Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
Miércoles 23 de Enero de 2008 Editado por Diario ABC, S. L. Juan Ignacio Luca de Tena 7. 28027 Madrid. Teléfono: 913399000. Publicidad: 902334556. Suscripciones: 901334554. Atención al cliente: 902334555 Diario ABC, S. L. Madrid 2007. Prohibida la reproducción total o parcial sin el permiso previo y expreso de la sociedad editora. Número 33.640. Depósito Legal: M- 13- 58. Apartado de Correos 43, Madrid Precios de ABC en el extranjero. Alemania: 2,05 Bélgica: 2,00 Estados Unidos: 2,50 USD. Francia: 2,05 Irlanda: 2,10 Italia: 1,75 Holanda: 2,00 Portugal: 1,35 Reino Unido: 1,20 LE. Suiza: 3.40 CHF. Marruecos. 16 Dh. DESDE MI BUHARDILLA Laura Campmany EL TSUNAMI omo lo que se lleva esta temporada para la precampaña electoral- -así entre en coma el sector de la construcción o se hunda la bolsa- -es tildar de alarmista, crispamañanas o pájaro de mal agüero a todo el que se atreva a predecir infortunios, voy a darme el gustazo de aconsejarle al señor Iceta que se sosiegue, que a lo mejor porque el Estado garantice la enseñanza del español en Cataluña no va a acabarse el mundo, ni a temblar los cimientos de Las Ramblas. El hombre está tan hecho a las inexorables inmersiones, que todo se le antoja ya un tsunami. Lo que pasa es que en Cataluña, como en otras zonas bilingües de la nación, si se permite a los niños hablar en español en los recreos, van ellos, inocentes, y lo hablan; si se permite a los comerciantes rotular en español, resulta que unos cuantos lo prefieren; hay personas tan tontas que, si la opción existe, eligen la enseñanza en castellano. Quizás, absurdamente, prevén cambiar de puesto o de destino, y quieren que sus hijos tengan algún futuro. Y ocurre que también son ciudadanos. Y más concretamente, ciudadanos de España. Un tsunami- -ya saben- -es como un latigazo. En la costa, al principio, el mar se retrotrae, para luego volver crecido y aumentado. Donde menos se nota es en el epicentro. Devolver su carácter de derecho a esa lengua que a todos garantiza justicia, libertad y entendimiento no tiene, de tsunami o maremoto, más que la relación efecto- causa. Después de muchos años de leyes arbitrarias, tan discriminatorias y ajenas a la vida que hasta se han sustentado en multas, delaciones y espionajes, quizás las cosas vuelvan a su sitio. Igual que hacen las aguas cuando acaba el tsunami. C Proyección holográfica del Príncipe Carlos durante la cumbre mundial sobre la energía del futuro AP Les habla un holograma El Príncipe de Gales apareció de pronto en una conferencia sobre energía alternativa de Abu Dhabi, y tras su discurso se desvaneció en el aire. La holografía le evitó un viaje que hubiera provocado 20 toneladas de CO 2. EMILI J. BLASCO n príncipe Carlos en tres dimensiones y de tamaño real hablaba y se movía en el estrado de la Cumbre Mundial sobre la Energía del Futuro, en Abu Dhabi, capital de los Emiratos Árabes. Pero en lugar de decir al final lo habitual en estas ocasiones- -algo así como que queda inaugurada esta conferencia -el príncipe de Gales afirmó: Y ahora voy a desaparecer en el aire, sin dejar ninguna huella de carbono Y cual vino, se fue, como en las películas de Star Trek La presencia virtual en holograma del Heredero británico no se ha visto como excentricidad que se está generalizando- -ya lo hizo el polifacético millonario Richard Branson, le ha seguido Al Gore y también el futbolista David Beckham- sino como un compromiso con el medio ambiente. El príncipe Carlos, pionero en muchos aspectos medioambientales, fue criticado el año pasado por haber acudido a EE. UU. a recoger un galardón por esa labor mientras dejaba por el globo un reguero de contaminación (vuelos, desplazamientos en coche... Esta vez, ha querido dar ejemplo, y ha evitado una emisión estimada de entre 15 y 20 toneladas de dióxido de carbono. Aunque tampoco hay que caer en demagogias: alguien tiene que asistir a las conferencias internacionales para darles realce, y el príncipe Carlos pudo estar sólo como aire porque su hermano Andrés estaba de carne y hueso, expresando el compromiso diplomático del Reino Unido con las energías alternativas. El hijo mayor de Isabel II grabó su discurso hace unas semanas en Highgrove, la residencia campestre que ha convertido en un reino de la agricultura y la ganadería ecológica. La técnica de la holografía es sencilla, según explica Ian O Connell, director de la compañía que se ocupó del encargo. Algo grabado en dos dimensiones con una simple cámara puede verse en tres dimensiones cuando se utiliza un proyector de gran resplandor y se proyecta la imagen a través de la pantalla de un polímero especial que resulta invisible al público. Es algo que parece del siglo XXI, pero en realidad está basado en un truco de la era victoriana indicó O Connell. La última novedad en esto de la holografía está en emisiones en tiempo real. El holograma de una persona que en esos momentos está a miles de kilómetros puede proyectarse en un lugar en el que además interactúe con los presentes si sigue en directo que lo allí ocurre. Tal vez sea la próxima experiencia del príncipe Carlos, acuciado por el hecho de que nos quedan menos de diez años para ralentizar, parar e invertir la emisión de gases de efecto invernadero como señaló su holograma en Abu Dhabi. U