Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
32 INTERNACIONAL La liberación de las rehenes de las FARC VIERNES 11 s 1 s 2008 ABC Fin de la tortura en la selva colombiana Las FARC entregan a Clara Rojas y Consuelo González después de más de seis años de secuestro ALEJANDRA DE VENGOECHEA LUDMILA VINOGRADOFF CORRESPONSALES BOGOTÁ CARACAS. La voz le sonaba temblorosa al otro lado del teléfono. Cuando nos encontremos me quedaré muda y la abrazaré. He soñado todos los días con el reencuentro. Un abrazo será lo que nos va a entrelazar. Le diré bienvenida hija de mi alma, bienvenida hija de mi corazón aseguraba ayer Clara de Rojas, de 77 años, la madre de Clara Rojas, una de las dos secuestradas por las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) que ayer fueron sacadas de la selva colombiana en dos helicópteros venezolanos. Mientras su hija, de 44 años, viajaba hasta Caracas junto a la ex diputada Consuelo González, de 57 años, quien estuvo secuestrada casi 7 años, doña Clara, una mujer a la que los colombianos eligieron como el símbolo de 2007 por haber aguantado con estoicismo, temple y fe el secuestro, dio unas declaraciones que dejaron a todos sin palabras. Imágenes exclusivas del canal venezolano Telesur mostraron el momento en que ambas fueron entregadas por los rebeldes. Clara, delgada, pálida, le agradeció por teléfono vía satélite sus gestiones al presidente venezolano, Hugo Chávez, y dijo no creérselo Consuelo también se lo agradeció, pero le pidió que no se olvidara de los otros secuestrados. Gracias por habernos dado la posibilidad de volver a vivir le dijo. La ex parlamentaria colombiana dijo en concreto a Chávez que no sé cómo decir ni cómo expresarle mi agradecimiento por su gestión humanitaria. Su actitud compromete inmensamente la actitud demócrata que tiene que tener un gobernante Ambas se despidieron con un beso de sus captores. Cuídense dijeron. Posteriormente, a su llegada al aeropuerto de Caracas, Clara Rojas explicó en una entrevista con Radio Caracol que de Ingrid no tengo ni idea desde hace tres años cuando fueron separadas por razones de seguridad Ambas nos encomendamos a la virgen santísima, que por fortuna nos ha protegido. Yo confío que Ingrid con todos estos mensajes que tuvo a raíz de las pruebas de supervivencia, recupere su ánimo y su deseo de vivir añadió Rojas, quien se declaró francamente angustiada por el estado de- Clara Rojas en el emocionado momento del reencuentro con su madre AP LIBERACIÓN RELÁMPAGO Dos helicópteros MI- 17 venezolanos con emblemas de la Cruz Roja Internacional recogieron a las rehenes colombianas Clara Rojas y Consuelo González en poder de las FARC N MAR CARIBE Santa Marta Cartagena Valledupar Maracaibo Coro AMÉRICA DELSUR Caracas 4 Trujillo Cumanaá San Juan de los Morros Tucupita Ciudad Bolívar PANAMÁ Montería Cúcuta TÁCHIRA COLOMBIA OCÉANO PACÍFICO Base de Santo Domingo Puerto Carreño Medellín VENEZUELA 3 COLOMBIA Yopal Armenia Bogotá San José de Guaviare Popayán Florencia 2 1 GUAVIARE Mitú 0 Km 400 Ingrid ánimo Lugar de recogida de las rehenes BRASIL 4 Llegaron en avión a Caracas a las 20: 55 gmt secuestradas se 3 La entrega de las de las 16: 00 gmt. produjo alrededor A las 19: 40 gmt aterrizaron en territorio venezolano, en el aeropuerto de Santo Domingo (Táchira) 1 Las aeronaves 10: 02 despegaron a las (15: 02 gmt) del aeropuerto de San José del Guaviare, capital del departamento de Guaviare 2 En menos de una hora aterrizaron en las coordenadas facilitadas por la guerrilla a Hugo Chávez, una zona despejada en medio de la selva, a unos 100 km al sureste de San José del Guaviare. Las tropas colombianas observaron la operación a unos 2 km presivo de Betancourt. ¡Ingrid, ánimo, yo espero verte aquí pronto! A los colombianos, acostumbrados a de todo un poco tras cuarenta años de conflicto ar- mado, esta historia los ha conmovido profundamente. Clara y Consuelo eran dos de las 45 canjeables que las FARC quieren intercambiar por centenares de rebeldes presos. Un porcentaje ínfimo si se tiene en cuenta que esta guerrilla, con 16.000 hombres, tiene en su poder a más de 700 personas. Su drama, sin embargo, sobrepasó todo límite de lo com- prensible. Consuelo, secuestrada en 2001, recupera su libertad y se encuentra con que su marido está muerto, su hija de casó y tiene una nieta. No obstante Clara, brillante abogada candidata a la Vicepresidencia con Ingrid Betancourt, se ha llevado buena parte del protagonismo de este secuestro cuando el año pasado el policía John Frank Pinchao, quien logró escapar de las FARC tras ocho años de secuestro, contó que Clara había tenido un hijo con un rebelde, que le había puesto Emmanuel, que sufría mucho y que la habían separado del niño, hoy, con tres años y medio. Lo que pasó a finales del año pasado, sin embargo, rebasó imaginaciones. El proceso de liberación de estas mujeres, en manos de Chávez, el único con quien las FARC han aceptado negociar, terminó cuando se supo que los rebeldes no tenían a Emmanuel pues lo habían entregado en 2005 a un campesino y al final acabó en un orfanato. En medio de la liberación se desenmarañó toda esta historia. Hoy, con pruebas de ADN en mano que confirman la identidad de Emmanuel, el niño sigue bajo protección del Estado. Cuando Hugo Chávez anunció ayer la liberación de Clara Rojas y Consuelo González dijo que diez minutos antes había hablado con su nuevo ministro de Interior y Justicia, Ramón ABC