Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 25- -1- -2008 85 Galería de personajes Mortadelo El rey de los disfraces Dotado con una extraordinaria habilidad para disfrazarse, este agente calvo y larguirucho es también un especialista en meter la pata y en poner en apuros a su jefe, Filemón. De él dicen que, aunque parezca el cerebro del equipo, no hay que engañarse, porque no ha visto un cerebro en su vida. Su encefalograma plano está más allá de los límites descubiertos por la ciencia y la astrología juntas. provocar a Mortadelo y Filemón todo tipo de problemas y levantarles más de un dolor de cabeza. No es extraño que cada vez que tienen que probar uno de sus inventos sus bocadillos acaben llenos de improperios. Mortadelo y Filemón. Misión: salvar la Tierra España 2008 Género- -Comedia Director- -Miguel Bardem Actores- -Edu Soto, Pepe Viyuela, Mariano Venancio, Berta Ojea Rompetechos Requeteciego Según su currículum, este personaje con spin- off propio posee el Guinness al Hombre más requeteciego del mundo mundial No ve bien, pero se le perdona porque es todo corazón. Rompetechos es un hombre entrañable y, según el Instituto Nacional de Encuestas Absurdas, nueve de cada diez mujeres de entre 90 y 110 años estarían encantadas de tenerle de mascota. La máquina de copiar gente JAVIER CORTIJO Visto desde la perspectiva del tiempo (aunque fuesen cinco años, que en cine español es mucho) lo que consiguió Javier Fesser con La gran aventura de Mortadelo y Filemón tuvo casi tanto mérito como si Bacterio ganase el Nobel de Química y Ofelia el de la Paz en el mismo año. Teletransportarnos a las catacumbas de la T. I. A. sin escatimar ni una lombriz fumando celtas y servirnos en plan pulguitas un buen muestrario de los bocadillos que salieron de los más altos hornos de Ibáñez no se paga con dinero, ni siquiera petromortadelos Hasta se perdonaban los tacos y acentos regionales y que Rompetechos fuese un facha furibundo. Así, cualquiera que quisiese acometer la continuación de la saga sólo tenía que repasar con tinta fresca tan brillante original, y colorearlo, si no al óleo fino, al menos a la témpera temperamental. Eso ha hecho Miguel Bardem (cuya filiación al pop estrafalario quedó clara con La mujer más fea del mundo y a la picaresca cañí con la estimable Incautos aunque, evidentemente, el factor sorpresa fesseriano quede fulminado a las segundas de cambio. Y casi primeras, si se tiene en cuenta los chafarderillos títulos de crédito iniciales, en contraste con el número musical mosquitero de la anterior entrega. Para entendernos: lo que entonces era El sulfato atómico o Moscú 80 aquí es cualquier álbum coyuntural que el genial dibujante despacha últimamente a velocidad de vértigo y con calidad algo justa. Incluso el argumento, con el runrún del calentamiento global, y cuestiones tan pilladas por los pelos como bautizar a un perro virtual Bush para poder llamar animal al inquilino de la Casa Blanca (te tira el Bardem, Miguel) así parecen corroborarlo. Hay gags y personajes de rocambolesca valía (esos villanos Botijola y Todoquisque) y Edu Soto bailotea en la levita de Mortadelo como un niño con zapatófonos nuevos, pero el conjunto pesa demasiado como para levantar el vuelo cual mariposa con bigote. Aunque, qué diantres, tampoco seremos tan mamelucos como para amargar el 50 aniversario a estos héroes nacionales de millones de infancias de ayer y de siempre. Los protagonistas, disfrazados Será por eso por lo que sigue confiando en ellos. Tampoco es Filemón, jefe de la pareja, un dechado de inteligencia. Posee más cordura que su inseparable Mortadelo, pero eso, en realidad, no significa nada. Aunque lo comparten todo, hay algo que siempre se lleva Filemón: los golpes, las bofetadas y los trompazos. Filemón Un imán para todo tipo de golpes Ofelia Una gran secretaria Ofelia es grande en el sentido más literal del término. Mortadelo y Filemón son su objeto de deseo, pero para ellos no es sino una pesadilla. Su mal humor sólo es comparable con su peso, aunque, todo hay que decirlo, es la única que pone orden en la T. I. A. Toribia La hermana de Mortadelo Ya está todo dicho. Pero para aquellos que quieran saber un poco más, hay que decirles que es tan fea como su hermano y que es un problema irresoluble. También que su encanto está tan oculto que nadie lo ha encontrado jamás. El Súper El jefe de todo esto Bigotudo y habitualmente malhumorado- -tiene más que motivos- en el fondo es uno de los culpables de que Mortadelo y Filemón no den más de sí: es un jefe explotador que les tiene trabajando a destajo por un mísero sueldo. El profesor Bacterio El científico loco Es Doctor en Física Lunática en la Universidad de Chapuzilandia. Los artilugios que se inventa no sirven para nada... Bueno, en realidad sí, para Botijola El malo malísimo No podía faltar en una película así. Su intención es dejar el planeta más seco que una uva pasa. A Mortadelo y Filemón les corresponde, naturalmente, la complicada misión de impedirlo. La cuestión es: ¿lo conseguirán? FRANCISCO SECO bién ha dado el salto a las nuevas tecnologías y actualmente existe una página web repleta de juegos, salvapantallas, tiras, disfraces, incluso noticias de Club de la T. I. A. Lo curioso es que Ibáñez no utiliza un ordenador en la vida real ni aunque lo maten. Lo intentó en su momento y se le borraron las viñetas que tenía terminadas y dijo que nunca jamás Al referirnos a la soltura en el trazo de los dibujos y la perfección de las viñetas originales, a Miguel Bardem se le iluminan los ojos: Son planos totalmente cinematográficos. Hasta tal punto, que quisimos repetir alguno en la película y fue imposible de realizar por su estrategia visual. El tiro de cámara en el tebeo está clarísimo: primeros planos, contraplanos, tres cuartos, corte americano, plano general. ¡Son tan buenos visualmente! Entra en la conversación entre el cineasta y el periodista Pepe Viyuela- Filemón, el personaje imán de los trompazos, el actor que triunfa en la serie Aída De hecho, nuestros personajes en Aída son herederos de toda esa corriente de humor surrealista. Creo que el éxito viene dado porque las si- Aida heredera del cómic Cuando creía que no iba a encontrar al Mortadelo soñado, llegó la propuesta de Soto, prodigiosa El cómic ha dado el salto a la tecnología, pero Ibáñez no utiliza un ordenador ni aunque lo maten tuaciones están conectadas con el surrealismo del pasado, no surgen de la nada, se reconocen fácilmente Viyuela se ha encontrado de sopetón con un Mortadelo distinto, con el físico camaleónico de Eduard Soto, algo que ve normal. Los actores ya estamos acostumbrados. Tuve cierto vértigo ante la incógnita de saber si íbamos a cuajar, ya que no conocía de nada a Eduard. Lo estupendo de la situación fue que desde el primer momento no hubo ninguna dificultad, todo lo contrario, y supe que no tendríamos ningún problema de comunicación. Como así fue Nuevos fichajes Eduard- El Neng de Buenafuente -añade que Mortadelo es un personaje que me atrae desde el punto de vista de que no existe sin Filemón, y viceversa. Es consciente de las deficiencias de Filemón, inclu- so se ríe de él cuando lo apalean, que es casi continuamente, momento que él aprovecha para disfrazarse de bruja mientras que el otro sigue recibiendo bofetadas. Un lupas que muta cuando le viene bien. Cada uno acepta su rol de agente de la T. I. A. mientras que ambos son conscientes de que juntos funcionan mejor a la hora de llevar una misión al desastre total con final feliz En la cinta se estrenan Carlos Santos Los hombres de Paco como el malvado Botijola, al mando del trío de matones interpretados por Alex O Dogherty Camera Café como Todoquisque; Tomás Pozzi, como el chino bajito que se lleva las tortas y se esconde fácilmente, Chulín, y Andrés Gasch, que repite en el papel de Matraca. Más información sobre la película: www. myfmisionsalvarlatierra. com