Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MIÉRCOLES 30 s 1 s 2008 La demanda de ilegalización del PCTV s Fundamentos jurídicos ESPAÑA 17 El partido de las Nekanes no es sucesor de la coalición proetarra Pumpido considera que tienen estructuras paralelas orientadas a un mismo lugar N. V. P. M. MADRID. Pese a ser la demanda de ilegalización (vía procedimiento declarativo) la medida más arriesgada y radical de todas las posibles (por cuanto, por un lado, implica un juicio de proporcionalidad en el que sean ponderados derechos e intereses en conflicto y, por otro, la consiguiente disolución de una formación política ya existente e inscrita en el Registro Público de Partidos) el fiscaljefe de la Sala de lo Contencioso reconoce en su escrito que este camino (y no la petición de ilegalización vía ejecución de sentencia) es el idóneo para borrar al PCTV del panorama político. Lo que diferencia la situación que se ha planteado con el PCTV y ANV respecto a anteriores intervenciones del Ministerio Público ante el Tribunal Supremo con motivo de la aplicación de la Ley de Partidos es la vocación de permanencia en el tiempo que estas formaciones tienen frente a aquellas otras que aún no habían sido inscritas- -y estaban pendientes de constitución formal- -o agrupaciones electorales que estaban configuradas exclusivamente para concurrir a unos comicios. De esta forma, si bien es cierto que el PCTV mantiene estrechos lazos y conexión con otro partido previamente ilegalizado (Batasuna) el fiscal recuerda que uno y otro conservan su propia organización y estructura limitándose la relación entre ambos a una estrecha colaboración pero sin que se haya operado el mecanismo de la sucesión o continuidad, presupuesto indispensable- -recuerda el fiscal- -del incidente de ejecución de sentencia Dicho de otro modo, lo que se está poniendo de manifiesto es una estrecha cooperación y un apoyo político y económico persistente y específico para sostener a Batasuna, pero no estamos ante un verdadero mecanismo de sucesión o continuación de la actividad de una organización ilegal. En definitiva, estamos hablando de dos estructuras que caminan paralelas por sendas distintas aunque orientadas a un mismo lugar asegura la argumentación de la fiscalía. La demanda de ilegalización (de 200 folios) presentada ayer por el fiscal- jefe del Tribunal Supremo Antonio Narváez se sostiene en el artículo 9 de la Ley de Partidos, en la vulneración sistemática de los principios democráticos. Dejando al margen el directo soporte financiero y de infraestructuras por parte de PCTV a Batasuna la propia facilitación de un espacio físico en el que dar continuidad y cobijo a la actividad Nekane Erauskin se dirige a comparecer ante la prensa AFP (Pasa a la página siguiente)