Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
84 DEPORTES Primera división s Vigésima primera jornada LUNES 28 s 1 s 2008 ABC Sin noticias de un Atlético invisible Los de Javier Aguirre, tiesos física y mentalmente ante un Mallorca simple Mallorca Atlético 1 0 cos fueron eso, remiendos sin brillo ni soluciones. El Mallorca siempre puso algo más: intensidad, esfuerzo, sacrificio, solidaridad y llegada a gol, no mucho más, pero lo suficiente para dominar el partido y dejar al Atlético sólo para ramalazos aislados metidos en un ramillete de sensaciones individuales, pero nada de hilazón, ni bloque ni juego de conjunto. Dio el equipo de Aguirre una sensación de grupo plano, sin medio campo, superado por la omnipresencia de Jonás, que es un equivalente a cinco caballos galopando a pleno pulmón, la calidad de Ibagaza y la movilidad de los dos de arriba, que complicaron a los rojiblancos. Los problemas atléticos aparecieron en todas las líneas, pero se hicieron más notorios en la salida desde atrás con el balón controlado. Fue un desastre porque a la mínima presión de los locales nadie acertaba a dar un pase a un metro para desahogar la presión mallorquinista. Deberían haber aparecido por allí los centrocampistas rojiblancos, pero los cuatro fueron un desastre. Cleber Santana mostró escaso nivel, Motta tuvo una tarde oscura y Luis García y Reyes aparecieron más en tareas ofensivas, sin mucho peso por cierto, que en labores de organización o destrucción. Así que el Mallorca siempre estuvo más cómodo. Encontró alas por las bandas donde Jonás y Varela volaron y acabó marcando en un fallo de Eller (uno más en un jugador que no se sabe qué hace en un equipo de este nivel) que permitió a Arango rematar un rechace de Abbiati. Hasta la media hora no reaccionó el Atlético, y fue la suya una intentona liviana, llena de Mallorca (4- 4- 2) Moyá; Héctor, Ramis, Nunes, Navarro; Jonás, Pereyra, Ibagaza; Varela (Borja Valero, m. 80) Arango y Güiza (Trejo, m. 86) Atlético (4- 4- 2) Abbiati; Valera, Pablo, Eller, Pernía; Luis García, Cleber Santana, Motta, Reyes; Mista (Agüero, m. 60) y Forlán. Árbitro: González Vázquez. Mostró tarjeta amarilla a Eller, Navarro, Pablo. Varela, Agüero. Enseñó la cartulina roja a Reyes por doble amonestación en el minuto 86. Gol: 1- 0, m. 21: Arango. Ibagaza fue uno de los mejores jugadores del Mallorca; en la imagen, supera a Motta edulcorante y sin ninguna fe. Con Forlán más tieso que la mojama, nadie apareció por arriba para poner en jaque a la zaga local. Algún disparo aislado del uruguayo o Luis García, una falta desviada de Reyes y poco más. Pólvora mojada que no asustó a nadie. El Mallorca no hizo un partido brillante. Le bastó con marcar un gol y juntar luego sus líneas para contener los tímidos intentos del Atlético, que pasaron a ser penosos en la segunda mitad. Fue un quiero y no puedo de los rojiblancos, abajo en el marcador y sin fútbol ni empuje suficiente para arrinconar al rival. De hecho, no fue capaz de disparar entre los tres palos ni una sola vez, partido el equipo por la mitad por mor de un medio campo nulo, penoso táctica y creativamente. Como el equipo está mal físicamente, tampoco fue capaz de reducir a su rival en ese aspecto. Por el contrario, el Mallorca vivió un partido plácido. Dio medio paso atrás y empezó a pegar pelotazos a la velocidad de Güiza por si saltaba la liebre, que siempre estuvo a punto de... Si hubo un ligero amago de reacción, que no lo pareció, este quedó total y definitivamente perdido en la cabeza de Reyes, que no está para nada, pero menos para pensar. Le habían sacado una amarilla por protestar, que también es ganas, y al final largó una zancadilla a balón pasado que era amarilla seguro y, por lo tanto, roja. Así que a la caseta dejando a su equipo que remara, aún más, contra corriente. Una irresponsabilidad más entre tanto desastre generalizado. REUTERS JOSÉ MANUEL CUÉLLAR El Atlético está en plena recesión. En todos los sentidos: físico, de ideas, mental... No se encuentra. Peleando en varios frentes, no ve consuelo en el banquillo donde Aguirre mira y observa números menores. Ayer, en Mallorca, hubo mucho pensamiento copero y muy poco liguero, sin conexión alguna con lo que estaba sucediendo en el terreno de juego, un tanto ausente el equipo y con los remedios buscados bloqueados por completo. Ni Reyes, ni Mista, ni Cleber... Los remiendos rojiblan- Aguirre: No fuimos capaces de reaccionar, quisimos y no pudimos J. AGUILÓ PALMA DE MALLORCA. El entrenador del Atlético, Javier Aguirre, quiso minimizar los daños señalando que su equipo no mereció la derrota, si bien reconoció que el gol fue una acción puntual. Luego, el equipo se encontró con que no tuvo mucha capacidad de reacción y cuando quiso y pudo, también nos faltó acertar y meter la pelota. Por eso hemos perdido Respecto a los pocos cambios que hizo, el mexicano explicó que les vi bien, no fatigados, El gol fue lo que movió el ánimo. Valera iba a los córners, Luis García corría, por eso no cambié, precisamente, para dar oportunidades a jugadores que habitualmente no tienen noventa minutos Manzano había visto otro partido, más acorde con la realidad por cierto: tuvimos más verticalidad y fuimos justos vencedores. El Atlético quiso pero no pudo, y fue gracias a nuestra buena defensa Manzano destacó el mérito de sus jugadores porque nos enfrentamos a un equipo que sólo había perdido fuera ante el Barcelona y el Madrid y no había recibido un gol en las últimas cinco jornadas Así jugó el Mallorca Moyá: regular. Héctor: regular. Ramis: bien. Nunes: bien. Navarro: regular. Jonás: bien. Pereyra: regular. Ibagaza: regular. Varela: bien. Arango: regular. Güiza: regular. Borja Valero y Trejo: sin calificar. El técnico. Gregorio Manzano: Regular. No hizo nada del otro mundo el equipo, pero al menos se juntó bien y fue un grupo muy eficaz y funcional. Lo mejor: La defensa se mostró sólida y segura. Jonás fue omnipresente en el partido. Los delanteros se movieron bien por toda la franja ofensiva. Las líneas se juntaron bien Lo peor: Algo conformista el equipo una vez logrado el gol. Escasa ambición en ataque. Liviano intento Así jugó el Atlético Abbiati: regular. Valera: regular. Pablo: bien. Eller: mal. Pernía: regular. Luis García: mal. Cleber Santana: mal. Motta: mal. Reyes: mal. Mista: mal. Forlán: mal. Agüero: regular. El técnico. Javier Aguirre: Mal. Lentitud en el único cambio y escasez en los mismos cuando se veía que el equipo no tenía capacidad física de reacción. Distanciamiento entre las líneas. Sin plan B. Lo mejor: Los cruces de Pablo y poco más. Algunos intentos individuales en ataque. Lo peor: Sin cohesión ni ideas. El equipo hundido físicamente. El medio campo desaparecido en combate. Nula verticalidad. Lamentable Reyes.