Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MIÉRCOLES 6 s 2 s 2008 Se encienden las alarmas de la economía española ECONOMÍA 43 El miedo recorta otro 5,2 al Ibex- 35, en la décima mayor caída de toda su historia Los malos datos económicos y el fantasma de la recesión en Estados Unidos provocan un nuevo batacazo en todas las Bolsas J. HOLGADO, M. LARRAÑAGA MADRID. Los analistas que vaticinaron que la Bolsa iba a sufrir en el primer semestre del año han acertado de pleno de momento. En la sesión de ayer los principales mercados recibieron otro fuerte batacazo, que en el caso del Ibex- 35, que perdió más de un 5 supuso la segunda mayor caída del año y la décima de toda su historia. Habrá que confiar en que esas previsiones acierten también cuando aseguran que el segundo semestre será mejor y los mercados se recuperarán. Pero de momento, los malos datos económicos ahondan en la crisis que se destapó en agosto con las hipotecas subprime y el fantasma de una recesión en Estados Unidos, con las repercusiones negativas para el resto del mundo, vuelve a tomar cuerpo, y con más fuerza si cabe todavía, porque esta vez llueve sobre mojado. A los malos datos anteriores procedentes del otro lado del Atlántico, hay que añadir el descenso del índice de gestores de compras del sector de servicios estadounidense en enero, que bajó hasta los 41,9 puntos, frente a los 54,4 del mes anterior, que supone el nivel más bajo desde octubre de 2001. Cuando se se sitúa por debajo de 50 puntos señala una contracción del sector servicios en EE. UU. Analistas e inversores tienen la sensación de que en las Bolsas ya se han pasado los efectos de esas dos bajadas consecutivas en Estados Unidos, que en ocho días rebajaron los tipos de interés en 1,25 puntos, y se atreven a hablar de nuevos recortes como parte de la solución de la actual crisis. A este respecto, mañana se reúne el Banco Central Europeo y, aunque nadie espera que toque los tipos, los mercados estarán muy atentos a lo que pueda decir su presidente, Jean Claude Trichet, que hasta ahora ha demostrado una verdadera obsesión por controlar una inflación demasiado alta. En el caso de España los datos están siendo especialmente malos, pero, además, la proximidad de las elecciones tiene un importante efecto multiplicador sobre ellos. Así, al fuerte incremento registrado por el paro, dato que se conoció el lunes, se añade la caída en el mes de diciembre de un 2,4 %i nteranual de la producción industrial, que es la mayor en los últimos cinco años y medio. También se conoció ayer que el índice PMI de servicios se desplomó en enero desde 51 hasta 44,2, que es el mínimo desde el inicio de la serie en 1999. Todos estos datos incidieron muy negativamente en la Bolsa española, que ayer se destacó como la peor entre las principales de todo el mundo. Su indicador más representativo, el Ibex- 35, cayó un 5,19 hasta los 12.814,70 puntos. Tras este nuevo recorte, el selectivo español acumula ya una rentabilidad negativa del 15,59 desde que empezó el año, que es más del doble de lo que ganó en 2007 y la mitad de los beneficios de 2006. Y lo peor es que parece que no ha tocado fondo. Al analizar el gráfico del mercado español, los analistas del Banco Urquijo consideran que la situación sigue siendo la misma, ya que el Ibex no ha podido de momento romper al alza la fuerte resistencia que hay en la zona de los 13.600 Estos analistas consideran que tampoco ha roto la directriz bajista trazada desde los máximos que hubiera podido hacerle saltar hacia los 14.000 puntos, por lo que se vuelve a replegar dentro del amplio y volátil rango lateral entre los 13.600 y 11.900 puntos Las demás mercados de valores del Viejo Continente también sufrieron severos castigos. El CAC 40 de París cayó un 3,96 con lo que pierde en el año cerca de un 15 El Dax de Fráncfort se dejó un 3,36 y acumula un retroceso superior al 16 mientras que el FTSE de Londres, el que mejor se está comportando, cedió un 2,63 y cae en el año por debajo del 10 Por su parte, la Bolsa de Nueva York bajó también con fuerza: el Dow Jones perdió un 2,93 y el Nasdaq bajó el 3,08 El Dow Jones Industrial Average (DJIA) descendió 370,03 puntos a 12.265, 13 unidades y el índice Nasdaq de los valores tecnológicos perdió 73,28 puntos a 2.309,57. Nueva York baja el 3 El selectivo español acumula ya una rentabilidad negativa del 15,59 desde que empezó el año ABC. es Más información de Bolsa en: http: abc. hoyinversion. com LOS DOS ÚLTIMOS AÑOS DEL IBEX- 35 16.000 15.500 15.000 14.500 14.000 13.500 13.000 12.500 12.000 11.500 11.000 10.500 -5,19 Ayer -15,59 En 2008 14.294,60 22 11 06 14.915,80 19 2 07 15.501,50 1 6 07 Máximo histórico 15.945,70 8 11 07 Contracción de los servicios 12.083,30 9 5 06 12.860,50 3 10 06 13.602,40 14 3 07 13.696,90 17 9 07 12.254,60 23 1 08 12.814,70 Ayer D E F 2008 11.175,10 7 2 06 F M 2006 A M J J 10.797,50 13 6 06 A S O N D E F 2007 M A M J J A S Fernando González Urbaneja SE ACUMULAN LAS MALAS NOTICIAS L a economía acumula datos negativos y perspectivas inquietantes para el inmediato futuro. Un pésimo arranque de año al que no posible aún adivinar el fondo. Los datos no están necesariamente relacionados, aunque lo parezca. Por ejemplo la caída de la Bolsa de ayer, profunda y radical, no es una respuesta mecánica a los datos de paro de enero, aunque incluye sentimientos negativos sobre lo que pueda ocurrir en febrero. La Bolsa española está conectada con las demás y sigue su estela, el componente local es pequeño, y caídas como la de ayer encogen el ánimo al inversor y empresario más audaz y le recomiendan cautela y espera. Evidentemente las compañías más expuestas al crédito por comprar de activos bursátiles sufrirán mayores pérdidas de valor porque ahora más que nunca la prima de riesgo se paga. A los pésimos datos de empleo de enero se sumaron ayer la caída del índice de producción industrial en España y, sobre todo, el indicador de confianza del consumidor que patrocina el ICO y que sigue con tendencia negativa. Es cierto que la caída de enero es la menos acusada de los últimos seis meses, pero el dato sigue siendo negativo lo cual indica que no ha tocado fondo. Concluir que estamos en un ineludible camino hacia la recesión es mucho concluir, ni siquiera buscando réditos electorales inmediatos conviene manejar esa hipótesis, entre otras razones porque puede ser contraproducente para el jeremías. Las cifras de empleo del pa- sado mes revelan un ajuste brusco durante los últimos días de 2007 y primeros de 2008, y estabilidad a lo largo de la segunda quincena del pasado enero. El indicador de confianza también apunta en ese sentido. Pero concluir de ello que el ajuste esté hecho es tan idiota como pretender que la recesión ha llegado. Entre bomberos no conviene andar pisando las mangueras, mejor ponerse de acuerdo para apagar el incendio. Y a los agobiados por su propia audacia compradora, preocupados por garantías y coberturas, conviene darles valeriana para que se cuiden y eviten el agio que es algo de mucho riesgo, incluso penal. ABC O N