Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
18 ESPAÑA La ofensiva terrorista s El chavismo, pulmón de la banda VIERNES 25 s 1 s 2008 ABC César Alonso de los Ríos LOS CATÓLICOS TAMBIÉN VOTAN os obispos andaluces han pedido en su reunión de Córdoba que los ciudadanos no voten a los que alientan el aborto y la eutanasia (ABC de ayer) Es intolerable, dicen algunos; una prueba más de la vuelta de la Iglesia española al nacionalcatolicismo. ¿Acaso el propio texto de los obispos no afirma el concepto de laicidad positiva que recomienda el Papa? Esta actitud de las gentes del gobierno socialista se explica a partir de su incapacidad para entender lo que quiere decir Ratzinger cuando habla de laicidad positiva En España la incultura en cuestiones religiosas y morales es tan brutal y tan generalizada que los debates sobre el aborto, la eutanasia o el papel excluyente del Estado están pervertidos desde la raíz porque las partes no utilizan el mismo lenguaje. Lo que para la Iglesia es laicidad, para la izquierda en general y para las gentes del gobierno en particular es laicismo. Lo que para unos significa respeto al pluralismo para otros es la defensa de la irreligiosidad. De este modo para los no creyentes la actitud que los creyentes pueden esperar del Estado es a lo máximo una cierta comprensión, la indiferencia, la neutralidad como máximo. El principio según el cual hay que dar a Dios lo que es de Dios y al César lo que es del César debe ser interpretado como una Iglesia reducida al espacio de las sacristías y a la dirección de las conciencias de los fieles. Las gentes del gobierno de Zapatero saltan con toda la alegría del mundo de la laicidad al laicismo. De una actitud que debería ser respetuosa para con las creencias del otro y de la tradición cultural española a una actitud ilustrada y agresiva, decididamente irreligiosa. Progresista. En estas condiciones es imposible el entendimiento, el reconocimiento mutuo de personas y sujetos colectivos, el pluralismo. Por esa razón es importante que los obispos hagan un alto en el camino y pongan sus derechos sobre la mesa. Aunque sólo sea por el temor que puedan tener los socialistas a la pérdida de votos. En esta situación se impone la recuperación del lenguaje. Por cierto, también por parte de los católicos. Tan torpes que a veces dan la impresión de querer pelear con las manos atadas a la espalda. L Restos de la quema de las figuras del Rey y de Aznar frente a la Embajada en Caracas, donde realizaron pintadas a favor de ETA EFE Un piquete chavista quema la imagen del Rey ante la Embajada en Caracas Unos cien radicales gritaron consignas contra Don Juan Carlos y Aznar, hicieron pintadas a favor de ETA y entregaron un texto de apoyo a Batasuna LUDMILA VINOGRADOFF CARACAS. Un centenar de simpatizantes del presidente de Venezuela, Hugo Chávez, se manifestaron ayer ante la Embajada española en Caracas, donde quemaron dos muñecos que simbolizaban a Su Majestad el Rey y otros dos del ex presidente del Gobierno José María Aznar. Los radicales también hicieron pintadas a favor de ETA en el muro exterior de la Embajada y entregaron a un diplomático español un documento en el que manifestaron su apoyo a Batasuna y expresaron su solidaridad con los pueblos que luchan Asimismo, realizaron pintadas a favor del pueblo palestino y de los mapuches, según informa Efe. Esta protesta se produce dos meses y medio después del incidente que protagonizaron Don Juan Carlos y Chávez en la clausura de la Cumbre Iberoamericana de Chile, cuando el Rey dijo al presidente venezolano ¿Por qué no te callas? Desde entonces, no han cesado los ataques de Chávez a Don Juan Carlos y las amenazas a los intereses de España en Venezuela. El caudillo bolivariano, con su habitual lenguaje de taberna, se fue jactando por medio mundo de que esperaba que el Rey le pidiera disculpas. La situación se complicó después de que una torpe maniobra del ministro de Asuntos Exteriores español, Miguel Ángel Moratinos, hiciera creer a Chávez que Don Juan Carlos buscaba un acercamiento y que éste iba a producirse en la toma de posesión de la nueva presidenta de Argentina, donde el dirigente venezolano coincidiría con el Príncipe de Asturias. Pero Don Felipe y Chávez solamente se estrecharon la mano, sin que el saludo diera para nada más. Cuando parecía que el incidente acabaría por diluirse con el paso del tiempo, la protesta de los radicales volvió a resucitarlo ayer en Caracas. El escrito que entregaron los seguidores de Chávez, firmado por la Coordinadora Simón Bolívar y otras cinco coordinadoras de movimientos territoriales urbanos hispanoamericanos, manifiesta el rechazo más rotundo a las expresiones y actitudes colonialista, racistas, xenofóbicas del Gobierno español Rechazamos la actitud y las palabras irrespetuosas, violentas y atentatorias contra la dignidad y la soberanía del pueblo venezolano que el Rey de España las dijo en la cumbre de Chile dice el texto. Asimismo, el documento añade: Denunciamos la campaña represiva desatada contra la izquierda revolucionaria e independentista vasca y en concreto exigimos la liberación de la dirección política del partido revolucionario vasco Batasuna El texto entregado por los manifestantes, algunos con pancartas de referencia al Por qué no te callas añade que aún el imperio español tiene sus garras en nuestra América Y agrega que se oculta tras las fachadas de empresas españolas instaladas en Venezuela. Brigadistas vascos Askapena, incluido en el MLNV, tiene desplegados en Venezuela decenas de brigadistas vascos para justificar a ETA Desde hace años, el colectivo Askapena, integrado en el MLNV cuya vanguardia es ETA, tiene desplegados en Venezuela decenas de brigadistas que en un perverso discurso aluden a un País Vasco reprimido por la España de siempre la que hace 500 años colonizó las Américas. Pretenden así justificar la lucha armada de ETA y que los etarras que residan en Venezuela cuenten con toda suerte de privilegios. Un grupo de estos brigadistas se desplazó el pasado mes de agosto a Caracas y tuvieron como anfitrión a la Coordinadora Simón Bolívar, que les abrió las puertas de los medios de comunicación afines a Chávez para que expresaran su versión de la ruptura del proceso de paz Esto es, que la culpa única fue del Ejecutivo de Zapatero, porque ETA había sido el único agente que había mostrado voluntad de paz.