Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
80 CULTURAyESPECTÁCULOS www. abc. es culturayespectaculos MARTES 12- -2- -2008 ABC Branches de marronier en fleurs de Van Gogh, y Ludovic Lepic et ses filles de Degas (de izquierda a derecha) Los ladrones de arte abren cuenta en Suiza En apenas cuatro días, Zúrich y sus alrededores han sido testigos de dos espectaculares robos. El último, el domingo: cuatro obras de Monet, Van Gogh, Degas y Cézanne, valoradas en 112 millones de euros, fueron sustraídas en la Fundación Bührle JUAN CARLOS DELGADO ZÚRICH. Cuatro días después que en Pfäffikon, al sur de Zúrich, se robaran dos picassos por valor de tres millones de euros, un robo aún mucho más importante tuvo lugar el domingo en Zúrich. Cuatro pinturas, valoradas en 112 millones de euros, de Monet, Degas, Van Gogh y Cézanne fueron sustraídas por tres ladrones armados y encapuchados en el museo de la Fundación Emil Bührle, mientras éste mantenía abiertas sus puertas. Los tres ladrones entraron en el museo poco antes de las 16.30 (hora local) obligando a los empleados a tirarse al suelo y amenazándolos con sus armas. Actuaron a sangre fría y de manera profesional se dirigieron a la sala principal de la planta baja y, a pesar de que las alarmas se activaron, lograron descolgar las pinturas, según precisó el portavoz policial, Mario Cortesi. Después se dieron a la fuga a bordo de un coche blanco. Uno de ellos hablaba en alemán con un acento eslavo, puntualizó la policía. Ninguno de los empleados ni de los 15 visitantes que en ese momento estaban en el museo resultaron heridos. Los lienzos robados son: Champ de coquelicots près de Vétheuil (1879) de Claude Monet; Ludovic Lepic et ses filles (1871) de Edgar Degas; Branches de marronier en fleurs (1890) de Vincent van Gogh, y L enfant dans une veste rouge (1888- 90) de Paul Cézanne. La Policía suiza afirma que las medidas de seguridad en la Fundación Bührle cumplen los estándares vigentes, pues las obras se encontraban protegidas por un cristal y estaban conectadas al sistema de alarma, indicó el portavoz de la Policía, aunque no precisó si existían cámaras de vigilancia. Ya se ha ofrecido una recompensa de 100.000 francos suizos (unos 60.000 euros) a quien ofrezca información relevante. El Museo Bührle, que se halla en una mansión del barrio residencial de Seefeld, en Zúrich, permanecerá cerrado hasta nuevo aviso para comprobar los sistemas de seguridad. Son cuatro de las obras mayores de la colección del siglo XIX se lamentaba ayer ante la prensa el director de la pinacoteca, Lukas Gloor, quien subraya que las obras, muy conocidas, son absolutamente invendibles en el mercado. Por eso, no descartó que el robo sea una suerte de secuestro a cambio de un rescate, aunque precisó que, por el momento, no han recibido ninguna llamada al respecto. La Fundación Bührle fue creada en 1960 para abrir al público la colección de arte del industrial Emil Georg Bührle (1890- 1956) que reúne unas 200 pinturas y esculturas, entre éstas siete de Van Gogh y Cézanne, seis de Degas y cinco de Monet. Es una de las colecciones más importantes de pintura europea. Aunque también cuenta con fondos de pintura antigua y arte moderno, el núcleo de la colección es el impresionismo y el posimpresionismo, con obras maestras de Cézanne, Degas, Gauguin, Manet, Monet, Pissarro, Renoir, Seurat, Sisley, Toulouse- Lautrec y Van Gogh, entre otros artistas. Los expertos lo consideran el mayor atraco de pintura del mundo en veinte años (según Mario Cortesi, es el mayor robo jamás cometido en Suiza y uno de los mayores en Europa después de la desapari- Doscientas obras Dos personas pasan ante la fachada del museo de la Fundación Bührle en Zúrich REUTERS