y ansia de poder señala un veterano agente que lo ha puesto ya unas cuantas veces ante el juez, la última la semana pasada. En su cohorte de reos unos le arreglan los papeles, otros la celda, unos le consiguen, otros lo adulan. Condenado a 12 años en 1998 por atracar cuatro joyerías, ya había recobrado la libertad. Esa que parece odiar y que le ha durado lo de siempre. Desde el 10 de enero ha asaltado tres bancos de Madrid y una vivienda, donde hirió al dueño de la casa cuando defendía a su mujer y su niño. Robin Hood el ladrón de la tez pálida como se le conocía en tiempos, no ha variado su patrón. Elegía sucursal- -BBVA, Caja Canarias y Caixa Laietana, las tres últimas- se entrevistaba con el director en pos de algún goloso producto financiero y prometía volver. Siempre cumplía su palabra, pero la reaparición estelar incluía un arma de fuego y el desplume de la caja. La semana pasada el Grupo XII de la Policía madrileña lo apresó cerca de otro banco en Alcorcón- -había escapado días antes- Allí le acompañaban dos amigos, algo infrecuente en él. Uno de ellos acudió a Robin en busca de ayuda porque pasaba una mala racha. El ladrón altruista, por interés o no, estafador, traficante, falsificador y esquivo, ha vuelto a su casa. Aún está de paso en Soto del Real; su próximo destino, Aranjuez. E