Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 15 s 2 s 2008 INTERNACIONAL 37 Milicianos de Hizbolá trasladan el féretro de su jefe asesinado, en los funerales celebrados ayer en Beirut REUTERS Hizbolá declara la guerra abierta a Israel tras la muerte de su jefe militar El comandante del Ejército judío no descarta una confrontación bélica con el Líbano como consecuencia del asesinato en Damasco de Imad Mughniya ADRIANA PUERTA SERVICIO ESPECIAL JERUSALÉN. Mientras miles de personas en Beirut asistían al funeral de Imad Mughniya, el número dos de Hizbolá, las alarmas se encendían en el Gobierno israelí que ordenó a sus delegaciones internacionales incrementar la seguridad ante un posible ataque. El Estado judío teme que sus embajadas en el exterior, la aerolínea israelí El Al, las comunidades judías o los turistas israelíes sean blanco de un ataque como consecuencia del asesinato de Mughniya quien perdió la vida el martes en Damasco, en una explosión de un coche- bomba. La oficina del primer ministro israelí, Ehud Olmert, emitió un comunicado que dice: Hizbolá está acusando a Israel una y otra vez de la muerte de Mughniya y por esta razón, aumenta el peligro de que Hizbolá lleve a cabo ataques terroristas contra objetivos israelíes en el exterior Y aunque Olmert niega la vinculación de Israel con el incidente, el secretario general de Hizbolá, Hasan Nasralá, pronunció ayer un discurso incendiario en el que responsabilizó a Israel de la muerte de Mughniya y expresó que su organización está lista para una guerra abierta contra los sionistas Mughniya fue el segundo miembro de Hizbolá en ser asesinado desde que el anterior secretario general, Abbas Mussawi, murió en un ataque israelí a su helicóptero en el Líbano y era buscado por Estados Unidos e Israel por ser el responsable de atentados en la embajada estadounidense en Beirut y en la sede de la comunidad judía en Buenos Aires. Aunque Israel niega su implicación en el asesinato, el Mosad (los servicios secretos israelíes) intentó en los noventa asesinar a Mughniya en un atentado fallido en el que perdió la vida su hermano. Son varios los expertos y analistas israelíes que comentan el asesinato y analizan las posibles consecuencias que provocará el incidente. El diario israelí Yediot Aharonot el de mayor circulación, citaba ayer en su edición electrónica a Moshe Marzuk, coronel retirado del Ejército e investigador del Centro para el estudio del Terrorismo en el Instituto de Herzliya. Según Marzuk, el momento, el lugar y la forma en que Mughniya fue asesinado envía un mensaje claro a Siria, un país que ayuda a varias organizaciones terroristas como Hizbolá a cometer atentados en países como Jordania, Irak e Israel De acuerdo con Marzuk y las opiniones de algunos israelíes sobre el asesinato en las calles y lugares públicos, si Israel logró cometer el atentado en Siria, puede cometerlo en cualquier lugar contra aquellos que considera peligrosos para su seguridad o con los que tiene cuentas pendientes. Por su parte, Danny Rothschild, director del Consejo israelí para la Paz y la Seguridad, expresó a ese mismo diario que este asesinato ocasionará muchos ataques terroristas que estarán divididos en dos categorías. Aquellos de menor escala que serán perpetrados lo más pronto posible por integrantes del Hizbolá y los de mayor envergadura tomarán tiempo y serán probablemente fuera de Israel Aunque las guerras israelíes suelen ocurrir en el verano por las ventajas climáticas, tal como lo indicó esta semana el reconocido columnista israelí, Nahum Barnea, el comandante del Ejército israelí, Gabi Askhenazi no descarta una confrontación bélica próxima como consecuencia del asesinato. EE. UU. expresa su inquietud y anuncia sanciones a Siria EFE WASHINGTON. El portavoz del departamento de Estado, Sean McCormack, expresó su gran preocupación por las declaraciones de Nasralá. Claramente, Hizbolá tiene un largo historial de perpetrar actos violentos, actos de terrorismo en todo el mundo señaló el portavoz. El presidente estadounidense, George W. Bush, anunció además nuevas sanciones contra Siria por sus esfuerzos para menoscabar la estabilidad en Irak y debilitar la soberanía y la democracia en Líbano. En una orden ejecutiva enviada al Congreso, el presidente extendió las sanciones contra altos funcionarios del Gobierno sirio y sus asociados, considerados responsables de corrupción pública o de haberse beneficiado. La orden, que no especifica los nombres de los funcionarios, es complementaria a otra suscrita por la Casa Blanca en mayo de 2004 por la que se prohibían todas las exportaciones estadounidenses a Siria, a excepción de las alimentarias y las farmacológicas. ABC. es Vídeo, Miles de asistentes al funeral por el dirigiente de Hizbolá en abc. es internacional