Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MARTES 5- -2- -2008 31 Las lenguas de los inmigrantes de terceros países deberían ser aprendidas por los europeos de acogida Las carreras de Enfermería y Fisioterapia serán de 4 años El Consejo de Universidades aprueba sus enseñanzas mínimas M. ASENJO MADRID. Los estudios de Enfermería y de Fisioterapia tendrán una duración de 4 años (240 créditos) y, para su verificación y reconocimiento como título oficial, los planes de estudios de todas las universidades deben incluir unos contenidos básicos comunes. Se trata de estudios que conducen a profesiones sometidas a directiva de la Unión Europea y su formación debe garantizar su desempeño. El Consejo de Universidades dio el visto bueno en su reciente reunión a los borradores de requisitos mínimos de estas dos titulaciones así como de las correspondientes a Odontología y Farmacia (ambas de 5 años) Ahora, Sanidad debe emitir el preceptivo informe para aprobar la normativa que contiene las exigencias mínimas de formación. Ya cuentan con la correspondiente orden ministerial otras carreras del área de Ciencias de la Salud, como Medicina (6 años) y Veterinaria (5 años) El hecho de que estos estudios cuenten con directiva específica de la Unión Europea y conduzcan a profesiones cuyo ejercicio esté regulado por ley obliga a establecer unos requisitos que garanticen la calidad de la formación de sus profesionales e impidan el eventual intrusismo. Otras titulaciones de áreas de conocimiento distintas ya han sido objeto de la regulación pertinente. Es el caso de José Luis García Garrido Catedrático de la UNED EL INGLÉS l inglés se ha convertido hoy en una de las asignaturas mimadas del plan de estudios. Nadie duda de su necesidad de cara al mundo del empleo, de la globalización, de las comunicaciones siempre en alza. Por otro lado, es también una de las pocas asignaturas humanísticas que van quedando sin que nadie discuta acerca de su utilidad, en una escuela impregnada de pragmatismo. El inglés ha recalado ya en los centros infantiles, acompañando los primeros balbuceos del bebé, y su enseñanza perdura todavía entre alumnos universitarios de últimos cursos. Cada vez son más los centros educativos que presumen de bilingües por supuesto con el inglés como segunda lengua. El inglés va probablemente a ser la materia que cuente con mayor número de profesores de aquí a pocos años, si es que todavía no lo es. En determinadas comunidades autónomas, hay quienes ponen en duda la enseñanza del español, pero de ninguna manera la del inglés. Junto a estos hechos, tenemos otros sobre los que convendría reflexionar. El fundamental es el bajo rendimiento de los niños y adolescentes españoles en esa asignatura. Basta preguntar algo elementalísimo en esa lengua a un joven español medio, él o ella, para percatarse de la torpeza con que responde, pese a llevar no sé cuantos años recibiendo inglés en la escuela. El vocabulario inglés que más dominan es precisamente el que no han aprendido allí, sino a través de internet, algunas canciones, juegos informáticos, etc. Otro hecho evidente es que, por el contrario, basta que pasen una breve temporada en algún país anglófono (sin estar rodeados de españoles o italianos) o, todavía más claro, que se echen una novia o un novio de esos lares, para que la lengua y la pluma se les vuelvan expeditas. Por último, ¿compesan tantos años de enseñanza para conseguir sólo que los alumnos digan, entiendan o escriban algunas frases en inglés, incluso si lo consiguen? ¿No sería lógico esperar algo más de tanto esfuerzo, tanto gasto, tanta dedicación? ella debería realizarse prioritariamente en sus lenguas maternas, más que mediante el uso de una tercera. Esta reflexión es muy oportuna porque, con la ampliación de la Unión Europea de 15 a 25 países en 2004 y posteriormente a 27 dos años después, se ha producido el fenómeno de que estos nuevos países se han volcado completamente en el inglés y es muy raro encontrar entre sus ciudadanos gente que hable otro idioma que no sea la lengua de Shakespeare. E Desde el colegio Como recomendación, los expertos proponen que esta segunda lengua adoptiva se integre en los cursos escolares y universitarios, así como en la vida profesional de cada uno. En cuanto a la emigración, uno de los grandes retos en materia de política lingüística, se trataría de que la lengua personal adoptiva fuese la del país donde han decidido establecerse. Un buen ejemplo de este fenómeno es la integración de los turcos en Alemania, lo que en muchos casos ha sucedido por la vía del aprendizaje de la lengua de Goethe. Además, las lenguas de origen de los inmigrantes que llegan a Europa desde países terceros deberían también formar parte de las lenguas que los ciudadanos europeos tendrían que aprender. En el caso de los británicos, que tienen una lengua materna que ocupa un puesto preponderante en el mundo, sería importante que adquirieran una lengua personal adoptiva con el fin de que no se instalaran en el monolingüismo, como sucede en muchas ocasiones. Fisioterapia exige una alta especialización los títulos de Grado de Maestro de Infantil y de Primaria y el Máster que capacita para ejercer como profesor de Secundaria (ESO, Bachillerato y Formación Profesional) Se esperan también los referidos a los grados de Ingeniería y a los másters de esta misma área. NIEVES IZQUIERDO Las primeras carreras adaptadas a las exigencias del Espacio Europeo de Educación Superior comenzarán a impartirse el próximo curso, ya que el próximo día 15 se cierra el primer plazo para que las universidades soliciten las verificación de sus nuevas carreras. Organismo de coordinación Desde el punto de vista administrativo tanto el grupo de intelectuales como la Comisión Europea creen que para asegurar el mantenimiento de esta diversidad lingüística los países deberían crear un organismo común que se encargase de promover el conocimiento de la lengua y de la cultura del otro. Todas estas sugerencias serán debatidas por los ministros de Educación en una Conferencia Europea sobre Multilingüismo, que tendrá lugar a mediados de este mes en Bruselas y donde se podrán sacar conclusiones prácticas. Los profesores exigen más recursos para educación y el Estatuto Docente M. A. MADRID. La inminencia de las elecciones y el cierre de los programas electorales de las formaciones que concurrirán a las urnas ha llevado a los sindicatos docentes más representativos a hacer hincapie en las reivindicaciones que desde hace tiempo vienen defendiendo. Las federaciones de Enseñanza de UGT (FETE- UGT) y de Comisiones Obreras (CC. OO. y el sindicato independiente de profesores ANPE han elaborado una serie de propuestas- -algunas de ellas coincidentes- -para mejorar las condiciones del profesorado, la calidad de la educación y la convivencia en las aulas. El aumento del gasto público en educación es una exigencia común de las tres organizaciones. Así, mientras FETEUGT y CC. OO. reclaman que éste llegue al 7 del Producto Interior Bruto (PIB) ANPE sitúa el umbral mínimo de la inversión en el 6 Para este sindicato, es evidente que la educación en España necesita, ade- más de cambios en el modelo educativo, una inversión económica bien diseñada, realista, concreta, pero también generosa Y ese aumento es imprescindible en dos ámbitos de la enseñanza: el profesorado y la Educación Secundaria. Las tres organizaciones defienden la necesidad de un pacto de Estado en materia educativa para dar estabilidad al sistema. Asimismo y con diferentes matices, los sindicatos docentes expresan la necesidad de aplicar medidas contra el fracaso escolar y en favor de la equidad y de la igualdad de oportunidades. Finalmente, reclaman que el Gobierno cumpla su compromiso de pactar y aprobar un Estatuto Docente.