Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
30 ESPAÑA MIÉRCOLES 16 s 1 s 2008 ABC El Solitario llega a España y mañana declara por matar a dos guardias civiles Fue entregado al Instituto Armado en la cárcel de Elvas por motivos de seguridad A. LARDIÉS MADRID PAMPLONA. Jaime Jiménez Arbe, más conocido como el Solitario que hasta el pasado verano era el delincuente común más buscado de España, durmió anoche en el centro penitenciario de Valdemoro (Madrid) tras haber sido entregado a España a primeras horas de la tarde de forma temporal para que responda en nuestro país de la muerte de dos guardias civiles en la localidad navarra de Castejón, ocurrida en 2004. Las autoridades portuguesas decidieron hacer la entrega de este individuo en el centro penitenciario de Elvas en lugar de en la frontera por motivos de seguridad. Desde primeras horas de la mañana decenas de periodistas se concentraban ante la comisaría mixta situada en la antigua frontera de Caya, que es la que habitualmente se utiliza en este tipo de situaciones. Sin embargo, se decidió que la cárcel de Elvas era un lugar más apropiado para que los agentes del Grupo de Intervención, Protección y Socorro de la Guardia Nacional Republicana, que habían custodiado al criminal, se lo entregaran a la Guardia Civil. Curiosamente, otros dos presos que también iban a ser entregados a España fueron llevados a la citada comisaría mixta, donde fueron recogidos en furgones de la Policía Nacional. Fuentes policiales aseguraron que este tipo de medidas son habituales cuando se considera que el interno implicado es peligroso. La salida de la prisión no se hizo, como estaba previsto, en presencia de los abogados del delincuente y a lo largo de todo el día las autoridades portuguesas no quisieron facilitar información alguna sobre cómo se había realizado la entrega. Simplemente, cuando ya había cruzado la frontera informó de que el Solitario ya estaba en España. Jiménez Arbe llegó a las cinco y media de la tarde a la cárcel de Valdemoro, donde pasó la noche. Hoy mismo será llevado hasta el centro penitenciario de Zuera (Zaragoza) donde permanecerá el resto del tiempo que pase en España, que está previsto que sea un par de meses. La razón de que fuese llevado primero a Valdemoro era que se consideraba excesiva la distancia entre Portugal y Zaragoza- -750 kilómetros- -para hacerla en un solo día y teniendo en cuenta que la comodidad no es una de las virtudes que más adornan los furgones de la Guardia Civil que se utilizan en las conducciones de reclusos. Mañana, jueves, Jaime Jiménez Arbe será llevado a declarar ante un juez de Tudela (Navarra) que instruye las diligencias por la muerte de los dos guardias civiles en Castejón, según todos los indicios a manos de este individuo. De hecho, además de las pruebas de balística- -el arma empuñada en esos crímenes se encontró en poder del Solitario en una nave de su propiedad- hay testigos que lo han reconocido. Además de estas muertes, Jiménez Arbe está acusado de una treintena de atracos a mano armada. El Solitario fue detenido en una operación conjunta de las policías española y portuguesa el 23 de julio de 2007 con varias armas es su poder y cuando se disponía a atra- Pruebas de balística En la cárcel Jaime Jiménez Arbe, tras ser entregado a las autoridades españolas car un banco en la localidad lusa de Figueira da Foz. Tras su comparecencia ante el juez de Tudela tiene que regresar a Portugal para responder ante la Justicia lusa del intento de atraco, porte ilegal de armas y uso de matrículas falsas, entre otros delitos por los que podría ser condenado hasta veinte años de cárcel. Esta vista oral, informa Efe podría celebrarse en la misma prisión de Monsanto donde ha estado M. I. recluido, una cárcel situada en el parque lisboeta del mismo nombre con instalaciones para albergar un tribunal. El Solitario se ha quejado varias veces de las duras condiciones de la prisión. En libertad con cargos una mujer de Sanlúcar acusada de la muerte de su marido a puñaladas ABC CÁDIZ. La Policía ha detenido a una mujer de 50 años en Sanlúcar de Barrameda (Cádiz) que, tras declarar ante el juez, quedó en libertad con cargos como presunta autora de la muerte a puñaladas de su marido el pasado día 9 en su casa. La Policía recibió a las 20.55 horas de ese día la comunicación del hallazgo de un cadáver en un domicilio de la calle Descalzas de Sanlúcar. Según la declaración de la mujer, Caridad M. C. de 50 años, tras regresar de la calle encontró el cuerpo de su marido ensangrentado en la bañera, por lo que dio aviso tanto a los vecinos como al 091. Agentes de la Policía Judicial y Científica se personaron en el lugar de los hechos, y comprobaron que el cuerpo de Manuel G. P de 55 años, estaba den. tro de la bañera, desnudo y ensangrentado. Se procedió al levantamiento del cadáver por parte del médico forense de guardia, que estableció en el primer momento una etiología suicida del fallecimiento. En principio, la Policía no pensó en que la mujer podría ser la supuesta homicida, puesto que no existía un móvil aparente ni constaban denuncias por malos tratos. Una vez practicada la autopsia por un segundo forense, se puso en conocimiento de la Policía Judicial que la etiología del fallecimiento era homicida por las numerosas heridas que presentaba el cadáver- -más de 60- -y la intensidad de alguna de ellas, incompatibles con un suicidio. Las heridas habían sido producidas por dos armas distintas: unas tijeras y un cuchillo de cocina. La mujer, que presentaba heridas en ambas manos, dijo que se las había producido al intentar sacar del cuerpo de su marido las tijeras y el cuchillo. Al parecer, ella fue la última persona en ver con vida a la víctima, ya muy debilitada por una enfermedad.