Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 18 s 1 s 2008 ESPAÑA 27 Un vecino de la niña de Huelva es el principal sospechoso de la desaparición Abandonó la ciudad por temor a la familia y tiene un antecedente por abusos sexuales PABLO MUÑOZ HUELVA. Los días pasan sin avances significativos en la investigación abierta tras la desaparición de la niña de 5 años Mari Luz Cortés en la barriada del Torrejón, en Huelva, y el pesimismo sobre el desenlace del caso aumenta entre sus familiares y los investigadores. Los padres de la chiquilla hacen llamamientos continuos a la colaboración ciudadana, apelan a las entrañas de quien se la ha llevado mientras la Policía se vuelca en las pesquisas y comprueba hasta el mínimo dato para aportar algo de luz. De momento, las pruebas brillan por su ausencia aunque los investigadores centran buena parte de sus indagaciones en un vecino de Mari Luz, con cierta fama de gustarle las jovencitas y que se marchó de Huelva el pasado lunes después de tener un pequeño incidente con la familia de la chiquilla, que desde el principio tuvo dudas sobre él. El martes, el padre de la menor aseguraba que tenía un sospechoso sin precisar más datos. El individuo tiene un antecedente policial por abusos sexuales a una menor de su familia, según ha podido saber ABC. No ha sido detenido- -no hay una sola prueba que lo relacione con el caso- -aunque la Policía ya se ha entrevistado con él para que aclare qué hizo durante la tarde del pasado domingo y con quién estuvo. Se trata de una persona casada su mujer abandonó con él la ciudad- -que vive de su pensión. El matrimonio no tiene coche, por lo que salió de la ciudad en transporte público. Es, por tanto, lo más parecido a un sospechoso que tienen Muere un bebé y otros dos están graves tras el incendio de una vivienda en Soria MARÍA JESÚS BORJABAD SORIA. Un bebé de diez meses falleció ayer como consecuencia del incendio producido en el domicilio donde residía con sus padres de origen marroquí y sus cuatro hermanos en el número nueve de la calle Cortes. En el momento del incendio la madre y los dos pequeños gemelos se encontraban en el domicilio. El otro bebé resultó también intoxicado por el humo y fue trasladado en helicóptero al hospital General Yagüe de Burgos. La voz de alerta la recibió el 112 cuando un vecino advertía del incendio del inmueble de unos 50 años de antigüedad de tres alturas y seis viviendas. En total siete personas fueron evacuadas por los bomberos. Tres eran niños, los dos gemelos y un tercero de 20 meses que vivía en la tercera planta del edificio y que también fue trasladado al hospital de Burgos. El resto de los afectados, una mujer de 29 años, embarazada, un matrimonio y la madre del fallecido, fueron ingresados en el Hospital Santa Bárbara para su observación. Al finalizar el día se mantenía el estado reservado de los dos menores, la madre de los gemelos de 38 años fue hospitalizada y la otra mujer permanecía en observación. El matrimonio español, de 66 y 64 años de edad, fueron dados de alta. El origen del incendio pudo ser un fallo en el sistema eléctrico. La Policía Científica determinará hoy si ésta fue la causa de que el segundo izquierda del inmueble comenzara a arder. Los vecinos lamentaban ayer lo sucedido y hacían cábalas de lo que pudo ocurrir. Seis familias no pudieron dormir anoche en sus casas por los daños ocasionados y tuvieron que ser realojadas. La madre de la niña, en medio de dos familiares, busca consuelo en sus allegados los investigadores. Su perfil psicológico encajaría, en principio, con el que se ha trazado del agresor- -a estas alturas que la niña sufriera un accidente está prácticamente descartado- pero no se pueden sacar conclusiones: no hay testigos y, además, el minucioso registro de su vivienda realizado por la Policía Científica tampoco ha dado resultados. La práctica totalidad de la plantilla de la Comisaría de Huelva está volcada en las investigaciones, en las que además colaboran agentes de Policía Científica de Sevilla y, desde hoy mismo, también de la UDEV Central de la Comisaría General de Policía Judicial. Interior ha dado prioridad máxima al caso y no se escatiman medios pese a que todo se concentre en hallar a la niña. En estas condiciones, una vez más resulta de especial importancia la colaboración ciudadana, a la que ha apelado tanto la familia como las autoridades. Es crucial que aporten datos no sólo quienes hayan podido ver algo, sino también aquellos que conocen a personas susceptibles de cometer un acto tan brutal como el que se supone que ha sufrido la chiquilla. Todas las hipótesis están abiertas y por tanto cualquier dato es interesante. Naturalmente, los rastreos continúan y ya se ha peinado toda la ciudad e incluso se ha llegado a varias zonas de la pro- DANIEL G. LÓPEZ vincia. No obstante, se van a repetir las búsquedas en algunos puntos, sobre todo las más próximas a la vivienda de la niña, ya que lo más probable es que no esté muy lejos de allí. Descampados, obras, arcenes, almacenes, casetas y alcantarillados serán de nuevo recorridos por la Policía. Mientras, la familia continúa su calvario. Juan José Cortés, el padre de Mari Luz, se mantiene con una serenidad encomiable- -una y otra vez agradece el trabajo que realizan las Fuerzas de Seguridad- -aunque cada día que pasa se ve con más claridad en su rostro el terrible sufrimiento por el que está pasando. Su mujer, simplemente está desecha.