Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
52 MADRID MARTES 22 s 1 s 2008 ABC La crisis económica que afecta a España podría sin duda llegar a alcanzar a Ifema Luis Eduardo Cortés s Presidente del Comité Ejecutivo de Ifema El máximo responsable de la segunda empresa de la región por detrás del aeropuerto de Barajas- -con unos ingresos en 2007 de 170,6 millones de euros- -afirma que la mala situación de la economía es un hecho y no una invención como dice el PSOE POR CARLOTA FOMINAYA FOTO: SIGEFREDO MADRID. Tras dos meses de polémica el flamante presidente de Ifema ha dimitido de su cargo como presidente no ejecutivo de Vallehermoso, dice, no por incompatibilidades de cargos, porque no lo son ni ética ni estéticamente ni porque lo pidiera encarecidamente el Ayuntamiento recusación en mano, sino porque quería en el momento que ha considerado adecuado. Cortés, que fue consejero de Obras Públicas y segundo de abordo de Ruiz- Gallardón cuando éste era presidente de la Comunidad, asegura también que cree y desea que el regidor no abandone su puesto tras el 9- M -Yo pensaba dimitir desde hace muchísimo tiempo y, además, la ley no dice que los dos cargos eran incompatibles, como aseguraba el Ayuntamiento. Pero claro, en el momento en que se sale diciendo que tengo que dimitir porque la ley me obliga a ello y que si no lo hago estoy yendo en contra de la ley o de la ética ahí me bloqueo y digo ¡no! Partiendo de esa base, cuando me ofrecieron la presidencia de Ifema, como es lógico, me reuní conmigo mismo y tomé decisiones. Estar en Vallerhermoso, aunque no sea en un puesto ejecutivo, evidentemente conlleva obligaciones con esa casa, y dedicación en tiempo, entre otras cosas porque te pagan. A mí me pareció desde el principio que dedicarme a las dos cosas no era ni lo más adecuado ni lo que a mí me apetecía. Porque cuando estás en dos lugares a la vez es imposible que lo hagas bien en los dos sitios. Le estás hurtando dedicación a las dos. Además, tal y como estaba planteado hasta ahora, el presidente ejecutivo tenía una dedicación digamos de presencia formal, básicamente, en los comités ejecutivos, no de día a día en la empresa. Y yo lo he planteado como dedicación completa. ra por razones obvias. Tras debatir la propuesta el comité ejecutivo quitó de los pliegos de contratación la referencia a la misma y en la actualidad, sólo se mantiene dicho régimen de incompatibilidad para el equipo de dirección de Ifema, es decir, para Fermín Lucas y los jefes de área. Quiero decir también que la postura de Vallehermoso durante todo este tiempo ha sido de profundo respeto y de discrección absoluta. Aquí y en Barcelona. Y es muy raro que una obra no tenga desviaciones en su presupuesto inicial. Es una cosa lógica. El contencioso lo mantiene Sacyr- -que no Vallehermoso, donde yo era presidente no ejecutivo- con Ifema. Sacyr y Vallehermoso son dos empresas distintas, que tiene sus propios consejos de administración, sus propios presidentes o sus propios consejeros delegados. En este caso, la empresa que construye es Sacyr, y tiene un desacuerdo por la terminación de los pabellones 12 y 14. La situación contemplada es una cosa muy habitual, y esto no lo puede negar nadie. Tendrán que llegar a un acuerdo. Y quiero remarcar que además yo no he estado en Sacyr sino en Vallehermoso, donde mi responsabilidad no era ejecutiva, y donde tenía un poder y una responsabilidad mínima. Pero si hubiera continuado simultaneando los dos cargos- -que como he comentado, es algo previsto- -simplemente me hubiera abstenido en ese punto del día, que es lo que además el sentido común te dice. Es también una práctica habitual en las empresas. Todo el mundo tiene vida. -Un año antes de que yo llegara a Ifema ya se había planteado esa cuestión de régimen de incompatibilidades. Concretamente, en el acta del 15 de diciembre de 2006 se dice claramente que al presidente ejecutivo le dejan sin efecto las incompatibilidades, porque si no nadie que tuviera que ver con el mundo de la empresa aceptaría el cargo. Esto ocurrió cuando el presidente era Gerardo Díaz Ferrán. Éste tenía empresas en su propiedad que tenían que ver con Ifema, de hecho, que contrataban con la feria, y pidieron que se compatibiliza- ¿Dónde dice la ley que los dos cargos, el de presidente no ejecutivo de Sacyr, y el de presidente de Ifema, no eran incompatibles? -Es decir, que si no se hubiera creado la polémica hubiera dimitido igual. -Sí. Si no hubiera ocurrido nada hubiera dimitido igual. Lo que no puedes hacer es dimitir cuando dicen que estás obligado a dimitir. Así que asunto zanjado. -Pero una de las empresas de Sacyr Vallehermoso, holding en el que de alguna forma usted tenía responsabilidades, mantiene un contencioso con Ifema a cuenta de la revisión al alza de los dos nuevos pabellones de la feria. -Fui consejero de Obras Públicas como segundo de Gallardón y sé lo que son las obras. -Acaba de dimitir en Vallehermoso, como pedía el Ayuntamiento. ¿Lo tenía pensado hacer antes? porque no parecía su intención en un primer momento. Pensaba dimitir desde hace muchísimo tiempo, porque no se puede trabajar bien en dos sitios a la vez Ifema es también una empresa muy potente. Es el número uno de España como motor de ferias -Estaba previsto que se terminasen estas dos nuevas infraestructuras para septiembre. ¿Están ya finalizadas? -Están prácticamente terminadas. ¿A cuánto asciende el des-